Opinión Nacional

Negocios y trampas del ‘proceso’

La Mesa de Negociación y Acuerdo (MN) fue instalada. Se dice que es un triunfo de Gaviria. Y la idea no es dialogar sino negociar una salida de la crisis que vive este expaís. La parte gubernamental, que asume la bandera de la revolución, procede ahora a compartir una mesa con la representación de la Coordinadora Democrática (CD). La facilitación estará a cargo del presidente de la OEA. Esta MN ha despertado pocas expectativas porque, en general, nadie concibe que se llegue a acuerdos sobre las controversiales materias planteadas en momentos en los cuales se produce una polarización de considerables proporciones. Al anunciar la disposición las dos partes para negociar, Gaviria destaca que el objetivo principal está dirigido a lograr una salida electoral a la actual crisis.

¿Pero cuáles elecciones? ¿Referendo consultivo (RC), revocatorio (RR), o elecciones adelantadas? ¿Cómo admitir que unas elecciones constituyan la fórmula para dejar atrás enfrentamientos de tan grueso calibre? ¿Cómo explicar la actitud de una revolución que, en lugar de definir los intereses de la clase que la promueve, procede más bien a negociar con quien se supone debe desafiar y aplastar? ¿En qué términos estará dispuesto a negociar quien se sitúa al margen de todo esquema democrático para asumir el de la revolución que impone la confrontación y la propia lucha-enfrentamiento radical entre las clases sociales?

Las firmas de la contrarrevolución

El lunes 04-11 se produjo la ‘Marcha de las Firmas’. La oposición convocó a la actividad para llevar al CNE más de 2 millones de rúbricas que solicitan un RC. El clima político que se planteó estuvo controlado por la tensión, la zozobra-incertidumbre. Todo permitía recordar el 11A. Los llamados Círculos Bolivarianos habían decidido que no pasarían las firmas de los ‘golpistas, fascistas y contrarrevolucionarios’. La línea es muy clara: torpedear todo lo que tenga que ver con la solicitud del consultivo. Para el gobierno y sus seguidores esta es una práctica inconstitucional porque se quiere hacer un RR recubierto de RC. La situación creada por los manifestantes a las puertas del CNE se volvió incontrolable, tal y como reconoce el ‘jefe único’ (JU) al referirse a una conocida líder de su partido (EM, 06-11-02,p.1). La decisión estaba tomada: ¡No pasarán! Y quien contravenga esta disposición se convierte, simplemente, en enemigo del ‘proceso’. Al lugar acudieron altos dirigentes a tratar de convencer a los radical-talibanes para que permitieran el libre desarrollo y culminación de la marcha.

Dirigentes contra chavisradicaltalibanes

El rechazo a los líderes fue estrepitoso. Quedó en evidencia que no son portadores de autoridad ni ascendencia, es decir, que no tienen control partidista, organizativo, ético-moral sobre su militancia. Las peticiones de Lara o Bernal fueron desatendidas y en forma agresiva. Quienes decían representar al pueblo y la revolución veían a sus dirigentes como burócratas que pueden estar en el camino de convertirse en vendidos o traidores. El vicepresidente dice haber pedido a Lara y Bernal que fueran a conversar con los violentos para convencerlos de evitar sus acciones. Pero ante el fracaso de esta gestión fue necesario deslindarse de esos grupos. Y al hacer tal acto se procedió a reprimirlos (UN,05-11,p.12). La agresión revoluciotalibana dejó más de 60 heridos, muchos de ellos de balas. Los CB se activaron en el uso de las armas. De allí el ‘Basta Ya! de un diario (TC, 05-11-02, p.1) que pide poner fin a un camino que conduce al máximo desastre. El gobierno dice deslindarse de los violentos pero a la vez señala que lo ocurrido es la obra de infiltrados (Idem). Y digamos al paso que otro tanto ocurrió al momento de la decisión del TSJ que declaró que no había méritos para enjuiciar por golpistas a los cuatro altos oficiales que actuaron el 11A. Dado el fallo, se avanzaba en una protesta chavista contra el TSJ que fue totalmente disuelta por la GN.

Llanto, nervios y sudor de RR

Finalmente pudo realizarse el acto de entrega de las firmas. El presidente Roberto Ruiz (RR), nervioso y sudoroso, se permitió condenar el vandalismo y celebrar el acto lleno de civilismo y democracia. Garantizó además que la solicitud sería procesada en forma inmediata. Llegó al punto de enfrentar la descalificación que se le hizo al CNE en los últimos Aló Presidente. Alguien pudo leer sus palabras como las de un funcionario dispuesto a cumplir ‘a carta cabal’ con sus obligaciones. En este sentido, el referendo consultivo estaría más que garantizado. Por ello, los solicitantes salieron esperanzados del CNE. Quedó evidenciada la disposición del cuerpo para demostrar la equivocación e infamia del presidente quien dijo que ese organismo no servía ni para elegir un gato. Nosotros sí servimos, dijo RR porque lo elegimos a él, a la AN, a los gobernadores y alcaldes, etc.

El gobierno y RR juegan al saboteo

Pero el mismo lunes, mientras RR adelanta su discurso ‘antigobierno’, la Procuradoría General del Presidente (PGP) solicita un recurso contra la reciente ley electoral aprobada por la AN, mas no promulgada por el JU ni publicada en Gaceta Oficial. Se cuestiona la disposición transitoria que mantiene en sus cargos a los miembros de la directiva del CNE, hasta tanto se nombren los sucesores de acuerdo a lo establecido por la ley. Es decir, se solicita al TSJ que declare la ilegalidad o inconstitucionalidad de la disposición que resguarda la continuación orgánica de la institución. En principio se puede pensar que tanto la PGP como su equipo son unos profundos ignorantes que solicitan algo que es absurdo. ¿A quién se le ocurre pedir la inconstitucionalidad de una ley que aún no es tal? Hasta un colegial de las primeras letras sabe que esto no procede. Entonces ¿qué persigue la solicitud?

Un efecto totalmente cocinado

Se procura un efecto que ya estaba totalmente cocinado. Dada la petición, el TSJ la declararía inadmisible pero la propia ponencia abonaría el camino para la recomposición de la directiva del organismo. Quede claro, y lo ratifican diversas fuentes, que es al TSJ a quien le corresponderá nombrar la directiva provisional en caso de que la misma deje de existir por la renuncia de sus integrantes. A estas alturas, el juego se clarifica. Hay un plan en marcha para que el gobierno le ponga las manos al CNE. (EN, 07-11-02, D-1)

A la hora de la entrega de las firmas al CNE, y una vez que RR explica los pasos que seguirá el cuerpo para dar una respuesta a lo que se solicita, muchos observadores pensamos que se abriría el llamado compás de espera. La acción política opositora quedaría materialmente congelada hasta tanto se le diera una respuesta. No faltó quien dijese que esto conduciría al quietismo y la desmovilización. Pero al amanecer del martes 05-11 se echa a correr la noticia del recurso interpuesto por la PGP. ¿Un paso para torpedear la acción del CNE y de la propia disposición manifestada por RR? El debate se acelera. El gobierno sabe perfectamente lo que busca con su impugnación ante el TSJ. Y conoce con toda rigurosidad lo que obtendrá.

El trompo de las renuncias ya estaba enrollado

Pero esta sentencia estaba indudablemente relacionada con la rerenuncia que el 06-11 presenta RR a la presidencia del CNE. Ahora su discurso está referido a las acusaciones que le ha hecho Rómulo Lares y las cuales atentan contra su dignidad de académico nacional e internacionalmente consagrado. Por ello reitera su dimisión, que no ha sido procesada. En esta oportunidad le coloca el título de ‘impostergable’. Un ingenuo puede pensar que se trata de simples coincidencias y ‘ocurrencias’. Pero quien haga el más elemental examen advertirá que todo esto forma parte de un plan politiquero puesto y dispuesto por el gobierno para manejar a su favor la situación, que se crea con la solicitud que hacen 2 millones y más de ciudadanos.

Ahora la participación se llama fraude constitucional

Y todo está muy claro: el RC, acusado de ‘fraude constitucional’ (al decir del JU) y de disfraz de RR, no se puede permitir. Llegar al mismo significaría una segura derrota. En el mejor de los casos el gobierno alcanzaría entre el 20 y el 30% y la oposición sobre el 70%. La pregunta que se propone alude al acuerdo o no de la renuncia voluntaria del presidente. En atención al artículo 70 de la CN todo referendo es vinculante y aún cuando la Sala Constitucional pueda reinterpretarlo y decir lo contrario, lo cierto es que la inmensa mayoría de los venezolanos presionará para que se haga realidad el resultado de la consulta. Por esto la lógica negativa del gobierno a darle el más mínimo espacio a esa “consulta inconstitucional”.

Las sorprendentes ‘gavetas’ del CNE

En este contexto se inscribe el affaire de las renuncias de RR y Vicente González que fueron presentadas en noviembre del 2001 y marzo del 2002 y que, desde entonces, fueron ‘engavetadas’. Es necesario hacer todo lo posible por impedir el curso de los acontecimientos pro referéndum consultivo. Todo quedará cuadrado para la designación de una nueva directiva nombrada por el TSJ o por la AN. Si entra en vigencia la nueva ley electoral, se discutirá sobre la procedencia o no de que el CNE en general y no el organismo específico que pauta la nueva ley, pueda hacer o no un referéndum. En todo caso, la idea es la de ganar tiempo y aproximarse cada vez más a agosto del 2003. Entonces se dirá que lo planteado es el Referéndum Revocatorio, que le da ventaja al gobierno en tanto que la oposición debe sacar por encima de la cantidad de votos que obtuvo el actual presidente.

¿Mesa de negociación y acuerdo electoral?

Pero por encima de todo este cuadro, gobierno y oposición admiten ir a una MN. Es evidente en inicio, que el gobierno tiene mucho que ganar en la perspectiva temporal, la oposición dará muestras de nuevo de su ‘profunda e inconfundible vocación democrática’. Por ello ha dicho y repetido que la fecha tope de la MN será el 04-12-02. El fracaso de esta mesa se puede dar por decretado. No es verdad que se logrará un acuerdo electoral para salir de la crisis. El gobierno no puede transigir ante el RC por las razones antes dichas. En caso de que la presión sea muy acentuada a lo interno y externo, el chavismo sacaría la carta de las elecciones adelantadas. La AN aprobaría la modificación a la CN y se abriría la posibilidad de contarse antes del tiempo. El oficialismo entiende que si el JU compite contra varios candidatos no perderá y habrá Chávez para más allá del 2021. La revolución se apuntaría de este modo un triunfo contundente y trascendente. La CD quedaría sepultada por los años de los años.

Bala mata voto

En caso de que la CD lograra la hazaña casi imposible del candidato único, el gobierno apelará a todos los recursos del ‘fraude democrático’. Entregar el poder por la vía electoral no le está permitido a una revolución de esta naturaleza, significación y trascendencia. El chavis-radical-talibanismo nunca lo permitiría. Primero muertos en bloque. El soberano ha sido preparado para defender su poder en forma pacifica pero armada. La revolución dispone que plomo mata voto. Tengamos en cuenta que esta ‘revolución’ en particular, es una auténtica criadora de cuervos, que terminará por sacarle los ojos a su propio propulsor. ¿Cómo salvar entonces este expaís? ¿Acaso con esta revolución? ¿Con esta oposición? Estas ‘Venezuelas’, hoy en negociación, están hundidas en las propias trampas de su histórico pasado. Ojalá pudieran ver hacia un porvenir distinto!

Insistiendo

– El 04-11-02 cumplió 80 años el poeta, economista, humanista y profesor Domingo Felipe Maza Zavala. Desde la Cátedra “Pío Tamayo” y el Centro de Estudios de Historia Actual, le expresamos al maestro y amigo nuestro regocijo por la suerte de tenerlo y por saber que ha comenzado a elaborar la obra fundamental de su profunda y trascendente madurez. – CPT/FACES/UCV continúa el Seminario: Venezuela 510 años después. Ponente: Enrique Alí González O. Lunes 11-11-02, Sala “E”, 6 pm. – Para Gaviria es inaceptable que un régimen diga que hay incontrolables. Y entonces ¿cuál es el papel de las leyes de la tal democracia? – Primero fue pedirle a los militares de Altamira que no se engolosinaran con el apoyo popular y luego se les exige que no se metan en lo del paro general indefinido porque eso tiene dueño y señor. Menos mal que se acabó el sectarismo y el adequismo. – Teatro de Moscú: otra abominable masacre de los autócratas-explotadores. – Hace un buen tiempo propusimos el Consejo Federal de Estado, formado por un representante por cada asamblea regional, para establecer un ejecutivo colegiado con un coordinador rotativo, dependiendo todo de la Asamblea Nacional del Pueblo. Ni comentarios recibimos. – A todos nos interesa el salvador, aunque queramos cambiarlo cada año. – Las firmas no tumbarán esta “revolución”. – El hambre de Merhi la derrotaron a punta de bombas y atropellos. – Algunos superluchadores dicen que lo de Altamira no sirve. Lo único que vale es la mesa de negociación y la Huelga General Indefinida. ¿Cuándo? ¿En el 2021? – El nivel de angustia-ansiedad por la salida del JU no se produjo en el caso de ninguno de nuestros grandes dictadores!

Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te puede interesar
Cerrar
Botón volver arriba