Opinión Nacional

Chávez como materia

Para que el «comandante eterno» no pase al olvido, el Ministerio de Educación estaría preparando la aplicación en el programa de estudio para el nuevo año escolar, de una asignatura que versará sobre «la defensa y expansión de la independencia y la construcción del Socialismo Bolivariano del Siglo XXI». El asunto arrancó en Lara, donde el director de la Zona Educativa de ese estado, José Vicente González, se reunió con directores y subdirectores de planteles educativos para instruirlos sobre el programa de estudio que contempla, además, contribuir con la preservación de la vida en el planeta y la salvación de la especie humana, y un paseo por la vida del presidente fallecido. La pregunta es si incluirá pasajes de los «Cuentos del arañeros» y las frases célebres que despachó en los 14 años que estuvo en Miraflores.

LA REINVENCIÓN DE LA HISTORIA

«… El peligro aparece cuando esa historia anclada en el mito se vuelve un instrumento ideológico en manos del poder político; es ahí cuando esa historia mal contada y máximamente manipulada se vuelve contra el pueblo….». Rolando J. Núñez

Era algo previsible el que este régimen realizase cuanto estuviese a su alcance en eso de tratar de convertir la figura del difunto en un mito que permita la construcción de una religión chavista que facilite no solo evadir los cambios pedagógicos que reclama el país; sino reivindicar y justificar sus propios privilegios políticos y económicos, interpretando la historia a la medida de sus intereses y ambiciones, jugando con la unidad y solidaridad nacional; utilizando la historia como una estrategia política de consecuencias imprevisibles para la convivencia pacífica… Manuel Caballero, quien sí conocía de estos menesteres, en su obra «Ni Dios ni Federación» anotaba…»El fanatismo siempre encuentra una vía para colarse, y en este caso, una religión sustitutiva encontró sus fundamentalistas, sus ayatolás. Y lo más peligroso es que se trata de profetas armados. Profetas que encuentran en la manipulación ideológica de la historia centrada en el culto del macho, del héroe y la violencia guerrera, un sedimento que se revuelve cuando se presentan las crisis económicas, políticas y militares…»

No es de extrañarse entonces, que pretendan transformar en obligatoria leyenda este transitar por un período de fractura y polarización nunca visto en nuestro país con la finalidad de mantener a un sector muy bien definido en estado permanente de guerra contra sus «enemigos». De manera radical manipulan la verdad histórica mediante la interpretación distorsionada, pretendiendo configurar la conciencia colectiva a través de la memoria histórica.

En ese empeño por darle un fundamento histórico-pedagógico a los dogmas que rigen el pensamiento de tan solo una parte de nuestra sociedad, se llega no sólo a la tergiversación, a la manipulación, sino hasta los atentados contra el sentido común. Se trata de una estrategia que intentan llevar a cabo porque existe la incorrecta creencia en que ese recurso puede ser utilizado impunemente, llegando a pensarse, o creer, que las manipulaciones históricas resultan inofensivas, que se trata de simples exageraciones que tal vez no dañen a nadie. Pareciera que cada uno cuenta con el derecho a expresar, a divulgar la historia que más le convenga. Tan sólo utilizan la historia para demostrar con ella alguna de las tantas teorías que se les ha ocurrido inventar. El mito, a menudo, es preferido a la ciencia, y la retórica que se dirige a las pasiones es preferida a la demostración dirigida a la inteligencia.

¿Qué nos diría Francisco Herrera Luque acerca de lo tratado? Poco antes de morir expresó: «La historia de Venezuela, y en particular la tradicional, ha sido escrita en función política… La política es el equilibrio del poder; la historia es la búsqueda de la verdad. La primera es una ilusión o se vale de ella; la otra, es la presentación pura y simple de los hechos. La verdad puede falsificarse por acción y por omisión…». Helos de nuevo, tratando de explicar lo inexplicable, reinventando la historia, transformando la historia a su interés, empeñados en retocar y destruir lo que haga falta y crear una historia a la medida de sus necesidades. Es sabido que quien manipula las palabras busca manipular el pensamiento…

.

Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te puede interesar
Cerrar
Botón volver arriba