Opinión Nacional

Necesitamos evolución, no revolución

Como nos tiene acostumbrado el gobierno, siempre a la medianoche, pues parece le tiene miedo a la luz, a la claridad, realiza actividades que pretende justificar como socialistas y nuestro país no evoluciona, ni se revoluciona, todo lo contrario INVOLUCIONA, pa’atrás como el cangrejo.

Sinceramente el coraje y la impotencia se tiene que apoderar del ciudadano, cuando ve la manipulación de la gente necesitada de trabajo, de educación, de salud, de seguridad, en fin de oportunidades para crecer y tener un mejor vivir. Cuado al mejor estilo de un país atrasado un grupo de personas supuestos dirigentes y jerarcas del régimen, demostrando, confirmando su autoritarismo, ansia de poder y control de todos los ciudadanos, hacen la toma de unas instalaciones como fue el reciente caso de Cemex. A lo cual se puede añadir los últimos abusos; las 26 leyes en contra del pueblo, los inhabilitados. El show montado siempre con el mismo guión; del capitalismo nefasto y el imperio malvado. En la oportunidad de la empresa de cemento como si se estuviese conquistando un lugar heroico, que de inmediato le diese bienestar a los venezolanos. Sin utilizar la razón, la diplomacia y las buenas formas se actúa en forma abusiva, el costo de tal comportamiento, no lo paga Chavez, lo paga el pueblo. Somos vistos por el mundo como un lugar de atraso, no de prosperidad, solo la referencia es la inmensa cantidad de dinero que Hugo Chavez usa a su antojo.

El propósito de tales atropellos tiene como objetivo estrangular toda iniciativa empresarial, quien racionalmente invertiría en un país dependiendo del estado de humor del jefe de estado. La repuesta es evidente, nadie con visión de largo plazo y capaz de generar efectos multiplicadores en la economía. En el caso particular del sector construcción, sector generador de empleo y riqueza. Ahora esta controlado por el régimen, en consecuencia lo manejaran a su antojo. Pero aun mas grave como lo reseñan los análisis económicos publicados en los medios nacionales, es como la fuerza laboral del país, prácticamente también se esta quedando sin posibilidades de arbitraje y reclamo de sus reivindicaciones. Uno espera que la dirigencia sindical del país , tenga una voz de defensa de los trabajadores.

Por otro lado, el hecho que el Ministro-Presidente de PDVSA sea el abanderado de actuaciones, demuestra con toda claridad el uso político de los “ingresos petroleros” de PDVSA, la cual supuestamente es de todos, pero de todos los que apoyen al gobierno, pues el resto de los venezolanos no contamos. La reforma de los estatutos de PDCSA, es un traje a la medida para completar el ciclo del petróleo como instrumento político y no de bienestar. Nuevamente las consecuencias y perdida de competitividad de PDVSA las pagaremos todos.

El mundo esta cambiando su paradigma energético, debemos y tenemos que prepararnos, con el nivel de precios que ya muchos anuncian alrededor de 100 Us$/bbl, el modelo de Chavez no es sostenible, pues no ha sentado las bases ni ha hecho por “sembrar el petróleo’.

Nosotros podemos hacer el cambio, EVOLUCIONAR. Lo imprescindible es la reacción de la gente reclamando sus derechos de manera contundente y efectiva, no pensemos que la actuación del gobierno es aleatoria, la permanencia en el poder y la implantación de un sistema de vida rechazado por la gente son los objetivos. No dejemos que nos sancochen.

Fundado hace 24 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te puede interesar
Cerrar
Botón volver arriba