Opinión Internacional

Honduras y sus enemigos

Siguen pasando los días. Recientemente declaró el ex Canciller mexicano Jorge Castañeda en Sao Paulo, y criticó la posición de Brasil frente a la crisis hondureña al permitir que Zelaya esté en su Embajada sin cooperar en la negociación. Dijo el diplomático: “a como van las cosas Zelaya va a terminar quedándose toda la vida allí y va a provocar, por lo que veo, la primera colonia brasileña en Honduras”. Con el pasar de los días, van apareciendo aquí y allá reacciones que se han ido fortaleciendo en una cierta comprensión por las instituciones que decidieron contra Zelaya. César Gaviria, también desde la reunión de Sao Paulo, afirmó que la OEA debió ser más moderada y que resulta imposible que el depuesto mandatario regrese al poder porque carece del apoyo de los jueces, el parlamento y los militares.

Hoy en día, muchos otros comienzan a preguntarse ¿cómo puede una organización como la OEA ser tan indiferente a las desviaciones constitucionales de sus Estados miembros y después convertirse en inquisidora y hasta verdugo de esas constituciones violadas? Por eso estamos como estamos. Un caso como el de Antonio Ledezma, que significó un atropello a casi un millón de venezolanos que lo elegimos Alcalde; las inhabilitaciones para las elecciones; la usurpación de Jackeline Farías; la orden de “meter preso” a Rosales dada por el Presidente electo: nada de eso lo ve Insulza. Él es ciego y sordo.

Insulza se cuadra en lo ideológico, como también lo hace Lula, quién parece el abogado del diablo en el caso hondureño. También se nota el compromiso ideológico de Insulza por concederle a Daniel Ortega el derecho de una reelección.

Es ridículo como utilizan todos los instrumentos políticos internacionales para denunciar, atacar y descalificar a Honduras. Un país pobre, desprestigiado siempre por su servilismo yankee, convertido ahora en el David frente a un Goliath, encarnado por Brasil. La innegable influencia de Lula sobre Obama, y Hugo Chávez, convierte al brasileño en el titiritero mayor.

El Presidente de Panamá declaró que espera que con las elecciones en Honduras se ponga fin al conflicto. Por otro lado, una comisión hondureña señaló en Washington que las elecciones van el 29 de noviembre a pesar de todas las negativas y desconocimientos. Nosotros, los venezolanos, que sabemos de trampas, farsas y fraudes, no dudamos de que se están haciendo movimientos por las fronteras, con contingentes y armamentos para complicar a Honduras.

Esta falta de autoridad moral en este liderazgo emergente y revolucionario convulsa otra vez y más perversamente que nunca el presente de estas tierras. Estamos obligados a recapturar nuestra libertad, nuestro honor, nuestra democracia, nuestro sentido de patria, mas no el sentido de enemigos extranjeros, no el de un dictador. Debemos hacerlo por nosotros mismos, madurar unidos en esta cruel lección que compartimos en un credo de respeto, que es indispensable para crecer. Los días pasan para todos.

Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te puede interesar
Cerrar
Botón volver arriba