Opinión Nacional

AN y Sociedad Civil, 2010

En Diciembre de 2010 se estima se realizarán las elecciones para la escogencia de 167 diputados que conformarán la Asamblea Nacional. Será un nuevo desafío para el estamento político del país, oposición y oficialismo: El parlamento es el escenario político por excelencia. En nuestro caso, de allí saldrían las nuevas instituciones y funcionarios como el Fiscal, Procurador, Contralor, CNE, Defensor del Pueblo y Fiscal General de la República. En esencia, en el Parlamento se forma (o desforma) la institucionalidad de un país.

El mayor error que ha cometido la oposición venezolana, fue no concurrir a las últimas elecciones parlamentarias. Con esto se dejo abiertas las puertas al régimen al ejercicio sin frenos institucionales del poder. Y obviamente, el gobierno no solo “se coló” por la puerta abierta, si no que tumbo toda la casa institucional. Basta hacer un análisis de las leyes aprobadas en esto años de gestión parlamentarias y compararlas con las previsiones constitucionales para darnos cuenta que se ha montado un “para estado” hecho a la medida de las instrucciones, deseos y caprichos del autócrata y con irrespeto absoluto y descarado a la Constitución Nacional. Esto no hubiera sido posible, si la oposición hubiese contado con parlamentarios electos y con guáramos en la AN. Por eso los críticos del gobierno cometemos un error (me incluyo) cuando despotricamos del régimen y el ejercicio abusivo del poder y desconocemos o minimizamos que la oposición facilitó este escenario.

Surge ahora la impostergable necesidad del pensamiento estratégico dentro de la oposición y y la inminente toma de acciones para recuperar el espacio institucional parlamentario. Esa es una tarea de todos los demócratas y no solamente de los partidos políticos. El gran reto que tiene la oposición venezolana en los próximos 15 meses es como hacer participes de las grandes decisiones (incluyendo la elección de sus parlamentarios) a todos los sectores de la sociedad civil que han hecho resistencia al régimen y proponer una fortaleza o muro de contención a las pretensiones arrolladoramente hegemónicas de Hugo Chávez. En aquella nefasta decisión de evitar la participación electoral, privaron los cogollos partidistas y la exclusión de la sociedad civil. Ahora no puede desconocerse a la inmensa y variopinta masa de venezolanos que han hecho resistencia democrática. Aprendamos pues de los errores porque uno más, nos llevaría a un paso más cerca del abismo

Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba