Opinión Nacional

Igualdad (II)

¿Y en su afán mitómano, como le va al almunafika? Es bien conocido el éxito que se logra en campaña política cuando se usa el término igualdad como comodín y gancho. Cuando se asocia con socialismo, comunismo, colectivismo, esclavismo, primitivismo, con democracia y lo social, reparto de recursos y dinero, dadivas, nada de trabajo y producción, jolgorio, fiesta, etc. Eso se ha observado en otros pueblos. Este no ha sido la excepción. ¿Nos hemos tomado un momento para reflexionar sobre este tema?
¿Existió y/o existe un mito más igualitario que prometer un servicio público y gratuito para todos? ¿Como dejar de pensar y/o ignorar en la posibilidad de que la bandera de la igualdad, enarbolada diariamente por el almunafika y sus rojos, después de haber desempeñado en estos últimos 10 años, 1999-2009, un papel de forma agraciada para los rojos, muy importante, se convierta ahora en un banderín peligroso para su futuro inmediato, porque atenta ya contra sus propios objetivos?
¿Ha pensado usted, apreciado amigo(a), en la posible confusión que se crea en los propios rojos, rojitos del almunafika cuando se dan cuenta de que promover demagógicamente, por ejemplo, la enseñanza superior gratuita mediante becas dizque para los mas necesitados, en nombre de la igualdad, cuando ahora todos contribuyen a su costo mediante mayores y mas extendidos impuestos lo cual redunda en ventajas comparativas para ciertas y determinadas categorías sociales, como los nuevos funcionarios? Eso es crear desigualdad. Eso es contradictorio. Eso es una mentira, un engaño más. Eso es un efecto perverso de la igualdad, del igualitarismo.

Hay más efectos perversos: Están en todas partes. Solo hay que descubrirlos y evidenciarlos y echar por tierra ese mito, sustento, hoy, de este almunafika. Están, también, en los mecanismos que fijan y distribuyen las rentas; en el funcionamiento, obviamente, del Estado paternalista; en la escuela; en el principio del servicio publico, colectivo y gratuito. Hasta en las ventas de alimentos y distribución de medicamentos.

En todos los casos se mueve y actúa el mismo proceso sobre el funcionamiento de la sociedad, pero esta (la sociedad) esquiva las burocracias y las reglas desde el mismo momento en que ellas superan sus propios objetivos. Contrariamente a lo que muchos creen, no es el principio de la entropía el que rige las estructuras y las organizaciones, sino ese otro principio, mas tranquilo, menos llamativo, el de los rendimientos decrecientes y los contra efectos. ¿Cuantos planes iniciados y cuantos terminados por este almunafika y sus rojos, rojitos en 10 años? ¿Se han contado? ¿Cuántos? ¿Se puede sacar una lista de los mismos? ¿Cuánto dinero se ha perdido y/o botado en ellos? ¿Cuánto se ha recuperado? ¿Cuál beneficio colectivo es comprobable?
Supongo que a estas alturas del tema nos vamos dando cuenta de la gravedad del asunto y, sobre todo, hacia donde nos lleva este proceso igualitario: al desastre, al hambre, a la miseria, a la esclavitud, entre otras cosas.

Supongo también que dentro de los rojos, rojitos, seguidores del almunafika habrá algunos que son más de izquierda y menos de izquierda y algunos en el medio de ambos. Por ejemplo, en esa alianza, el partido comunista debe saber que muchos de esos ex militares golpistas en el gobierno y al lado del almunafika no son ni serán marxistas, por tanto hay diferencias con ellos. ¿Qué hacen allí? ¿Cuál es su papel?
Los menos izquierdistas saben y conocen que la bandera igualitaria es y será improductiva porque ya paso en la Urss y en China y en Cuba y que no pueden seguir confiando en ella, como sustento político, para el futuro. Los más izquierdistas, que también están al tanto de lo mismo, sueñan y actúan, haciendo cualquier cosa, para mantener la igualdad como fin ultimo del tal proceso. Se les plantea a ambos una cuestión: ¿Dialéctica y/o Igualdad?
El salario socialista, otro efecto perverso de la supuesta igualdad. Ya casi nadie recuerda las discusiones de los camaradas sobre el salario deseable, perdón, justo. Recordemos: Salario sinónimo de igualdad. “Tiene que predominar la homogeneidad”. Se tienen que recortar los salarios elevados: crecerá la clase media. ¿Qué había logrado el socialismo, comunismo, colectivismo, esclavismo, bajo la figura del “capitalismo de estado”, hasta el año pasado en Venezuela? Había logrado cierto crecimiento de la clase media. No había logrado el dominio total de la clase obrera. Insólito. El almunafika venezolano actual repite como loro en estaca y con hambre todo lo ya superado, no es capaz de percibir que el sistema propuesto por el y sus rojos no se corresponde con la evolución de las mentalidades y de los valores de la sociedad actual, que su propuesta es una carambola imposible. Va en el sentido contrario al evolutivo. Regresa al primate.

El gobierno de turno comprime el salario, eso esta a la vista. Usa algunos interlocutores sociales, como los sindicatos, sus propios “lincheros” como en épocas remotas, aplicando el mismo juego tradicional del “gobierno anterior” engañando, una vez mas, a la masa obrera. Y ellos, todos, tan pasivos. Tan obedientes. Tan sin criterios propios. Tan desinformados. Algunos tan adulantes.

Aquí los contratos colectivos firmados se han hecho a la sombra, por decisiones cupulares, unilaterales. El gobierno se encadena y sube el salario mínimo cada mes de mayo y promesas y más promesas; pero hace mutis con relación a la indexación de los salarios.

Pero de hecho, los sindicatos rojos, rojitos, atrapados entre la necesidad de limitar el alza de los costos salariales, exhibir el supuesto trofeo de la conquista de la indexación salarial y la idea de que comprimir el salario constituia el mejor antídoto frente a los riesgos de una explosión social, esos mismos sindicatos rojos, rojitos, han provocado que la indexación actúe, en la realidad, de forma inversamente proporcional a los salarios. De ahí la supuesta reducción de la escala salarial. La congelación de los salarios vía contrato y de los despidos ha agravado este fenómeno; paradójicamente, es este gobierno robolucionario el que esta bloqueando los aumentos de salarios de los cuadros capaces y, sobre todo, contra la clase media. Se ha declarado enemigo y contrario a la clase media. Enemigo de la inteligencia y el colmo, se comporta criminalmente, al suspender las erogaciones constitucionales y legales a circunscripciones administrativas en manos de la oposición. Eso es criminal.

La sociedad venezolana observa, juzga, y empieza, afortunadamente, a rebelarse en contra de las ultimas medidas perversas tomadas por este gobierno en nombre de la igualdad: la homogenización y las medidas fiscales e impuestos y la eliminación de la clase media.

Los rojos, rojitos, estaban acostumbrados a los aumentos de salario iguales para todos; eso no ocurre ahora. Ese aumento venia acompañado, antes de este régimen, de mejoras en el poder adquisitivo, los trabajadores apenas se quejaban: los menos malos, obviamente entusiasmados con ese milagro renovado año tras año, y los mejores, apaciguados por el aumento en su poder adquisitivo. Los trabajadores comparaban su situación de una empresa a otra y de un individuo a otro. Sigue.

Notas: 01. ¿Por qué no se investigan los casos de corrupción de los gobiernos documentados y presentados? ¿Por qué la oposición no exige espacio en los medios del estado si tiene pleno derecho a ello? ¿Por qué la inteligencia no sale de sus refugios, las universidades, y va a los pueblos, al interior, a explicar sus puntos de vista políticos, sociales, económico, militar, etc.? ¿Será cierto que están montando escuelas para “sapear” y controlar la población como en cuba? 02. ¿Estado docente? ¿Regresamos a Esparta?…Qué riñones…el olmo no da peras…se les quemo el cerebro con esa proposición… 03. ¿Honduras?… ¿Posible resultado: adelanto de elecciones y presidente y militares a juicio – por violar constitución y leyes y por no cumplir la orden de un tribunal – ?… ¿Ese mediador voto en la OEA y emitió opinión previa? ¿Cómo puede mediar imparcialmente? ¿Quién paga, por ahora, al depuesto?…

“Quejarse de que la economía libre favorece a los ricos es como quejarse de que la libertad de expresión favorece a los elocuentes”. Joseph Sobran

Fundado hace 24 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te puede interesar

Cerrar
Botón volver arriba
Cerrar