Opinión Nacional

La táctica de la Oposición

Hace unos días un amigo abogado, me decía: “¿Qué hacemos si sabemos que al juez en el juicio que estamos peleando, lo va a comprar con seguridad la otra parte, porque sabemos que es corrupto? ¿Retirarnos? ¿No hacemos nada? ¿Le decimos a nuestro cliente, olvídese ya perdimos, el juez está comprado? ¿Le hacemos una mejor oferta?

“¿Y si la otra parte al final no le paga al juez lo ofrecido y éste falla a favor nuestro? ¿Habiéndonos retirado del ring antes de tiempo esta última posibilidad no se dará obviamente?

“Estas son más o menos las preguntas que nos podemos hacer frente a las elecciones de diciembre venidero: ¿Debemos retirarnos, porque ya conocemos que el CNE va a favorecer a Chávez con seguridad? ¿Y si de aquí a allá pasan cosas que nos puedan dar el triunfo, por cualquiera de las vías posibles? ¿No habríamos cometido un error al abandonar la pelea electoral antes? ¿No habríamos desechado una opción que, quien sabe, puede llevarnos al objetivo?

“Lo importante es construir una fuerza, un liderazgo y ¿Por qué no? Lanzar una candidatura. Siempre habrá la posibilidad de tomar las decisiones que las circunstancias nos indiquen. No habiendo otra vía por ahora, la electoral la debemos transitar, con las condiciones que presentaron todas las fuerzas que están haciendo en estos momentos esfuerzos por levantar una opción unitaria.

“No creo que haya que esperar a Chávez en la bajadita hasta que la crisis se dé. Eso puede consumir mucho tiempo. Empujémoslo, mas bien, por la bajadita. Al «juez» (el pueblo, los militares, el CNE, etc.) puede ser que en el camino no lo compren y esto no nos puede agarrar enchinchorrados.”, concluyó.

Los 10 Puntos

Yo creo que esta forma de pensar es errónea, le dije. Al “juez” no es necesario comprarlo. El juez es chavista en su mayoría. Eso es lo primero que debe reconocerse. Entonces, por la vía electoral es imposible sacar a Chávez del poder, bien sea porque tiene una mayoría circunstancial, o bien porque a través de marrullerías los chavistas logren conservarse en él. En esas circunstancias, volver a subir al cuadrilátero para que a la oposición, sea cual sea el candidato, Chávez le propine nuevamente otra paliza, me parece que no es conveniente, pues llevará a una mayor desilusión y, quizás, al entreguismo de que algunos ya hablan.

Esto querría decir que la táctica de Acción Democrática y otros partidos de oposición es correcta: Hay que exigir que se cumplan los 10 Puntos antes del 31 de marzo. Si no los cumplen, la oposición no participa. No participa ningún candidato. Chávez va solito a la reelección. No nos contamos. Nos abstenemos y esperamos.

¿Qué esperamos? Primero, la reacción internacional. Al gobierno no le va a convenir de ninguna manera que Chávez se cuente solo. Eso le va a dificultar la vida en los centros financieros. Especialmente ahora que Tony Blair ha tomado el camino de criticar a Chávez abiertamente. Pero además esperamos lo más importante: La crisis. Porque la crisis viene, más temprano que tarde. ¿En 1980, alguien en su sano juicio hablaba de alguna crisis futura? Nadie y, sin embargo, para fines de 1982, la cuestión ya estaba encima.

En la bajadita

Así ocurre en la actualidad. El gobierno está endeudado hasta la coronilla. La deuda externa ha pasado de 29 mil millones de dólares en 1998 a 49 mil millones ahora. Además, compra deuda de otros países. Va a gastar este año todo lo que ha logrado ahorrar. El gasto va a ser de 140 mil millones de dólares para programas directamente involucrados con la campaña y con la imagen. Este año y el año que viene el servicio de la deuda va a ser de 6 mil millones, por lo menos. Con el dinero que tiene ahora, no notará el aumento en el servicio este año, pero el año que viene, cuando no tenga lo ahorrado, allí vendrá el rechinar de dientes, como dicen.

Alí al Naimi, el ministro de Petróleo de Arabia Saudita ha dicho que, actualmente, del precio de 65 dólares el barril, 15 no son justificables por los datos fundamentales de oferta y demanda. Así que el petróleo puede bajar esos 15 dólares en cualquier momento. Eso significaría que el barril venezolano que se cotiza actualmente en 50 dólares podría llegar a 35 dólares. Ahora bien, según la Organización Internacional de Energía, Venezuela produce hoy día un total de 2, 2 millones de barriles de petróleo. De esos, 400 mil deben dejarse en el país, para uso nuestro. Quedan, pues, sólo 1,8 millones de barriles para exportar, pero de éstos, alrededor de 500 mil los producen los contratos con las petroleras privadas. Por lo tanto, si estas concesionarias decidieran no continuar participando, como ya lo ha hecho Exxon, al gobierno se le vendría una situación insostenible desde el punto de vista financiero. Porque aún contando con esos 500 mil barriles, el ingreso total anual no puede ser mayor de US$ 32 mil millones con un precio promedio de 50 dólares por barril. Pero de esa cantidad, algo hay que entregarle a PDVSA, normalmente un tercio, digamos 10 millardos. Por lo tanto, al gobierno sólo le quedarán 22 millardos para gastar el año que viene, sumados a los 14 millardos que recoge el SENIAT, el presupuesto de ingresos no podrá ser mayor a 36 millardos. ¿Podrá endeudarse más? Difícilmente. Ese es el escenario más optimista.

Pero si el petróleo cae a 35 dólares, entonces el ingreso petrolero será de US$ 23 millardos y al gobierno le quedarán cuando más 15 millardos. Eso significará que la recaudación del Seniat también bajará y, entonces, el presupuesto de ingresos sería de máximo US$ 27 millardos. ¿Qué hará para paliar el déficit? Porque el gasto corriente no va a disminuir y menos en un gobierno como éste que depende de la dádiva. Son no menos de 80 billones de bolívares. Tendrá que devaluar y surgirá la crisis. La misma crisis de siempre, desde Luís Herrera.

Mi punto es que a Chávez y a su gobierno hay que esperarlos en la bajadita. Pero para entonces debe haber una oposición fuerte, que se vea como otra opción de poder. Eso no ocurrirá si continuamos aferrados a la idea de participar en los eventos electorales. Es mejor pasar agachados. Si en un barrio conocido por peligroso, me van a asaltar y hasta pueden asesinarme, es mejor no visitar ese barrio.

El águila y el bulldog

¿Recuerdan mi fábula de la semana pasada? Pues ahora el águila y los halcones cuentan, además, con bulldogs para que actúen como infantería. Y se trata de una infantería tenaz, valerosa, probada en mil batallas. Regimientos que se honran de haber participado en guerras contra Luís XIV, en Oudenarde y Malplaquet, bajo aquellos líderes famosos que fueron Marlborough y el Príncipe Eugenio de Saboya. Pero no contentos con eso un siglo más tarde esos mismos regimientos derrotaban a Napoleón, bajo el mando de Wellington y un siglo más tarde a los prusianos en las trincheras del Marne y veinte años después a los regimientos blindados alemanes en El Alamein. Fueron igualmente los que vencieron a la guerrilla comunista en la península malaya y, siempre en pocos números, los que establecieron las cabezas de playa en las Malvinas y las dos guerras del Golfo. Nada despreciable. Creen en la máxima de Teodoro Roosevelt: Hablan pacito, educadamente, pero siempre cargan consigo un gran garrote. ¿No recuerdan ustedes, mis apreciados amigos, cómo comenzó la ofensiva verbal contra Adolfo Hitler? No fue Mr. Danger Roosevelt el que lanzó el primer ladrillazo. Partió de Londres, de la Cámara de los Comunes. La lanzó Winston Churchill, justo cuando el cabito alemán era designado primer ministro, Canciller al decir germano. Después diría: “Yo no era el león, pero me cupo el honor de lanzar el primer rugido”.

(*): Santiago Ochoa Antich es diplomático de carrera, politólogo, periodista y miembro de Debate Ciudadano. Fue Embajador de Venezuela en Austria, Canadá, Jamaica, Paraguay, San Vicente y las Granadinas, El Salvador y Barbados.

Fundado hace 24 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te puede interesar
Cerrar
Botón volver arriba