Opinión Internacional

Bye, bye Europa Política

Un adulto de 50 años de edad, con mucho dinero y una gran talla, que se niega a emanciparse políticamente. Esa es la Unión Europea actual. Sin duda un continente paradójico, capaz de ser escenario de las más terribles guerras que la humanidad haya conocido, para luego convertirse en la más grande unión de voluntades, agrupando democracias y valores institucionales, a lo largo y ancho de un territorio por el que hoy circulan libremente bienes y personas sin impedimento alguno. Un gigante democrático, social y liberal, al que sólo le faltaba hacerse de un instrumento, que sentara las bases de su necesario y tantas veces postergado desarrollo político. Dicha herramienta no era otra cosa que la Constitución Europa, la cual estaba llamada a jugar un rol fundador, pero la misma murió antes de nacer. Franceses y holandeses, en menos de una semana rechazaron de forma unánime al tratado Constitucional, y ante la evidencia el habilidoso político que es Tony Blair, anuncia que Inglaterra suspende el Referéndum que tenía previsto realizar en el 2006, con lo cual el cadáver de la Constitución Europea, es enterrado sin honores. Mientras los jefes de Estado de los 25 países miembros se reunirán el próximo 16 de junio, a discutir y a darse el pésame, Blair esperará pacientemente hasta el primero de julio en que le tocará asumir por un periodo de 6 meses la presidencia de la UE. Con el apoyo tanto de los gobiernos de derecha, como el de los nuevos miembros venidos de Europa del Este, Blair durante dicho semestre comenzará las labores de profundización de la llamada Europa de mercado, de tal manera que se induzca a los demás países miembros a adoptar políticas sociales mas liberales, a los fines de disminuir el desempleo y al mismo tiempo aumentar el poder adquisitivo de sus habitantes, esto último dirigido de manera directa a los gobiernos de Francia, Alemania e Italia. De igual forma el voluntarioso Blair, en su cruzada deberá vérselas con aquéllos que se oponen a la moneda única,y aunque Inglaterra no pertenece a la zona Euro,y como no se trata de destruir,sino de seguir construyendo,desde Londres capital financiera de Europa deberán salir señales claras para calmar los ánimos de los eternos enemigos políticos del Euro, los cuales pescando en río revuelto, pretenden exigir –sin mayores argumentos- la abolición de la moneda única europea. Sin embargo, como en todas las economías liberales son los mercados bursátiles quienes deciden y estos en medio de la crisis refrendaria, han seguido respaldando a la moneda europea, la cual no ha sufrido los especulativos embates que algunos presagiaban. Así las cosas, Tony Blair el principal aliado de los EE. UU. en el viejo continente, será el encargado de decirle bye bye a la Europa política. (%=Link(«http://www.webarticulista.net/»,»www.webarticulista.net»)%)

Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te puede interesar
Cerrar
Botón volver arriba