Opinión Internacional

Proyecto Tanger Mediterraneo vs. Tanger Med

Marruecos es un país con más de 3.000 kilómetros de costa; el 95% de su comercio exterior transita por los 30 puertos existentes en el Reino. Tras la década de los años setenta, los poderes públicos realizaron importantes inversiones para dotar a Marruecos de las infraestructuras portuarias adecuadas, desarrollando una estrategia de especialización por puertos. Pero esta política, además de generar rigidez en la oferta, ha propiciado dificultades de adaptación de los puertos a los rápidos cambios acontecidos en el mercado del transporte marítimo.

Ante ello, se definió una nueva política portuaria, bajo el estandarte de un Plan Director Portuario Nacional, cuyos objetivos primordiales se centraron en: crear un nuevo puerto en el Estrecho de Gibraltar, a 35 kilómetros de Tánger; y mejorar la polivalencia de otros enclaves portuarios marroquíes.

Así nació el proyecto Tánger-Méditerranée, un complejo de infraestructuras integradas y posicionadas estratégicamente en el norte de Marruecos (a 15 kilómetros de la Unión Europea, y en una zona de paso de las grandes rutas marítimas), y englobadas bajo lo que se ha denominado Zona Económica Especial, que comprende: un nuevo puerto, una zona franca logística y las pertinentes infraestructuras de conexión en la región.

El proyecto, de notable envergadura, está refrendado por un mercado próximo de más de 600 millones de habitantes, con lo que, en el horizonte 2020, prevé generar un tráfico de 3 millones de TEUs, atraer inversiones privadas por valor de 1.000 millones de euros, y crear 145.000 puestos de trabajo.

El puerto Tánger-Med ha sido diseñado como plataforma de intercambios y puerto hubo, sobre todo para las actividades de transbordo de contenedores, que están experimentando un elevado crecimiento en el Mediterráneo.

Dos son los objetivos principales del puerto Tánger-Med; por un lado absorber los transbordos de contenedores de las grandes líneas marítimas que realizan tráficos Este-Oeste y Norte-Sur; y por otro, captar los transbordos que tienen como destino las regiones vecinas, como el Mediterráneo occidental, y el Norte y Oeste de África.

Tánger-Med contará con diversas infraestructuras:

El Industrial: como prolongación de la Zona Franca de Tánger, estará situada a 20 kilómetros del nuevo puerto y dispondrá de 600 hectáreas de superficie. En ella se instalarán operadores e industrias de transformación orientadas a la exportación

  • ·  Zona Franca Comercial: situada a 18 kilómetros del nuevo puerto y próxima a la localidad de Fnideq, dispondrá de una superficie de 200 hectáreas. En ella se desarrollarán actividades comerciales business to busi•  una terminal de contenedores destinada al tráfico de transbordo y al tráfico import-export, con un línea de muelle de 1.610 metros

•  una terminal ro-ro para el tráfico de pasajeros y para el tráfico TIR –se estiman 2,5 millones de pasajeros y 100.000 camiones por año

•  una terminal de graneles diversos, esencialmente para cereales

•  una terminal de hidrocarburos, que servirá para la redistribución de productos refinados en la región del Norte, y facilitará el aprovisionamiento de los buques de las navieras que navegan por Estrecho de Gibraltar.

Tánger-Med, amplia oferta de Zonas Francas

El proyecto Tánger-Med comprende también una variada oferta de zonas francas, recintos que permiten generar de forma efectiva actividades de valor añadido en la región. Las zonas francas han sido diseñadas bajo tres conceptos:

•  Zona Franca Logística: adyacente a la terminal de contenedores, se extenderá en una superficie de 138 hectáreas y contará con una zona aduanera. Se desarrollarán exclusivamente actividades logísticas y de transformación

•  Zona Franca ness ligadas a la Zona Franca Logística, y permitirá la implantación de centros comerciales en condiciones duty free

Con la finalidad de enlazar el nuevo puerto y las distintas zonas francas, además de conectar el tejido económico y empresarial implantado en Marruecos, el proyecto Tánger-Med también contempla la construcción de infraestructuras de conexión, siendo las más significativas:

  • ·  Una autopista de 61 kilómetros que unirá el nuevo puerto con la autopista del Norte Tánger-Casablanca
  • ·  Una conexión ferroviaria de 45 kilómetros entre Tánger y el futuro complejo puerto-zonas francas
  • ·  una vía rápida que enlazará el puerto y la ciudad de Fnideq, así como la zona franca comercial situada a 18 kilómetros

    Infraestructuras Puerto Tánger-Med: 450 millones de euros   Una primera distribución de las inversiones públicas necesarias para la financiación de Tánger-Med estableció que el proyecto requería un total de 1.400 millones de euros, repartidos de la siguiente forma:
  • · 
  • ·  Infraestructuras Zonas Francas: 250 millones de euros
  • ·  Infraestructuras de Conexión: 600 millones de euros
  • ·  Otros (energía, agua…): 100 millones de euros

Las principales fuentes de financiación quedaron determinadas por:

  • ·  180 millones de euros de los Fondos Hassan II, y 270 millones de euros de los Fondos Abu Dhabi para las infraestructuras del Puerto Tánger-Med
  • ·  153 millones de euros de FADES, y 80 millones de euros de FKDEA para las infraestructuras de conexiones terrestres
  • ·  otros fondos de BID, AFD y Bancos marroquíes para las conexiones ferroviarias

Por lo que respecta a la iniciativa privada, se determinó que ésta debe realizar inversiones por valor de 1.300 millones de euros, repartidos en 300 millones de euros para el nuevo Puerto y 1.000 millones de euros en las Zona Francas.

 

En 2002 el Gobierno marroquí creó una Zona Especial de Desarrollo, de 550 kilómetros cuadrados, para favorecer el acceso a los mercados exteriores de las empresas establecidas en Marruecos, así como el desarrollo de sus futuros procesos logísticos, además de contribuir a la dinamización de la economía marroquí y al desarrollo del turismo en la región.

Para realizar, coordinar y gestionar el macro proyecto se creó, en septiembre de 2002, la Agencia Especial Tánger-Méditerranée (TMSA), una sociedad privada dotada de prerrogativas públicas, que interviene y ejecuta en base a un convenio establecido con el Estado, e interactúa con los diversos Ministerios implicados.

En 2003 se firmó el acuerdo entre TMSA y el Estado marroquí, por un período de cincuenta años, en virtud del cual TMSA se encarga de otorgar la concesión de actividades portuarias y logísticas, mientras que el Estado se compromete a construir las infraestructuras de conexión. TMSA dispone de la capacidad de delegar algunas actividades portuarias a los inversores privados, confirmándose como interlocutor único con aquellas empresas que quieran instalarse en la zona económica especial, y puede, por ejemplo, otorgar los permisos de construcción o dar autorizaciones de explotación.

También en 2003, TMSA aseguró las primeras financiaciones por valor de 500 millones de euros, y firmó un contrato, por valor de 215 millones de euros, con un consorcio, encabezado por el empresario Bouygues, para la construcción del puerto y de las infraestructuras de base.

 

 A lo largo del año 2004 se hicieron las primeras operaciones financieras y de partenariado para las sociedades de inversión y de explotación de las Zonas Francas de Tánger Med. Concretamente, en octubre, la Agencia Especial Tánger-Méditerranée (TMSA) y Jebel Ali Free Zone Internacional (JAFZI) firmaron un acuerdo de partenariado y cooperación, por un período de 10 años, para transformar Tánger Med en una plataforma multimodal de referencia en el Mediterráneo. El acuerdo, de carácter estratégico, operacional y comercial, establece que JAFZI y TMSA promocionarán Tánger Med a nivel internacional para conseguir atraer a las multinacionales que puedan establecerse en las dos plataformas.

También en 2004 se abrió concurso para la terminal de hidrocarburos y para el servicio de remolcadores, y se otorgó la concesión de la primera terminal de contenedores.

Para este año 2005, se otorgará la concesión de la segunda terminal de contenedores, del muelle de hidrocarburos y del servicio de remolcadores. Asimismo, se pondrán en marcha: la Autoridad Portuaria del Puerto de Tánger Med, la sociedad de inversión en Zonas Francas Tánger Med, y la Autoridad de las Zonas Francas Tánger Med.

En 2006 está previsto terminar las obras de construcción del puerto; mientras que en 2007 finalizarán las superestructuras del enclave, las conexiones terrestres, y la conexión ferroviaria. La puesta en servicio del puerto también está contemplada para el mes de julio de 2007, así como el inicio de actividad de la Zona Franca Logística.

 

El 23 de noviembre de 2004, la Agencia Especial Tanger Méditerranée (TMSA) otorgó la concesión de la primera terminal de contenedores del puerto Tánger Med al consorcio formado por APM Terminals, compañía perteneciente a A.P. Moller-Maersk Group, y Akwa Holding. La concesión, en la que el grupo Maersk ostenta el 90% de la sociedad, tiene validez por un período de 30 años. Asimismo, el consorcio que gestionará la terminal invertirá hasta 2007 un total de 120 millones de euros, para alcanzar en 2010 los 150 millones de euros. La primera terminal de contenedores del puerto Tánger Med comprende una superficie de 40 hectáreas, con una línea de muelle de 800 metros.

Tras la adjudicación de la primera terminal de contenedores, TMSA decidió, en diciembre de 2004, avanzar la apertura del concurso para la concesión de la segunda terminal, aceptando para este segundo concurso a los mismos licitantes de la primera convocatoria, a excepción del consorcio adjudicatario de la primera terminal. Cabe recordar que, entre otras ofertas, se presentó el grupo formado por CMA-CGM, Evergreen, P&O Ports y Terminal Link.

 

 

Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te puede interesar
Cerrar
Botón volver arriba