Opinión Nacional

¿Expropiar es un robo?

La propiedad privada no es un invento capitalista para oprimir. La propiedad privada no es la causante de la desigualdad social. La propiedad privada no es una creación jurídica. La propiedad privada no es un robo. La propiedad privada no es una necesidad moderna. Por el contrario, la propiedad privada es natural y necesaria. La propiedad privada es anterior al Estado y a la ley. La propiedad privada es fundamental como eje de la sociedad. La propiedad privada es la expresión más concreta de la libertad. La propiedad privada es un símbolo de evolución y desarrollo de una sociedad.

¿Cómo podemos llamarnos hombres libres si no pudiéramos crear en el mundo físico un producto como consecuencia de nuestro trabajo? ¿No es acaso lo más natural en el hombre el hecho de crear y tener esa creación como propia? ¿Qué individuo puede desarrollar una actividad económica si el producto de su trabajo no es suyo o comprado a cambio de un valor acordado por el mercado?

La propiedad privada es esencial para la sociedad, así como la sociedad es esencial para la propiedad privada. La única manera de que exista propiedad privada como concepto es cuando un individuo produce y puede diferenciar esa creación del resto de productos existentes en la sociedad como suyo. Ahora bien, la sociedad debe proteger la propiedad privada como elemento fundamental de ella y para ello el Estado tiene el monopolio de la fuerza. La misión del poder público es la de proteger la propiedad privada, pero nunca la de disponer de ella.

Ahora bien, cuando el Estado toma un rol omnipotente denigrando el valor del individuo y su capacidad de poseer propiedad privada, tenemos un Estado comunista que busca romper el vínculo del individuo con la naturaleza y su capacidad de producir para reemplazarlo por un vínculo nuevo: el Estado pasa a ser el mediador entre el individuo y la propiedad. El Estado no se vuelve un protector de la propiedad privada, sino un distribuidor de ella.

Lo anterior sería equivalente a decir que el Estado pasa a tener un monopolio sobre la libertad del individuo. Dispondrá de acuerdo al designio autoritario desconociendo las infinitas relaciones que crean el entramado social y la información verdadera para distribuir correctamente la propiedad. Es imposible que el Estado distribuya justamente, porque el Estado es limitado y nunca omnipresente ni omnipotente.

La propiedad privada es esencial para el individuo y la sociedad, por ello la ley se ve obligada a reconocerla como un derecho fundamental que no puede ser violado bajo ninguna circunstancia. La ley protege un hecho real y concreto, una necesidad que se impone por el producto de los hombres. Por eso, la propiedad privada no esta sujeta a las leyes, sino las leyes sujetas a la realidad, de lo contrario, la ley crea una disociación entre la realidad y la legalidad creando una tensión constante entre el individuo y la autoridad. Al final la autoridad pública termina cediendo o se ve forzada a renunciar a su poder, ya que la realidad se impone sobre la forma. La propiedad privada es una realidad que no depende del gobierno de turno.

No obstante, la ley reconoce la figura de la expropiación. La expropiación es un límite a la propiedad privada en función de la sociedad. Esto es aceptable ya que sin sociedad no puede existir una institución como la propiedad privada, ya que la producción de ella se viese difícil e incluso imposible. La cooperación entre individuos es clave para la producción constante y, así, la evolución de la sociedad gracias al aceleramiento de la producción. La cooperación y la presencia de propiedad privada es un símbolo de civilidad.

Por ello, la expropiación es una figura que nace para proteger la propiedad privada y no como un castigo del poder público. Incluso, en Estados donde la institución de la propiedad privada está fielmente reconocida y respetada, la expropiación sólo procede cuando se realiza un pago por la propiedad de un individuo a precio de mercado.

Por el contrario, en países autoritarios la expropiación es una sanción del Estado o una excusa legal para despojar al individuo de su riqueza. La expropiación cuando se convierte en sanción impuesta por la autoridad pública es un robo, porque despoja al individuo del producto de su trabajo sin ningún derecho. Quizás sea un hecho amparado por la legalidad, pero las leyes son instrumentos del poder y su interpretación puede alejarse de la justicia. Por ello, la legalidad de una expropiación no siempre es justa, porque puede estar violando la libertad del individuo.

Por otro lado, la expropiación desde este punto de vista es un robo a la sociedad, porque la deja sin la posibilidad de producir y siembra con incertidumbre la vida económica de un país. La más grande consecuencia de esto es un empeoramiento de la calidad de vida, porque si la vida económica decrece gracias a la incertidumbre que produce la inseguridad legal en cuanto a la protección de la propiedad privada, los individuos se verán más pobres.

Por ello, la protección de la propiedad privada es un problema que incluye a la sociedad entera, pero es lamentable que todavía se toma la perspectiva que el problema es sólo de los propietarios. La expropiación es una forma más de abuso de poder. En este caso, es un ataque al componente económico de la sociedad y por ello es un robo. Un robo disfrazado de legalidad, pero sigue siendo una violación de la libertad.

Cuando en un país no se garantice la propiedad privada, tendremos un país dominado por la barbarie, el primitivismo y la involución económica. Cuando en un país se utilice la expropiación como una excusa legal para robar al emprendedor, tendremos un país condenado al fracaso por un gobierno autoritario. Por eso, nunca se puede tolerar que el Estado haga, donde un hombre honesto puede hacer mejor.

Fundado hace 26 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba