Opinión Nacional

El juego de la mentira

La verdadera causa del crecimiento descontrolado de la pobreza en América Latina y en Venezuela se origino en década de los 50 del siglo pasado con el predominio de la teoría de la dependencia y la instauración del Capitalismo de Estado en economías cerradas ( crecimiento hacia adentro según la CEPAL) que indudablemente llevo a la bancarrota a la mayoría de las economías de la región, aunado a una miope visión de la mayoría de los lideres políticos (que no de las instituciones) de ese momento histórico.

Si observamos detenidamente encontraremos que para la época la inmensa mayoría de los gobiernos de la región eran regimenes autoritarios Light y/o dictaduras declaradas (como el actual en nuestro país ), siendo Venezuela, una de las pocas excepciones en la que se evidencio un crecimiento vertiginoso en esos mismos años, aunque fue un crecimiento con muy poco desarrollo y ello sucedió porque aunque básicamente el modelo económico pretendía la modernización del país, apoyó su implementación en la potenciación de reducidos grupos de interés en vez de haberse ampliado esta implementación hacia las bases de la población. Es decir; el modelo en si demostró su efectividad, pero su implementación fue torpe y miope.

Hoy día sucede lo mismo, pero al reves siendo miope y torpe la exclusión de grupos que podrian aportar conocimiento y experiencia.

Si revisamos detenidamente estos datos disponibles para quien quiera ver, se evidencia que los regimenes autoritarios no son la solución a los problemas de la región ni a los de Venezuela y mucho menos si están disfrazados de Democracia Participativa donde en realidad participan muy pocos. Tantos, que uno solo es el que participa a los demás de las decisiones tomadas, basándose para ello en el uso del plebiscito. Que termina siendo nada mas ni nada menos que la ratificación de la voluntad del líder de turno, pero creando el espejismo de la participación popular. Suerte de satisfacción subliminal magistralmente implementada por los ñangaras camaradas desde tiempos inmemorables.

El juego de la mentira logro con indiscutible éxito trasladar el rotundo fracaso de los modelos estatistas autoritarios, hacia el supuesto fracaso de la economía de mercado vía el slogan: “Capitalismo Salvaje”, lo triste es, que la gente compro esta mentira sin mirar hacia atrás, sin corroborar que estos mismos personajes que hoy tratan de implementar el totalitarismo del siglo XXI son los mismos dinosaurios y sus herederos que hundieron a la América Latina en este torbellino de pobreza, cuya inercia aun después de años de crecimiento relativo, continua.

Específicamente el actual gobierno usufructúa, a pesar de los incontables disparates administrativos, de una bonanza que no ha creado, pero a través del Juego de la Mentira nos trata de vender la idea de que los éxitos han sido consecuencia de sus esfuerzos, sacrificios y amor hacia nosotros y todo esto dentro del más puro salvajismo social, o Socialismo salvaje si mejor les parece.

No existe la menor duda de que este proyecto debe ubicarse dentro de la izquierda totalitaria; En teoría podríamos catalogarlo de izquierda dada la orientación de la política económica que prioriza la reducción de la desigualdad social.

Creo que en esto de la desigualdad esta teniendo un éxito tremendo dado que cada vez hay mas iguales… en pobreza; Aunque algunos son mas iguales que otros. Solo basta ver las calles de nuestras ciudades repletas de nuevos y flamantes carros de lujo y las urbanizaciones con sus nuevos inquilinos o propietarios que han alcanzado la igualdad en tan corto espacio de tiempo.

El actual presidente comenzó este juego de la mentira desde que ingreso a la academia militar. Lo que la mayoría de sus seguidores no sabe, es que el lo seguirá jugando hasta lograr igualar por debajo a las clases sociales, entonces y solo entonces se darán cuenta de que ser igual, es la peor desgracia que podría habernos sucedido como pueblo.

Porque todos seremos iguales…..Menos ellos que serán muy pero muy pocos.

Amanecerá y Veremos.

Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te puede interesar
Cerrar
Botón volver arriba