Opinión Nacional

La unidad pérdida

La crónica de un final anunciado resultó con la inscripción de candidaturas a alcaldes, gobernadores y diputados a los consejos legislativos concluida el pasado jueves 14-08. Miles de postulaciones entre alcaldes, gobernadores y legisladores reflejan la ausencia de credibilidad tanto en el liderazgo opositor, como en el oficialista.

La competencia es al parecer quien se divide menos, en medio de una crisis terminal del Estado y sus instituciones, socavadas por un Presidente de la República dispuesto a aplicar la reforma a como de lugar, para permanecer en el cargo indefinidamente.

Si Nerón contemplaba con satisfacción el incendio de Roma para renacer de sus cenizas, poco le falta al Presidente de la República para llevarnos al Apocalipsis de la disgregación de una nación, con tal de cumplir el objetivo de secuestrar a un país entero, sus partidos, sus sindicatos; y toda la sociedad en nombre de un socialismo que sólo es militarismo de pura cepa y además improvisado y pirata.

Esto al parecer no lo entienden los representantes de los partidos opositores mas connotados. Imponer candidaturas por capricho en nombre de partidos que sólo son papel celofán, que no tienen hueso, ni músculo; sólo finanzas y cuotas de poder no es el método para unir al país contra la amenaza totalitaria. Empeñarse en candidaturas en nombre de siglas de partido, así no le signifiquen nada a la gente en municipios y gobernaciones es facilitarle la puerta franca a la bota militar.

No tengo dudas que el proyecto militarista de Chávez no tiene destino, perecerá como otros de la historia venezolana y latinoamericana. Nadie pensó el 2 de diciembre de 1957 que Pérez Jiménez caería el 23 de Enero, pudo haber sido el 24, el 25, o un año mas tarde. Simplemente sucedió porque un conjunto de fuerzas sociales, políticas y militares convergieron en la huelga general del 21 de Enero, luego de los intentos fallidos de los primeros días del año 1958. ¿Cual será el epílogo de éste?, tal vez en cualquier explosión popular que emerja en todos los rincones del país.

La historia es caprichosa y no se repite, los venezolanos encontraremos el argumento y la propuesta para salir del entuerto; entre tanto el liderazgo opositor debe ayudar, coger pausa y reflexionar sobre el triste espectáculo dado entre el 05 y el 14 de agosto. Es más, hoy continúa todavía la resaca en las alcaldías y gobernaciones mas emblemáticas del país.

De continuar con esta opereta ahuyentarán al electorado y provocarán la abstención y la recuperación de un régimen que fue herido en sus cimientos, el pasado 2-D. Todavía hay tiempo de lograr la unidad perdida, bien sea por primarias o por la fuerza del liderazgo a demostrar en la campaña. Si se desecha la sensatez y la pasión por nuestro país y la democracia, le estaremos labrando una victoria artificial a una Va. República descompuesta y desacreditada por algunos de sus propios mentores y ello no lo perdonará el pueblo venezolano ansioso en restablecer el sistema democrático.

Fundado hace 24 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te puede interesar
Cerrar
Botón volver arriba