Opinión Nacional

Jeromíto el despertar de un pueblo

Si estás en Valera y levantas la vista hacia el sur oeste, podrás ver una gran montaña que el día de hoy tiene una hermosa historia que contar, en lo más alto de esta, se encuentra la Cordillera del Humo, bajando a una de sus faldas el caserío de Santa Rosa, casi al pie de la misma y de forma de entrada encontraremos la comunidad del llano de Jeromíto.

Los habitantes del referido sitio han pasado por todo un proceso de aprendizaje en torno a su organización, en una primera etapa esta gente trato de ser parte de un consejo comunal, el cual se denomino Brisas de la Cordillera, dado que el caciquismo imperaba allí, estaba conformado por personas con niveles de consanguinidad muy cerrados (puros familiares) que se vendían y se cobraban, no tenían participación en la toma de decisiones, que la distancia recorridas para llegar al lugar eran largas y no conseguían nada para sus comunidades, decidieron conformar el concejo comunal Santa Rosa y organizarse.

Fundamentos

Resulta que dentro del consejo comunal comenzó a circular información de la cual poco se conocía, sobre los derechos fundamentales, como que había una ley de tierras, que existían los mercales y estos se acercaban a las comunidades si se organizaban, Barrio Adentro, cedulación, estos compañeros empezaron a dar cuenta que a medida que trabajaban por la comunidad muchas cosas buenas se generaban por el bien de todos.

Se logró hacer la carretera, después de haber discutido sobre lo peligroso que era si no se tenía conciencia de lo que significaba abrir el paso vehicular a la montaña, de la necesidad que había de proteger la montaña. Sobre las normas y limitaciones para las futuras construcciones. Poco a poco se fue despertando la conciencia colectiva.

Desde esta óptica un día se diviso un peligro latente que venía a paso de maquina literalmente, ya que el llano se comenzaba una deforestación con intensiones deconstruir allí complejos habitacionales, desde esta óptica se vio como lanzaban al cauce del rio que esta al pie de la montaña el producto de esta deforestación y el terrazeo, dio indignación y se inicio a la resistencia, pero como entre estos compañeros hay uno que otro que juega ajedrez, se opto por asumir una ofensiva ya que la mejor defensa era el ataque. Se decidió pelear el llano, si se permitía la construcción de los conjuntos residenciales se pondría en peligro el cauce del rio, la estabilidad de la montaña y el equilibrio existente en el ecosistema.

Después de indagar se descubre que los que tenían los terrenos engordando para luego ser vendidos en el momento apropiado donde el porcentaje de la oferta y el de la demanda aseguren sumas suculentas en ganancias, eran hombres sumamente ricos, que no le daban utilidad al llano y cuando lo hacían usaban la mano de obra de los campesinos, entonces los compañeros se fueron al Instituto Nacional de Tierras (INTI)

 

Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te puede interesar
Cerrar
Botón volver arriba