Opinión Nacional

La partícula de Dios, ¡Un Nobel en ciernes?

Apenas han transcurrido tres meses desde el histórico anuncio de la puesta en evidencia experimental del bosón o partícula de Higgs, conocido popularmente como la Partícula de Dios.Miles de ingenieros, físicos y técnicos trabajaron con ese objetivo desde 2005, cuando se puso en marcha el acelerador de partículas conocido como el Gran Colisionador de Hadrones (LargeHadronCollider -LHC), cerca de Ginebra, Suiza, bajo la responsabilidad de la institución CERN (Consejo Europeo para la Investigación Nuclear), el laboratorio más grande del mundo para la investigación de física de partículas, al cual pertenecen 20 naciones y 8 como observadoras.

¿Qué es el bosón de Higgs?

Se sabe que la materia está compuesta por átomos y éstos por partículas elementales agrupadas según un modelo conocido como Modelo estándar de la física de partículas. Una de esas partículas elementales es el bosón de Higgs, que debe su nombre al físico británico Peter Higgs, quien junto a otros 5 físicos teóricos propuso, en 1964, un mecanismo para explicar el origen de la masa de las partículas elementales. En dicho modelo, el bosón,propuesto teóricamente por Higgs, no posee carga eléctrica o de color ni spin (movimiento de rotación) y posee una vida extremadamente corta, del orden del zeptosegundo o miltrillonésima parte de un segundo (10-21 s). Efectivamente, en el colisionador LHC se encontró una señal a los 125 GeV (gigaelectrón-voltios) de masa o energía (*).

La partícula de Dios.

Aun cuando el bosón de Higgs es la partícula elemental que le da la masa a todo el universo, a través del llamado campo de Higgs, no es precisamente esa propiedad la razón por la cual se le conoce popularmente. Su apodo, de origen teístico, es el de Partícula de Dios (TheGodParticle);también se conoce como el Santo Grial de la física. El primer término fue acuñado por LeonLederman, ganador del premio Nobel de física en 1988 por sus trabajos sobre los neutrinos (otra partícula elemental), en su libro La Partícula de Dios-Si el universo es la respuesta, ¿cuál es la pregunta?(1993, 2006), publicado conjuntamente con el escritor Dick Teresi.Lederman expresó, que en el papel original había empleado la expresión GoddamnParticle(partícula maldita), debido a lo evasiva que todavía era para su descubrimiento, porque era crucial para la comprensión total de la estructura de la materia, por los elevados costos de la investigación para detectarlo y a las numerosas dificultades teóricas que le planteaba a los físicos. Ya en la edición del libro, anotó Lederman, el editor acortó la expresión Goddamn a God por no gustarle y por creerla de mayor impacto publicitario. ¡Travesuras de los editores!

A pesar de la explicación, a la mayoría de los científicos no les agrada la denominación. Higgs mismo no es partidario del apodo dado al bosón y expresa: “Me parece embarazoso, porque no siendo yo creyente, creo que es abusar de una terminología que podría ofender a algunas personas religiosas.”

¿Quién es Peter Higgs?

Desde hace más de cuatro décadas esperabaHiggs la noticia de la confirmación experimental de la existencia del bosón que lleva su nombre. Los monstruosos aceleradores de partículas nunca fueron parte de su mundo académico. Aun en el campo de las ecuaciones y las especulaciones teóricas fue un outsidery casi solitario. Nacido en Newcastle UponTyne, Inglaterra, en 1926, hoy a los 83 años, jubilado de la Universidad de Edimburgo, pasa la mayor parte de su tiempo oyendo música, leyendo mucho y ocasionalmente frente a pequeños grupos de estudiantes a los cuales instruye en una entrecortada clase sobre la teoría cuántica o simplemente paseando por las calles de la ciudad.

Escasas cuatro fórmulas o ecuaciones aparecen en el trabajo, de apenas una página y media, al cual Higgs debe su fama. En tan pocas líneas pudo formular, el joven y desconocido físico, el único pensamiento de su vida que era verdaderamente significativo: describir un truco matemático a través del cual, de pronto, las partículas elementales adquirían masaen sus ecuaciones. “Probablemente tuve suerte. Como outsider me he interesado por cosas que a nadie más leha importado”, ha manifestado Higgs.

Tan desacostumbrada era la idea de Higgs, que en1964 su trabajo para publicar fue rechazado en la primera revisión en la reconocida revista europeaPhysicalLetters, editada, paradójicamente, en el CERN. “Dijeron que eso no tenía nada que ver con física”, mencionó el autor. Finalmente, después de algunas modificaciones, la revista norteamericana PhysicalReviewLettersaceptó la segunda revisión.

Dos años después, recibió la invitación de FreemanDyson, mundialmente conocido en la física cuántica, a una conferencia-seminario en la universidad de Princeton, Estados Unidos, templo de la física moderna, donde el para entonces joven de 36 años defendió exitosamente sus cuatro ecuaciones.

Sin embargo, luego de este suceso se produjo un gran silencio en la producción científica deHiggs. Durante algunos años intentó, sin éxito, mantenerse en la competencia con los grandes cerebros de la física de partículas. “Pensé entonces que era demasiado viejo para la física”, fue su comentario años después. No ha habido contribución científica de Higgs desde entonces. A pesar de ello, ha recibido numerosos premios y reconocimientos por su publicación del año 1964, de instituciones que han sabido valorar el extraordinario impacto de tan solitaria contribución a la ciencia. A tales reconocimientos podría agregarse el premio Nobel de Física.

No es raro, que a un investigador científico solamente se le ocurra una idea correcta o brillante durante su carrera. Pero también es cierto, que se necesitan personas que puedan pensar transversalmente o en contra de lo establecido, de cuya sumatoria de ideas surja una que sea realmente buena. Este es el caso de Peter Higgs.

¿Quién sería el candidato al Nobel?

Cuando ya se ha confirmado experimentalmente la existencia del bosón de Higgs, surge la pregunta de quién podría ser el ganador del Nobel. ¿Serían los miles de descubridores que han colaborado en los experimentos llevados a cabo en el acelerador LHC del CERN?¿Sería el propio consorcio CERN? Indudablemente, la mayoría de esos investigadores estaría de acuerdo en que debería haber un solo nombre: el tímido y modesto profesor emérito de la Universidad de Edimburgo, en Escocia, Peter Higgs, como autor original de la idea. Peroen su modestia, Higgs ha manifestado, que otros dos físicos teóricos trabajaron en la misma idea, solo que Higgs tuvo más crédito: Robert Brout y FranҫoisEnglert, de la Universidad Libre, de Bruselas. Dolores de cabeza, pues, para la Fundación Nobel.

 

(*) Las unidades de masa y energía se emplean indistintamente, ya que son equivalentes o se refieren a lo mismo en la relatividad y según la conocida ecuación de Einstein.

 

 

Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba