Opinión Nacional

Los chinitos del CAAEZ

Las luchas tiene un pago sea para bien o para mal, podíamos creer que este pago llega por fin con el juicio del jueves en Barinas, sobre el caso el CAAEZ, juicio que duró todo un quinquenio marcado de corrupción en donde los que pagaron fueron unos bolsas a quienes les echaron el ganso sobre todos los hechos de corrupción. Podríamos decir que es igual a las corruptelas que se cometieron en la cuarta republica y que quedó como el caso de RECADI, caso que se mandó a investigar acerca de la sobrefacturación en las importaciones que ordenó el entonces Presidente Carlos Andrés Pérez. Recordamos que fue el titular principal de primera página con el que El Nacional abrió su edición correspondiente al viernes 24 de febrero de 1989. Nunca imaginamos que nuestra exclusiva, confirmada a última hora el jueves 28 de agosto de 2008, se convertiría en pocas semanas en el detonante que luego destapó el más grande escándalo de corrupción que haya sacudido a la opinión pública venezolana.

Como la noticia más importante de aquel día, reportamos que el Presidente de la República, Carlos Andrés Pérez, ordenó a los ministros de la Secretaría, Hacienda y Relaciones Interiores, «abrir una rápida, exhaustiva y determinante investigación sobre un posible fraude a la Nación, derivado de la sobrefacturación de importaciones con dólares preferenciales, autorizados por RECADI a varias empresas del sector privado durante 1988, y cuyo monto podía ascender a 2.500 ó 3.000 millones de dólares». Que en ese escándalo estuvo metida e involucrada Blanca Ibáñez.

Muchos escribieron de este señalado caso en el que el único que pago los platos roto, el único que resultó preso fue Ho Fuk Wing, un nombre poco familiar, quien purgó condena por este caso. Lo más increíble fue que su detención se produjo por accidente tras cometer una infracción de tránsito. Fuk Wing pasaría a engrosar el imaginario popular como “El chinito de Recadi”. La historia se repite de nuevo, pero ahora con el caso del CAAEZ.

Se denunció desde hace tiempo atrás en la columna de Ombudsman del Tte./Cnel. González Cazorla publicada en periódicos locales de Barinas y nacionales del país, sobre esas corruptelas pero el gobierno no les puso cuidado. Tuvo que venir unos de los afectos al régimen como lo es Eleazar Díaz Rangel a publicar un editorial sobre este robo, publicación a la que el mismo Chávez en un programa de Aló Presidente se refirió y pidió que se fusilaran a los que los que se denunciaban, militares y civiles siendo en ese entonces el ministro de Agricultura y Tierras Antonio Albarrán.

Toda esta historia de guisos comienza con los elogios de Hugo hacia al General Delfín en Mérida, en un Alo presidente el mismo Chávez le dio poder para participar en el proyecto mas deseado de los barineses la construcción del central azucarero, bajo la dirección del RILU. La misión era la de aumentar el poder de combate de las unidades del Ejército mediante trabajos de Ingeniería, en general y contribuir con el Desarrollo del Occidente del País en actividades de construcción y mantenimiento de infraestructuras, vías ferroviarias así como mantener el nivel de preparación adecuada a fin de responder a situaciones de desastre y emergencia nacional. Se le asigna la responsabilidad de firmar dos Convenios Marco de Cooperación Interinstitucional entre el Complejo Agroindustrial Azucarero “Ezequiel Zamora”, S.A. y el Sexto Cuerpo de Ingenieros del Ejército, uno para la realización del Movimiento de Tierra firmado el 26 de Septiembre del 2.003 y otro para la construcción de Obras Civiles firmado el 19 de Marzo del 2.004.

La forma de trabajo entre las empresas contratadas y el 62 RILU era la siguiente: El Regimiento de Ingenieros recibía del CAAEZ los respectivos proyectos para la ejecución de la obra. El 62 RILU, con su equipo organizado preparaba los presupuestos y los enviaba al Complejo Agroindustrial, para su análisis y aprobación, después de revisados y aprobados eran regresados al Regimiento para proceder a la contratación de las respectivas empresas. Las empresas contratadas realizaban su trabajo, pasaban al RILU las valuaciones respectivas, el personal técnico del Regimiento las verificaba, se solicitaba al central el dinero y se cancelaba a las empresas. El comando del 62 Regimiento de Ingenieros inspeccionaba constantemente los trabajos realizados y verificaba con la directiva del central y el jefe de los asesores cubanos, el desempeño del personal del Regimiento. Durante estas inspecciones en todo momento la acotación realizada por los señalados anteriormente fue el total agrado y satisfacción con el trabajo realizado por el equipo del 62 RILU.

Se pudo notar que todas y cada una de las obras solicitadas por el CAAEZ fueron ejecutadas en su totalidad, afirmación esta que queda corroborada con la declaración en esta misma causa dada por el presidente del Central Azucarero para ese entones el Lic. Antonio Albarrán Moreno y según informes que presentara el mismo licenciado al ciudadano Presidente de la República, a todas y cada una de las empresas que se encontraban efectuando obras en la Construcción del Central Azucarero, el 62 Regimiento de Ingenieros canceló en su totalidad los trabajos realizados por las mismas. Para el mes de Octubre del 2.004, se presentaron tres (03) valuaciones por una empresa, que pretendía acreditar la ejecución de la Canalización y Rectificación de Caño el Oso, por parte de la empresa VIAPECA, obra que ya había sido ejecutada por el 62 Regimiento de Ingenieros en los meses de Abril, Mayo y Junio, con recursos propios y contrataciones que esta misma unidad controlaba y por cuanto era público y notorio que esa obra ya había sido ejecutada de acuerdo al informe que se consigna fechado el 08 de Mayo del 2.004, tal como se puede evidenciar además en las fotografías de la presentación realizada por el Mayor Herrera, para la exposición de “Exp. Ejército 2004”, realizada en el Poliedro de Caracas en el mes de Junio del 2004, se dice que Gómez Parra se negó de manera rotunda a que se efectuara el pago a dicha empresa. La empresa ejercía presiones para obtener la cancelación de la supuesta ejecución de la obra, cuyo original reposa en el expediente de la Inspectoría General del Ejército. Gómez Parra fue transferido del Comando del 62 Regimiento de Ingenieros el 20 de Octubre del 2.004 y es en fecha posterior a su salida de la unidad, cuando se realiza el pago a la empresa VIAPECA, del cual Gómez Parra dice no ser absolutamente responsable y que el pago se hizo por órdenes expresas del Gral. Isaías Baduel. La investigación sobre supuestas irregularidades que pudieran estar ocurriendo en la construcción del Central Azucarero comienza cuando el mismo Gómez Parra nombra una comisión y ordeno realizar una investigación previa. Cuando la comisión que está realizando la investigación inicia las averiguaciones e indago con el encargado de la obra acerca de la situación, éste se retira de las instalaciones, desaparece toda la documentación referente al caso y se presenta en la Inspectoría General del Ejército, dando las informaciones de que lo estaban persiguiendo, hostigando y amenazando, además que existía una supuesta deuda a empresas manifestando además el faltante del dinero respectivo…
Muchas cosas se tapa para que otro no sepan nada y no se diga nada al colectivo general acerca de los chinitos del CAAEZ a quienes lo están acusando y condenando por los fulanos cheques que se clonaron y se pagaron en BANFOANDES de Sabaneta y no por otras cosas, la denuncia se llevo al Cuerpo de Investigaciones Científicas Penales y unos de esos Pagos de cheque de gerencia a nombre de Josefa Albarrán.

La fiscalia del Ministerio Publico hizo un papel muy triste en el Juicio no imputo a una serie de personas tales como: ANTONIO ALBARRÁN MORENO, quien se desempeñó en el cargo de Presidente de la Junta Directiva del CAAEZ. Seguidamente otros ciudadanos JOSÉ ALBERTO MARTÍNEZ BEGUETT y LISBETH PAREDES BASTIDAS, quienes se desempeñaron en los cargos de Directores Principales de la Junta Directiva. Como todo sabemos la señora Lisbetn es protegida, consentida por el Maestro Chávez como lo fue en sus tiempos Blanca Ibáñez, cuando era secretaria privada del ex presidente Jaime Lusinchi. Los ingenieros NAUDY ESTRADA, ESTHER GONZÁLEZ y VÍCTOR GUÉDEZ, quienes durante los años 2003 y 2004 se desempeñaron como ingenieros residentes e inspectores en las obras. Los que cobraron los cheques los ciudadanos: JOSEFA ALBARRÁN y RONALD SANTIAGO LUNA NOVENO que dejaron el pelero después de haber reventado el robo. Los otros ciudadanos las de las empresas de maletín tales como: EDGAR EDECIO MOLINA CALLES, representante legal de la empresa CONSTRUCTORA E INVERSORA E y F, C.A. El ciudadano JOSÉ JOAQUÍN BRICEÑO, representante legal de la empresa Vialidad, Puentes y Edificaciones C.A. (VIAPECA). El ciudadano FREDDY RIVERO, apoderado de la empresa Vialidad, Puentes Edificaciones C.A., pero esto a ellos no se le imputo la fiscalia cosa rara solo los sanciono la Asamblea Nacional de la Comisión Permanente de Contraloría. Según expediente N° 15.61. Dicho informe dio irregularidades en el manejo de fondos públicos para la ejecución de obras en el Complejo Agroindustrial Azucarero “Ezequiel Zamora” S.A., (CAAEZ, S.A.) estado Barinas.

Los denunciantes nunca fuimos llamados a declarar por lo publicado ni en la fiscalia ni los tribunales, ni por ser noticia criminis, nada que ver, nos pasaron por bola. Eleazar que salio en todo los medios no lo hicieron declaran en ningún momento, ni al mismo Comandante Cazorla, ni a mi persona los que fuimos que sacamos esto a la luz pública en los medios escritos. Sabemos que esta justicia venezolana hace lo quiere cuando quiere, pero hoy a los chinos de CAAEZ les tocó su turno…
Cualquier información, denuncia o sugerencia por mí dirección electrónica

Fundado hace 24 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te puede interesar
Cerrar
Botón volver arriba