Opinión Nacional

!A alebrestarse!

No lo decimos comparándolo con la abusiva avalancha informativa del gobierno a través de medios de comunicación del Estado, pues no residimos en Venezuela y no lo sufrimos. Se plantea por lo que se observa en los medios tradicionales privados de prensa y TV en sus versiones digitales.

La oposición casi no responde, no riposta ni siquiera se “pega a las sogas” para protegerse de la arremetida.

Lo hace peor. Se queda en medio del cuadrilátero con la guardia baja, y no la noquean divulgativamente hablando porque el contrincante no es mejor y carece de pegada, dado que no ha hecho nada digno de alabanza o que se haya concluido y funcione bien para el beneficio público.

¿Es el silencio parte de una estrategia?

Si lo fuera, está equivocada. Un buen propósito es no responder a sandeces y no seguir la agenda comunicacional pública que quiera imponer el gobierno, pero quedarse en silencio cuando Hugo Chávez miente y dice que no lo pudo vencer una coalición internacional, significa perder la oportunidad de contar la verdad del apoyo extranjero que recibió, por lo muy menos castrista. Dicho de otro modo, son oportunidades para “darles hasta con el tobo” sin convertir la declaración oficialista en el centro de la respuesta opositora.

Guardar silencio ante Elías Jaua cuando declara que la gobernación de Miranda no será premio de consolación para el derrotado Capriles, es dejar pasar la oportunidad de informar con datos sobre el crecimiento opositor y su triunfo virtual el 7 de octubre. Y, de paso, recordar la mala actuación de Jaua en el Ministerio de Agricultura y Tierras, y de Diosdado Cabello como exgobernador de ese estado. “Meterles, pues, el dedo en el ojo”.

El lago de Valencia se desborda y es una calamidad indescriptible. Las aguas invaden los barrios del sur de Maracay, y por el sur de Carabobo filtran la carretera que une con Aragua, y Henrique Capriles apenas dice que tiene presente a quienes viven la tragedia.

¡Por Dios! ¿Cuál es el plan que tiene la oposición para corregir ese gravísimo daño? El centro del país será un pandemónium si se desploma el viaducto de La Cabrera. ¿Cuáles son las soluciones que deben aplicarse explicadas por un ambientalista con peso específico y de la unidad democrática? ¿Se ha estudiado el problema?

Es necesario exhibir las diferencias entre el conocimiento de los potenciales funcionarios de un gobierno opositor en el país o en sus estados, versus los funcionarios que conocemos del gobierno actuante.

Si a la población no se le explica los planes que existen y quiénes son sus potenciales ejecutores, ¿cómo puede hacer diferencias cualitativas entre oposición y chavecismo?

Es la oportunidad de concretizar soluciones para un país destruido a los mandarriazos por la mala economía y gerencia del chavecismo. Debería crearse un opositor gabinete paralelo que plantee y exija soluciones. ¿O es que la oposición es un embauque?

Fundado hace 26 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te puede interesar
Cerrar
Botón volver arriba