Opinión Nacional

Objetivos muy precisos

Me quedé corto. En 1998 basado en los papeles que inspiraron el golpe militar de febrero de 1992 califiqué de salto al vacío la candidatura de Chávez. La forma como ha venido conduciendo al país no puede ser más desastrosa.

En lo político: implanta una autocracia militarista , intenta establecer un pensamiento único y desconocer la esencia plural de toda sociedad al pretender absurdamente enterrar el pluralismo con una tendencia totalitaria que lo lleva a construir un aparato comunicacional donde apenas deja una pequeña rendija a la oposición poniendo en juego la libertad de pensamiento, de expresión y de comunicación. El cierre de RCTV y las amenazas contra Globovisión le permitiría cerrar el círculo totalitario.

En lo económico: destroza el aparato productivo sobre la base de que va a “liquidar al capitalismo desde la base” desechando experiencias y enseñanzas que llevaron al colapso de la Unión Soviética y países del este de Europa y la forma como hoy China, la India y Vietnam comienzan a superar la pobreza extrema a partir de la inversión estatal y las inversiones privadas nacional y extranjera.

En lo internacional: las alianzas más extrañas con el teniente coronel Putin, de Rusia; con Irán, Bielorrusia, Corea del Norte y Cuba y actuar como un gran desintegrador al proceder a un pacto político con sus iguales políticos colocando a un lado lo que es básico en todo proceso integracionista que es la pluralidad de sus integrantes.

Al resumir sus largos ocho años de gobierno no es este el caso de examinar su discurso social y la forma como dilapida los enormes recursos fiscales de los cuales apenas una pequeña parte va hacia los sectores más empobrecidos y excluidos de la sociedad. Por un lado pregona inclusión y por otra execra a todo aquel que disienta de su manera de gobernar y administrar al país. Queremos la reconciliación de todos los venezolanos.

Venezuela necesita para avanzar un funcionamiento democrático, con libertades para todos y en esa dirección debe derrotar a esta autocracia militarista. Estos son objetivos muy precisos que están en manos de nuevas generaciones y que agrupan, no dudamos de ello, a la mayoría del país. Si algo está claro cuando enfrentamos a los totalitarismos es enterrar la visión de sociedades “monolíticas” con partido y pensamiento únicos, con aberrantes cultos a la personalidad.

Bienvenidos esos contingentes estudiantiles que se incorporan a esta lucha por la libertad.

Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba