Opinión Nacional

Las siete plagas de los siete años

No puede caber la palabra celebración cuando estamos frente al período presidencial más largo de nuestra etapa democrática, cuando cuestionamos el espíritu de la situación que vivimos, ante el atropello a normas y costumbres imprescindibles.

Sin embargo, arribamos a los siete años del régimen. Mediante subterfugios astutos pero de cuestionable ética, parecen decididos a perpetuarse en el poder, negando la alternabilidad necesaria para la salud de la nación.

No hay excusa para la pretensión de mantenerse en el poder. Pero más cuestionable es esta ambición cuando el único logro que se puede exhibir es el desmantelamiento de una nación. Veamos un breve balance de lo que hemos obtenido:

1.- División del país, aprovechando las frustraciones de un sector para manipularlos en contra de otro grupo de venezolanos, quienes se han convertido en objeto de la violencia política.

2.- Ostentosos regalos a los países cuadrados con “el proceso”, dilapidando recursos que nos pertenecen a todos sin rendición de cuentas.

3.- Malas juntas con países excluidos de la comunidad internacional, como el Irak de Hussein o la Cuba de Fidel, sin contar con la afinidad hacia movimientos radicales de procedimientos cuestionables.

4.- Infraestructura nacional deteriorada, desde el viaducto Caracas-La Guaira hasta el de La Cabrera, pasando por el enorme hoyo de la autopista Regional del Centro y los abandonados hospitales.

5.- Pelea con los principales socios comerciales del país, hecho que resiente el bolsillo de la ciudadanía. El discurso hacia Estados Unidos ha sido grosero y vergonzoso; mientras también hemos observado amargos episodios con Colombia, vecino clave en el intercambio comercial.

6.- Programas sociales politizados. Nadie controla las sumas que consumen, el dinero desaparece en el camino y para acceder a ellos hay que vestir una franela roja, lo que crea ciudadanos de segunda categoría.

7.- Dejamos para el final lo peor: el secuestro de las instituciones que deberían ser los contrapesos del poder por parte de una parcialidad política, con el inquietante caso del CNE, el cual no merece la confianza de tres de cada cuatro ciudadanos; o el del Tribunal Supremo de Justicia, donde los magistrados gritan consignas a favor del gobierno.

Para quienes crean en la numerología, estos siete años nos han dejado siete plagas.

*Concejal de Baruta

Fundado hace 24 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te puede interesar
Cerrar
Botón volver arriba