Opinión Internacional

UnoAmérica responsabiliza al gobierno de Bolivia por hostigamiento a investigadores de DDHH

La Unión de Organizaciones Democráticas de América – UnoAmérica, responsabiliza al gobierno de Evo Morales, particularmente al ministro de la Presidencia, Juan Ramón Quintana, de posibles acciones contra las personas involucradas en la investigación que realiza nuestra organización sobre la masacre de Pando. Los hechos son los siguientes:

1. El 25 de marzo de 2009, una delegación de UnoAmérica, compuesta por Organizaciones No Gubernamentales de Derechos Humanos, llegó a Bolivia a fin de iniciar una investigación sobre los hechos ocurridos en el departamento de Pando en septiembre de 2008.

2. Desde el mismo momento de su llegada, los delegados de UnoAmérica fueron objeto de vigilancia, persecución y hostigamiento, por parte de presuntos funcionarios policiales y de inteligencia.

3. En el curso de la investigación y levantamiento de la información, la delegación de UnoAmérica recabó testimonios firmados y refrendados con huellas dactilares de testigos presenciales de los hechos ocurridos en Pando, quienes, por poseer información privilegiada, han sufrido persecución y atentados, lo cual los ha obligado a abandonar sus hogares y desplazarse al Brasil.

4. Si bien la investigación todavía no ha finalizado, se han recabado suficientes elementos de juicio que exoneran de toda culpa al prefecto Leopoldo Fernández y a los habitantes de las poblaciones de Cobija y El Porvenir, y que involucran directamente al ministro de la Presidencia, Juan Ramón Quintana y a otros funcionarios y aliados del gobierno, en la planificación y ejecución de los hechos de violencia que se suscitaron en Pando.

5. Tenemos fundamentadas razones para creer que el gobierno de Evo Morales hará lo posible por impedir que la investigación que realiza UnoAmérica siga su curso, recurriendo al hostigamiento, las amenazas e incluso atentados contra los testigos, investigadores y relatores del informe.

Las ONGs que pertenecen a nuestra organización, así como las instituciones aliadas en Estados Unidos y Europa, estarán atentas y vigilantes para resguardar la vida de las personas involucradas en la investigación, cuyos resultados daremos a conocer próximamente.

NOTA DE PRENSA: La Comisión de Derechos Humanos de la Unión de Organizaciones Democráticas de América (UnoAmérica), integrada por delegados de Argentina, Brasil, Chile, Colombia, El Salvador, Perú, Uruguay, Venezuela y Bolivia, realizó en días pasados una investigación de campo en Pando sobre los hechos de violencia sucedidos en ese departamento en septiembre de 2008.

La Comisión se reunió con pobladores de Porvenir y Cobija, con exiliados en las ciudades brasileñas de Brasilea y Epitaciolandia, el prefecto Leopoldo Fernández y otros presos políticos en el Penal de San Pedro, así como con integrantes de la denominada marcha campesina.

Entre los resultados preliminares de esta investigación, los delegados señalaron que existen suficientes elementos de juicio y probatorios que involucran directamente al Gobierno de Evo Morales en la planificación y ejecución de los homicidios, secuestros, lesiones personales y demás violaciones a los derechos humanos ocurridas en la localidad de Porvenir y otros sitios del departamento de Pando.

Los delegados indicaron que estas violaciones a los derechos humanos se produjeron en el marco de una agresión propiciada con premeditación y alevosía desde esferas gubernamentales, que generó una legítima defensa de parte de los pobladores de Porvenir y Cobija.

Entre los funcionarios y aliados del Gobierno implicados estarían el ministro de la Presidencia, Juan Ramón Quintana, la delegada presidencial, Nancy Teixeira, el alcalde de Filadelfia, Antonio Aguilera, el jefe del Movimiento Amazónico de Renovación, Miguel Becerra Suárez y el senador suplente Abraham Cuéllar, entre otros.

Esto permite adelantar que los informes de la Cámara de Diputados de Bolivia, Unasur y Naciones Unidas presentan graves falencias metodológicas y hacen un manejo sesgado y selectivo de la información.

La Comisión también constató la crisis humanitaria surgida a consecuencia de la militarización de Pando, que incluye acciones de amedrentamiento y abusos contra la población civil. Ante el temor de un agravamiento de la situación, la Comisión de Derechos Humanos de UnoAmérica reclamará medidas cautelares internacionales para la protección de los pobladores, así como para los numerosos exiliados en localidades fronterizas del Brasil.

La investigación será presentada en un Informe Técnico a distintos organismos institucionales, nacionales e internacionales, y será la base para realizar denuncias en contra del Estado Boliviano ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos y la Corte Penal Internacional.

www.unoamerica.org

ORGANIZACIONES PARTICIPANTES:

Argentina
Movimiento por la Verdadera Historia
ONG 1810

Bolivia
Foro de Santa Cruz
Human Rights Foundation-Bolivia

Brasil
Farol de la Democracia Representativa

Colombia
Fundación Verdad Colombia
Asociación de Víctimas Civiles de la Guerrilla Colombiana
Fundación Defensa Patria
Comité Vida

El Salvador
Fuerza Solidaria – capítulo El Salvador

Uruguay
Centro de Estudios de Derechos Humanos del Uruguay

Venezuela
Fuerza Solidaria
Fundación Orión

Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te puede interesar
Cerrar
Botón volver arriba