Opinión Nacional

¡Crece este expaís!

A la hora del actual espectáculo o montaje bancario,  procede la interrogante: ¿Es cierto que todo este polvo es el resultado de la acción acometida por algunos ricachones que actúan sin atender a leyes o lineamientos institucionales? ¿Unos ricachones que compraron bancos y los manejaron como les dio la gana y sin atender la legislación correspondiente?

¿Y cómo se pudo avanzar en la creación de un emporio bancario sin contar con el visto bueno de las instituciones gubernamentales que controlan el ramo? ¿Puede alguien rebatir entonces que crece nuestro ex-país?

Habría que tomar un curso de ingenuidad para admitir que este desfalco es el producto de uno o más ricachones infiltrados en la “revolución” y  que el golpista-presidente (GP) no sabía nada del asunto ¿Y cuál es el papel de la maquinaria de inteligencia-información de Venecuba?

No  es  posible admitir que el ‘imperio del desfalco revolucionario’ se levantó al margen o en contra de los intereses del alto gobierno. Desde el inicio de su gestión el GP puso en práctica un seguimiento de todos los funcionarios ligados al Estado.

La primera noticia pública que se tiene de esta labor se produce cuando el Director de la Disip Tcnel. Jesús Urdaneta Hernández (ABM, El Comandante Irreductible, 2003, p.159), le entrega a fines del 99 al GP  una lista de 46 corruptos que formaban parte del gobierno y la engavetó para ‘esperar el momento oportuno’. ¿Apoyo por acción, omisión o complicidad?

Hoy se actúa contra el ‘Zar de Mercal’ cuando no es posible ocultar el desafuero de un robo que crece ‘a paso de vencedores’. Y se intenta hacer ver que se trata de un ladrón en medio de un régimen de funcionarios honestos y mecanismos administrativos libres de toda corrupción.

La lista de autores y testaferros del robo es bien conocida. Y sin embargo, se escucha el grito de ‘agarren al ladrón’ destinado a esconder la macolla. Por ello se lanza acusaciones contra el sistema bancario para dejar ver que todos son Fernández Barruecos, con la excepción del Banco del Estado, que pasaría a ser el único confiable.

¿Y por qué se amenaza con la nacionalización? ¿Para provocar la estampida que lleve a la gente a comprar el dólar permuta  al propio ejecutivo? Sancho ¿no estaremos en presencia de otro montaje oficialista en busca de convertirnos en un expaís irreversible?

Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te puede interesar
Cerrar
Botón volver arriba