Opinión Nacional

Lo que no dijo Baduel

Si bien las declaraciones que ayer diera el ex ministro de la Defensa, no resultaron una sorpresa, en razón de que el pasado 18 de julio el propio General en su discurso de baja dejo entrever a grandes rasgos su posición política, para ésta ocasión llama la atención lo que dejó de decir.

El de ayer fue un acto que por la forma y el tiempo reafirma las convicciones democráticas de éste General, quien sin embargo, en el pasado fue uno de los conjurados del Samán de Güere, en una trama más bucólica-conspirativa que democrática.

A grandes rasgos Baduel habló ayer de usurpación, de regresión constitucional, de la violación a los principios inscritos en la Constitución del 99; de limitación de los derechos fundamentales, una reforma en cuyo contenido, ninguno de los artículos propuestos enfrenta los verdaderos problemas del país. No suministra soluciones al problema de la pobreza, el desempleo, la inseguridad personal, el desabastecimiento y la inflación entre otros.

Dijo así mismo el General retirado, que de culminar este proceso con la aprobación del mismo y por las vías propuestas por el Presidente y la Asamblea Nacional, se estaría consumando en la práctica un Golpe de Estado, violando de manera descarada el texto constitucional y sus mecanismos, e introduciendo cambios de manera fraudulenta y por procedimientos que no son propios, llevando al pueblo como ovejas al matadero.

Hasta aquí, nada nuevo que la opinión pública venezolana no conociera. Baduel, no hizo sino, un repaso reiterativo del panorama sombrío que a la vuelta de la esquina acecha a todos y cada uno de los venezolanos.

Pero fiel a su espiritualidad, el ex ministro, cerró su alocución señalando que “la única arma democrática y legal que nos queda es votar NO y defenderlo…”

Dicho esto, más allá de la naturaleza idealista de este General de tres soles, su incursión en la política activa, no puede tener mayor futuro, sino se pronuncia en torno a una situación de hecho, que “usurpa”, de manera reiterada, el “poder del pueblo”, el cual ya sabe lo que es la pérdida de “los derechos fundamentales”. Me refiero al derecho a votar y a elegir.

Llama la atención el silencio que Baduel guardó en torno a las desiguales y abusivas condiciones electorales a las que deben someterse los venezolanos ante cada proceso electoral, que convoca el régimen de Hugo Chávez.

¿Cómo debemos interpretar dicho mutismo? ¿Estaría el general Baduel, llamando a votar, para inmediatamente desconocer el resultado adverso? ¿Tiene este General retirado la suficiente representatividad como para en menos de un mes, desconocer, desmontar y desenmascarar el fraudulento sistema electoral venezolano?

Fundado hace 24 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te puede interesar
Cerrar
Botón volver arriba