Opinión Internacional

Así se cerró el cerco sobre el Mono Jojoy

Con varios centenares de guerrilleros, ‘Jojoy’ se movió durante cerca de tres años entre Cundinamarca, Meta y Huila.

Desde el 2008, mientras varios de sus compañeros del Secretariado y su propio hermano, Granobles, buscaban refugio al otro lado de las fronteras, ‘Jojoy’ decidió concentrarse en la zona del país que mejor conocía: la Sierra de La Macarena y el páramo de Sumapaz.

En varias ocasiones los bombardeos le llegaron tan cerca que el rumor de su muerte se volvió recurrente. Las últimas noticias suyas se tuvieron en julio pasado cuando, en medio de la Operación Júpiter, las Fuerzas Militares llegaron hasta un campamento entre Uribe y Mesetas (Meta).

Esa fue la operación en la que el Ejército estuvo más cerca de ‘Jojoy’ antes de este miércoles. Se encontró una habitación con una cama en cedro y, en una butaca que servía como mesa de noche, una foto de ‘Manuel Marulanda’ abrazado con ‘Raúl Reyes’. Los dos, también miembros del secretariado, muertos en los últimos tres años.

A este campamento llegó el ‘Mono Jojoy’ después de que saliera huyendo de la zona de La Macarena (Meta), región donde se localizaban las cuevas que usaba como escondite y que fueron ocupadas por las tropas de la Fuerza de Tarea Omega en marzo de este año. De nuevo volvió a La Macarena y allí murió.

Fuentes militares aseguran que durante los últimos 10 meses, ‘Jojoy’ se movió en círculos, desde el Papaneme, sur de Uribe, pasando de allí hasta el Guayabero y subiendo nuevamente hacia el páramo de Sumapaz.

«A ‘Jojoy’ le ha tocado correr mucho, en ocasiones el clima le ha ayudado, así como la geografía, que él conoce muy bien, pero lo importante es que no hemos bajado la guardia y esta operación se mantendrá hasta obtener el resultado que los colombianos esperan», declaró hace pocos meses el ex comandante de las Fuerzas Militares, general Freddy Padilla. 

Se estaba quedando solo

En febrero de este año, un informe de inteligencia reveló que ‘Jojoy’ se quedó sin 40 de sus 50 alfiles. Durante tres años, el jefe guerrillero fue perdiendo personas clave dentro de la organización cuyo papel en las Farc se había forjado desde  1982.

Según  relatos de ‘Martín Sombra’, en la séptima conferencia de las Farc se acordó  formar un grupo de comandantes que tomaran las riendas del ala militar de la guerrilla. 

La mala racha de las Farc empezó con ‘Buendía’ y le siguieron las muertes del  ‘Negro Acacio’, ‘Jacinto’, ‘Gaitán’, ‘Negro Arturo’,  ‘Tabaco’ y ‘Byron’, y las  capturas de ‘Cesar’, ‘Negro Antonio’, y ‘Chucho’. Hombres como Carlos  Antonio Lozada y ‘Jhon 40’, están marginados.

De acuerdo con los últimos reportes, al jefe guerrillero le quedan ‘el Zarco’, ‘Kokoriko’, ‘Efrén’, ‘Nelson Robles’, ‘Gentil Duarte’ y ‘Albeiro Córdoba’. Ellos eran los únicos sobrevivientes de la ofensiva militar.

 

Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba