Opinión Nacional

Entornos y retornos sin cura

Nunca antes ese pajarito azul que revolotea a diario en las páginas de internet había chillado tanto como lo hizo a partir  de la aparición de aquel, quien  junto a los hermanos Castro, se empinaba en la nueva batalla por su salud.  Desde  Izarra hasta los run runes del sabueso Bocaranda, libraban el otro combate; ahora  por saber los intríngulis del mal que estaba comenzando hacer metástasis, pero en los entornos políticos tanto del gobierno como de la oposición y que sólo ha comenzado a desaparecer con el retorno del que  anunció desde Miraflores, que su retorno será hasta el 2021.

Siempre se ha dicho que la política la inventó el diablo, y con tantos demonios sueltos a raíz de la ausencia presidencial, con el perdón del señor, terminaremos por creer tan temeraria afirmación.  El primero en surgir con tridente en mano fue su hermano de sangre; quien en un alarde  de ser más guevarista que el Che, desgañitó que  “sería imperdonable limitarse tan sólo a lo electoral y no ver los otros métodos de lucha, incluso la lucha armada”. Provocando con ello toques de trompetas en las Fuerzas Armadas y en las del PSUV.

El otro que ya andaba cantando como gallo, fue su  “hermano del alma” quien recordando sus mejores días de campaña con la gallina, cacareó desde el Zulia: “Vienen situaciones difíciles y estamos ahora en un momento trascendente, en la organización del partido para dar la buena batalla”. Picotazo que dejó en blanco y sin vista a Darío Vivas, al negro Aristóbulo y a la propia Eekhout, dirigentes estos que en medio de la ola de rumores vinieron a ver en que marullos navegaba por estas orillas  el guabinoso Pancho. 

A los que también se les vio como que si se les hubiese metido el diablo por dentro, fue a quienes desde la MUD rumeaban con tonos y desentonos leguyericos la necesidad de decretar la ¡falta temporal ya! recordándole a Tirios y Troyanos la vieja consigna del ¡Chávez vete ya! enarbolada con vehemencia en los días turbulentos de la plaza Altamira.  Esto sin pasar por alto a aquellos que de golpe y porrazo y sin anestesia, todavía andan proponiendo adelantar primarias, pensando que en las primeras de cambio el que volvió, declarará la falta absoluta de ganas de retornar como candidato.

Menos mal que en esta oportunidad el primer fidelista del continente, no le agarró los consejos de permanecer aislado en su isla y tampoco le creyó el cuento a Maduro que a partir de ahora su liderazgo está más duro.  Menos mal que al margen de sus dolencias pensó en su retorno;  porque aquí a pesar de todos los demonios y sus entornos,  los venezolanos de a pie andamos a Dios rogando y con el mazo dando: rogando que usted se cure y dándole con un mazo a su gobierno que hace tiempo está en cuidados intensivos y su entorno y retorno no tiene cura.

Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te puede interesar
Cerrar
Botón volver arriba