Opinión Nacional

La AN y el bodrio constitucional

La actual Asamblea Nacional no está en capacidad
política de asumir los cambios constitucionales
referidos públicamente por diversos voceros
gubernamentales, debido a su debilidad de origen y
ausencia de pluralismo ideológico y político.

El 4 de diciembre de 2005, hubo elecciones
parlamentarias en Venezuela. Fueron un fenómeno
político estremecedor, por el masivo ausentismo de las
y los electores. 75% de abstención y 7% de votos nulos
sumaron un 82% de vacío para las diputadas y diputados
emergidos de aquella jornada comicial; sólo el 18%
voto efectivamente por las y los actuales
parlamentarios.

Una reforma, como la esbozada parcialmente por el
presidente Hugo Chávez y conocida extraoficialmente
sobre papeles de trabajo de la comisión presidencial,
no puede ser analizada y decidida formalmente por una
Asamblea Nacional que no representa la voluntad
mayoritaria ni las más importantes expresiones del
pluralismo del pueblo de Venezuela.

Este es un punto previo inevadible. Si la Asamblea
Nacional está imposibilitada políticamente de asumir
el trascendental paso de introducir cambios
constitucionales significativos, lo conducente
democráticamente es la convocatoria de una Asamblea
Nacional Constituyente, según lo establece la
Constitución en sus artículos 347, 348 y 349, con
suficiente tiempo y reposo espiritual como para que el
nuevo texto constitucional sea asumido con respeto por
la diversidad del pueblo venezolano.

El presidente Chávez y sus más cercanos asesores
pretenden burlar doblemente la Constitución: primero,
evadiendo con cínicas maniobras lo pautado en el
artículo 342 para la reforma constitucional
concebida como revisión parcial de esta Constitución
y la sustitución de una o varias de sus normas que no
modifiquen la estructura y principios fundamentales
del texto constitucional; y segundo, evitando caer en
un proceso político de transformación constitucional
como el de la Asamblea Nacional Constituyente, que se
les puede ir de las manos.

Chávez, el único que manda e impone (su entorno no
cuenta, para las decisiones finales), prefiere la
maniobra táctica maquiavélica, como buen autoritarista
y militarista que es. Viene fraguando un aplique,
una trampa impuesta de hecho, en este caso, facilitada
por el dominio que él tiene sobre una endeble y
temerosa Asamblea Nacional, carente de legitimidad de
origen y con enorme ilegitimidad política. Tanto, que
le fueron arrancadas las potestades legislativas
mediante una Ley Habilitante, en vigencia, que
prácticamente trasladó la labor legislativa al Poder
Ejecutivo. La AN quedó para aprobarle al gobierno los
créditos adicionales, el nombramiento de embajadores,
convenidos internacionales y unos acuerdos políticos
verdaderamente lamentables por su pobreza intelectual
y el tufo monopartidista que los invade.

La utilización de una institución política tan débil
como la AN, para procesar el bodrio constitucional que
cocinan en Miraflores, es un riesgo político de alta
peligrosidad. Esta advertencia va directamente al
presidente de la República, quien concentra el poder
monopartidista autocráticamente. Puede ser que sus
adulantes le estén soplando a la oreja, que tienen una
mayoría determinante en la sociedad venezolana, como
para imponer el bodrio constitucional; pero, eso no es
verdad. Por ejemplo, en materia de reelección
presidencial indefinida (continua, Cilia Flores
dixit), carece de respaldo incluso en importantes
franjas de quienes hasta ahora lo han respaldado a
pesar de sus errores e irresponsabilidades personales,
y de la ineficiencia y pestilentes corruptelas de su
gobierno.

Creen que tienen el mandado hecho, para atropellar
la diversidad política e ideológica, y así imponer el
bodrio constitucional mediante el abuso de poder que
embarga la utilización masiva e intensa de todos los
recursos del Estado a favor de los propósitos de una
parcialidad política.

Los adulantes medradores que tiene a su merced el
presidente Chávez, no tienen remedio, comenzando por
los altos representantes de los Poderes Públicos que
le han servido dócilmente, en estos tiempos de
neogomecismo, que será hurgado por la historia.

Actúan como leguleyos, sin vergüenza, capaces de
plasmar en textos para la reforma constitucional, lo
que se le vaya ocurriendo al presidente Chávez, a
quien sirven sin rubor, bajo el entendido de que él
(Chávez) puede hacer lo que quiera y cuando quiera.

Son los peores enemigos que tienen los desarrollos
democráticos de Venezuela y la paz social y política
que debemos cultivar.

EL CONFESIONARIO
? EDUARDO FERNÁNDEZ, ex candidato presidencial, me
envió cordialmente una réplica. El IFEDEC es una
asociación civil sin fines de lucro que no tiene
ninguna relación de dependencia del Partido COPEI.

IFEDEC es una institución absolutamente independiente
de cualquier partido político. Gozamos de absoluta
autonomía académica y administrativa. También quisiera
aclararte que nuestras instalaciones no están en
venta. En medio de comprensibles dificultades
económicas para una institución como la nuestra,
dedicada a la formación de jóvenes líderes y al
estudio de los problemas nacionales, hemos logrado
funcionar muy bien. Hace apenas unos días celebramos
los 45 años de existencia de esta noble organización
creada por un eminente venezolano, Arístides Calvani,
para defender la democracia, la justicia social y los
derechos humanos Recibe un cordial saludo de tu
amigo, Eduardo Fernández. Por cierto, también te
aclaro que no estoy promoviendo ninguna fundación con
el Secretario General de COPEI, Luis Ignacio Planas,
persona que goza de mi mayor aprecio y consideración.

Tienes que reclamarle a tu fuente su falta de
seriedad. Saludos, EF.²
? A EDUARDO FERNÁNDEZ y a toda la colectividad
socialcristiana venezolana, les digo públicamente que
no tengo interés alguno en jorungar sus problemas
internos. Lo cierto es que existen incomodidad o
quejas que me llegan sobre la conducción de ese
partido, concretamente en cuanto al manejo de los
bienes inmuebles que han sido alquilados o están en
proceso de venta, como la sede laboral de la
urbanización Las Palmas, en Caracas allí funciona el
partido Un Nuevo Tiempo-, la sede nacional de la
avenida Panteón y un inmueble, que no conozco, ubicado
en la urbanización Los Chorros (¿de ODCA?), que no es
el del IFEDEC, ubicado en Boleíta Norte. Tengo en
archivo, nombres y situaciones presuntamente
irregulares, pero creo que son de tal monta, incluso
penal, que deben ser ventilados públicamente por los
denunciantes y llevados a las instancias partidistas
con pruebas y otros elementos demostrativos, algunos
de ellos de tenor político.

? AL RESPECTO, ME DICEN: un grupo de dirigentes y
militantes estudia la posibilidad de una denuncia ante
el Tribunal Disciplinario (de COPEI) y los tribunales
de justicia. Hay gran preocupaciones por la forma en
que se dirigen tanto la parte administrativa como el
enfoque hacia la oposición frente al régimen de
Chávez. Se ha calificado al Secretario General y su
cogollo, como timoratos y como personajes que reciben
línea del Gobierno. Ejemplos: El caso del ex diputado
Edgar Mora, quien se vio en múltiples oportunidades
reunido en la vicepresidencia con José Vicente Rangel;
igual (su) vínculo con el señor (Willmer) Ruperti,
extendido en el tiempo desde la cuarta república hasta
ahora; presunto financiamiento de Ruperti hacia
dirigentes nacionales de Copei; financiamiento de la
gobernación del Zulia y del Ejecutivo Nacional por las
partidas secretas de la Seguridad del Estado. También
se investiga, dizque la venta de bonos, operación
desconocida y no autorizada por la dirección nacional
del partido, presuntamente para poder lavar el dinero
proveniente del régimen. El cogollo copeyano corrupto
lo componen los siguientes dirigentes: JAB, EM, VR,
EO, LCS, AV, LIP. Una crisis de tal monta no se tapa
con un dedo, porque es política, ideológica y moral.

Ojalá, les vaya bien, a favor de la nueva pluralidad
política de Venezuela.

? ¡ELECCIONES, YA! es el clamor de los periodistas
profesionales de Venezuela, miembros del Colegio
Nacional de Periodistas. Lo compartimos. Nuestras
elecciones pueden realizarse en noviembre próximo,
después de más de siete años sin consulta a las bases
gremiales.

Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te puede interesar
Cerrar
Botón volver arriba