Opinión Nacional

Gobierno de alas caídas

El hombre a la cabeza del gobierno venezolano, que ha pretendido ser la prolongación de un presidente enfermo, que le mintió a su pueblo, haciéndole creer a una falsa recuperación de la salud, ha terminado por contaminar todo un equipo, la enfermedad se ha extendido a una gestión que a todas luces tiene las alas caídas.

En expresión criolla nos encontramos frente a un equipo de “bates quebrados”, que no atina a tomar el curso de una continuidad administrativa.

Dos causas determinan el origen de la parálisis. Por un lado la prolongada ausencia del difunto quien todo lo decidía, que nunca se rodeó de gente más capacitada que él para no tener sombras. Lo que retardó todas las medidas urgentes que eran necesario tomar, para evitar el desastre económico en el que nos encontramos.

Por otro lado la incertidumbre que rodea la legitimidad del resultado electoral, con el que fue declarado electo de forma apresurada.

El mundo entero tiene los ojos puestos sobre este gobierno, resultado de un proceso electoral que presenta innumerables violaciones democráticas. Un compromiso fue tomado frente a la UNASUR para realizar el reconteo de votos y ante el miedo de que se descubran las trampas se resisten a cumplir.

Todo el mundo sabe que el cambio de opinión fue producto de las instrucciones impartidas por Raúl y Fidel Castro, conscientes de que la auditoria solicitada en caso de realizarse como lo estipula la ley, permitiría descubrir los “triquiñuelas” implementadas.

Venezuela paga hoy en día las consecuencias de un régimen destructivo, dedicado a obtener el control de todo, la energía, la economía, la producción de alimentos, las tierras, la construcción de viviendas, la gestión de las cárceles, todos los servicios de policías, el control de las armas, el control total de los poderes públicos (Asamblea Nacional, Tribunal Supremo de Justica).

Colocando adeptos incondicionales en todos los organismos del estado, Fiscal, Consejo Nacional Electoral, Defensoría del Pueblo. Todo en manos de gente poco preparada que nos han llevado donde estamos.

Gracias a ellos Venezuela presenta los peores parámetros de toda su historia como país:

* Incremento de empleados públicos 155%, buscando la mayor dependencia al partido de gobierno

* Devaluación de la monedada del 997%, entre 1999 y hoy en día

* Reducción de la producción petrolera del 32%

* Aumento de la deuda externa del 161%

* Incremento de homicidios del 382%, con el agravante que el 97% de los delitos cometidos en el país quedan impunes.

* Inmuebles invadidos, 22.500

* Tierras expropiadas, 2.5 millones de hectáreas, pero Venezuela importa el 70% de los alimentos que consume

* Importación de armamento, aumento del 555%, por un total de 14 mil millones de dólares. En el país existen 15 millones de armas circulando sin control.

* Inflación acumulada durante los últimos 14 años del 933%.

10 millones de venezolanos en situación de pobreza

* Regalos de dinero a otros países que superan los 60 mil millones de dólares.

* Cárceles dirigidas por pranes, con un aumento de asesinatos del 33% de reclusos tan solo en 2011

Radiografía de un gobierno que pretende perpetuarse y con el agravante que despilfarró los recursos petroleros, producto de un barril de petróleo que aumento en 935%.

“Sin este hombre, esta revolución se acabará de inmediato” decía Giordani refiriéndose a Chávez, preocupado en el fondo por la debilidad del proyecto propuesto y por su dependencia a un montaje propagandístico que nunca se cumplió, que los arrastra indefectiblemente al fin.

Todo fue producto de un deseo oscuro de retaliación que trajo como consecuencia, violencia, asesinatos, secuestros, invasiones, persecuciones, expropiaciones destructoras de producción y distribución de alimentos. Impunidad judicial que acabó con la seguridad jurídica, produciendo exilios, presos políticas y ausencia de inversión.

Ejecutado por un equipo de “alas caídas y cuellos torcidos”, que el pueblo responsabilizó del fracaso y que pretende continuar la obra destructora.

Al régimen actual le falta la calidad de un jefe de estado, la autoridad de un proceso electoral transparente, legal y justo. El ilegitimo se acerca al abismo con su negativa a auditar el pasado proceso, evidenciando el poco piso político con el que cuenta. Se presienten acontecimientos y el gobierno parece un castillo de naipes que puede verse obligado a disolverse cuando el viento del reconteo demuestre quien fue el verdadero ganador.

El gobierno tiene plomo en el ala, comenzó como una prolongación del difunto que nunca se juramentó, todos mintiendo Fidel, Maduro, Diosdao, Villegas, el Yerno todos en coro: “está mucho mejor” y “recuperándose”.

Usurpando posiciones permaneciendo como vicepresidente de manera anticonstitucional después del 10 de enero pasado y como Presidente Encargado para beneficiar del abuso de poder durante la campaña electoral. Todos tratando de mantener el control de un país que les permite aprovecharse de la renta Nacional.

Venezuela ha sido expoliada, empobrecida por una horda enriquecida de manera escandalosa, lo que nos permite entender por qué están dispuestos a todo para no entregar el poder.

Se ha violado la Constitución, las leyes, se ha presionado la gente, se persigue a los funcionarios, sindicalistas, estudiantes y docentes. Se institucionalizan trampas en los procesos, al final salen con sus caras duras negando la posibilidad de un conteo manual de los votos.

Los “alas caídas” creían tener vencida la oposición venezolana, que esta no tenía fuerza para impedir que siguieran adelante, pero se equivocaron del todo, las armas, el poder, las presiones, las amenazas, los despidos tan solo funcionan como incentivo a la unión de la mayoría de los venezolanos, detrás de su candidato, convencidos y dispuestos a no dejarse arrebatar su decisión de detener un proceso que nos destruye como Nación.

Frente a ellos la comunidad internacional testigo presencial del temor que sacude las cimientes del Proyecto Castro-comunista.

 

 

 

 

 

Fundado hace 24 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te puede interesar

Cerrar
Botón volver arriba
Cerrar