Opinión Nacional

Deseos no preñan

En nuestra mal amada Venezuela, los últimos 50 años y mucho más acentuadamente los recientes catorce, a pesar de los incontables desatinos de nuestros gobernantes hay demasiados compatriotas que siguen viviendo de ilusiones, de expectativas y a pesar de los desencantos, continuamos deseando para preñar.

Es  mucha la gente que basa sus  ilusiones y sueños en que el futuro traerá  cosas mejores y con ello la esperanza de que «finalmente» aparecerá un gobernante que no sea peor que el anterior. Pero son pocos los que introducen en la ecuación, que solo con el trabajo, la participación y la constancia de propósitos será posible la concreción de una patria mejor.

Los deseos, como energías intangibles,  solo se traducen en realidades concretas si los acompañamos de acciones también muy concretas.

Todos nos quejamos de que la ciudad esta sucia y es muy cierto que a quienes corresponde prestar el servicio – especialmente en las alcaldías y gobernaciones afectas a quien nos desgobierna – no lo hacen, pero podríamos poner un grano de arena siendo un poco mas  disciplinados en el tratamiento que le damos a la basura que producimos. Podríamos por ejemplo, en vez de tirarla en la calle como tanto se ve en nuestras ciudades, guardarlas en el carro, o en el bolsillo hasta llegar a casa y disponer de ella de una manera más apropiada.

Nos quejamos de la anarquía en el trafico pero constantemente estamos trancando a los demás y cambiándonos incesantemente y estúpidamente de canal, solo para llegar un carro mas temprano! cuando podríamos mantener la disciplina y el respeto por los demás conductores o simplemente salir un poco más temprano para no tener que comportarnos como goligotes, es decir como  RUMILDOS. Y estos son solo dos cotidianos ejemplos de nuestro comportamiento ciudadano.

Cuando salgamos de esta pesadilla y sin esperar a que cambien las cosas podríamos nosotros los “ciudadanos” comenzar ese cambio cumpliendo con muchos de los deberes que hoy por hoy y la verdad es que desde siempre; o cumplimos a medias, o no cumplimos. Para ello utilizamos argumentos acomodaticios como: ¿Para que lo vamos a hacer si seguramente se lo van a robar?  O,  ¿Para que dejar de pagar comisiones si es que ese tramite se tarda mucho?  O, ¿si el gobierno no cumple por que voy a cumplir yo?.

En el fondo todas estas “justificaciones” no son sino una excusa para evadir los deberes  que nos corresponden.

Creer que el solo hecho de que Capriles gane las elecciones será suficiente para iniciar el cambio, es desear para preñar.

Somos nosotros los ciudadanos los que con nuestra actitud podemos hacerlo.

Solo cumpliendo nuestros deberes podremos DEMANDAR nuestros derechos.

Solo con nuestro aporte – el de todos –  podremos comenzar la larguisima ruta para cambiar al pais y dejar a nuestros NIETOS una patria digna.

Es la mejor manera de ayudar a Henrique Capriles en la dificilísima tarea que tiene por delante y que de ninguna manera podemos, ni debemos dejar solo sobre sus hombros.

Quien hoy nos desgobierna enfilara sus baterías tratando de envilecer aun mas a nuestros conciudadanos. Tratara de hacerlos mas y mas dependientes, tratara de explotar su condición de excluidos – que el mismo con las dadivas  se encarga de reafirmar día con día con ofrecimientos que en el papel o en el discurso retórico suena a cosa bonita  cada vez mas difíciles de sustentar.

El futuro del pais lo determinara nuestro comportamiento social, nuestra moral, nuestra eficiencia en el trabajo, nuestro constante sacrificio. Se lo debemos a nuestros hijos.

Deseos no preñan, solo el trabajo y la actitud apropiada lo hace. Igual que cuando planificamos un hijo pues!!!

Amanecera y Veremos.

http://www.romulolander.com

 

Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba