Opinión Nacional

De marchas, paros y pronunciamientos

Algunas acotaciones preliminares debo hacer antes de entrar de lleno en el tema. En primer lugar, en mi opinión, Chávez está gobernando desde la toma del Congreso en 1999. Desde allí, hay dictadura, con disfraz de democracia, por que inicialmente guardaba las formalidades de la misma, pues ya ni siquiera eso. En segundo lugar, Chávez es un comunista, que tiene un proyecto de instauración de un régimen autoritario, desde que era adolescente, entró infiltrado a la academia militar, desde la década de los 60 formó una logia de felones militares con ese objetivo, y solamente por el caradurismo de los oficiales superiores que sabiendo todo esto, pusieron en posiciones de comando a dichos felones, se ha llegado a la situación que hoy estamos, sin olvidar, por supuesto, la garrafal absolución del Dr. Caldera a los mismos. Finalmente, dados todos estos datos, está claro, que Chávez solo se irá del poder por la fuerza.

Dicho esto, está de mas decir lo que sigue: que es muy loable la labor realizada hasta ahora por la oposición, en el sentido de organizar gigantescas marchas de protesta, jamás vistas en el país. De haber organizado un paro general, y de la declaración de rebeldía y su unión al seno de los protestatarios pacíficos de la Sociedad civil de algunos militares. Pero toda estas acciones, a mi parecer, no pasan de ser meros actos simbólicos, y por lo tanto, inefectivos, en el sentido del objetivo perseguido, el cual es la restauración de la democracia. En particular, respecto al gesto de los militares, por primera vez en mis 40 años de vida, estoy de acuerdo con el farsante, extorsionador y traficante de armas, José Vicente Rangel, es una payasada.

Yo considero que solo por la vía de las armas se puede derrotar a una tiranía armada, dispuesta a usar todo el poder de su armamento en contra de sus opositores. Por lo tanto, ninguna marcha tumbará a Chávez, solamente un paro general e indefinido ( uno en el cual de verdad se paralice el país, sin luz, teléfonos, emergencias médicas, transporte, extracción de petróleo, radio, prensa, TV, en fin que solo los militares adeptos a la robolución trabajen), obligaría a las FAN como institución a actuar. La solución final ( y en mi concepto, la definitiva), está en un golpe cívico-militar como el de 1958. Considero que mientras la oposición no termine de aceptar esta realidad, y se una en pro de ese objetivo ( como lo hizo la Junta patriótica, a finales de los 50) seguiremos sufriendo la dictadura del oligofrénico Chávez.

Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te puede interesar
Cerrar
Botón volver arriba