Opinión Internacional

Ha fallecido un Toyota

El 26 de diciembre pasado entregó su alma a Dios el Presidente número XXXVIII de los Estados Unidos de América. Gerald Rudolph Ford, quién nació como Lesley Lynch King, jr. Y fue separado de su padre, negociante de lana y borracho, quien atacó físicamente a su madre a los pocos días de nacido el vástago.

Nació rey y luego, al casarse su madre con Gerald Rudolph Ford, adoptó el nombre de su padrastro lo que solo se materializó legalmente el 3 de diciembre de 1935.

Fue un atleta de excepción. En 1930 conformo el equipo de football de la ciudad y en el bachillerato fue capitán de su equipo. En la Universidad de Michigan ocupó posiciones de importancia. Como golfista fue también un buen atleta, detentando un handicap de seis puntos y fue compañero muy destacado en las competencias anuales promovidas por Bob Hope.

En 1935 se gradúa en Ciencias Políticas y Económicas y en 1941 obtiene su post grado en la Universidad de Yale donde ocupó un desempeño dentro del tercio superior de su clase. Realiza misiones importantes durante la II Guerra Mundial y el 15 de octubre de 1948 se casa con Elizabeth Blower Warren con quien construye una familia que se completa con dos hijos y dos hijas, y hoy se le añaden varios nietos y un biznieto.

Desempeña funciones muy importantes tanto en el campo de la profesión como en el servicio publico, donde , además de ser elegido en trece oportunidades a un curul, llega a ser vocero de la Cámara de Representantes y en 1973, sin proponérselo, es nombrado Vicepresidente de los Estados Unidos de América en sustitución de Aspiro Agnew quien había renunciado al cargo.

Al año siguiente, como consecuencia del proceso de Watergate, remplaza a Richard Nixon en la Presidencia del país y durante su casi tres años de ejercicio se rodeó de 23 colaboradores como secretarios de las once carteras existentes, que han significado la presencia de personas muy importantes en la política norteamericana.

Su paso por la Presidencia de los Estados Unidos fue muy importante. Manejar adecuadamente el proceso de Watergate, en el cual el pueblo de los Estados Unidos tenía visiones absolutamente contrapuestas. Aprobar la posibilidad de inscripción de las mujeres en las academias militares y el manejo de la situación existente en la guerra de Vietnam, son tres hitos que le dan relevancia a su desempeño.

Cuando toco el tiempo de competir por la reelección, fue derrotado por el siguiente Presidente Jimmy Carter y se dice que el evento que tuvo mayor peso en su derrota fue el perdón otorgado al Presidente Nixon.

Ford no dejo de tener problemas familiares importantes, su esposa padeció la terrible enfermedad por su adicción al consumo de alcohol. Una vez más, el ex Presidente y su esposa transformaron un problema en una oportunidad. La señora Ford no solo enfrentó su enfermedad con entereza sino que aprovechó sus recursos para fundar la clínica que se ha ocupado eficientemente en la atención a pacientes que han sufrido de tan terrible mal.

En sus años correspondientes a la tercera edad, cuando entregó la presidencia a su sucesor, Jimmy Carter, se dedicó a atender problemas de su comunidad y a llevar una provechosa vida familiar en California.

En resumen, estamos ante el caso del único norteamericano que desempeño la Vicepresidencia y la Presidencia de los Estados Unidos sin haber sido elegido para ninguno de dichos cargos y que le rindió a su país funciones que sobrepasaron a las expectativas. Además, sin que se lo propusiera, fue el Presidente más longevo de toda la historia.

Un ciudadano que nació Rey (King), vivió como Ford y resulto un Toyota.

Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te puede interesar
Cerrar
Botón volver arriba