Opinión Nacional

Reafirmación de Principios

La demagogia y el populismo, armas de todos los socialismos que dicen luchar contra la pobreza y lo que han logrado en todas partes es aumentar el desempleo, la inflación, el alto costo de la vida, el desabastecimiento, la improductividad y como secuela inmediata a la inseguridad. No es necesario recurrir a ejemplos foráneos para comprobar esta verdad pues lo estamos viviendo en este presente desajustado, anti histórico e improductivo esquema neo dictatorial que tiene como ideología mantener pobres a los más pobres para poder usufructuar su debilidad.

Los jerarcas socialistas viven como reyes, en mansiones lujosas, con vehículos de última generación, degustando los mejores majares, vistiéndose con las más sofisticadas telas, viajando en naves que más parecen palacios voladores; mientras tanto se les pide a la gente privilegiar la pobreza y desdeñar los lujos.

En nuestros escenarios siempre han dominado factores que van desde el centro político a la izquierda; siendo grandes ausentes partidos de ideología liberal que mantengan un compromiso cierto con un futuro mejor. Estamos hastiados de los juglares que siguen viviendo en el pasado pues entendemos que hay que privilegiar al futuro.

El país y su gente se cansarán de escuchar cantos de sirena de mejoras que nunca llegan de un mundo mejor y de un hombre nuevo pues en los concreto y real el mundo se nos hace peor y el hombre vuelve a perder la sociabilidad convirtiéndose en un ser primitivo que solo busca satisfacer sus instintos más ancestrales.

Debemos realizar un compromiso con la libertad individual, moderado por la convicción de que la genuina libertad implica más que la simple ausencia de restricciones. Propugnamos nuestra firme creencia en el gobierno limitado, en la responsabilidad fiscal equilibrada y en el imperio de la ley. Tenemos veneración por la herencia cultural combinada con un sentido de administración de los recursos naturales. Respetamos al mercado como generador de riqueza combinado con la conciencia del impacto corrosivo del mercado en los valores humanos. Creemos que la propiedad privada de cada quien empieza por su propia vida, por la salvaguarda de la integridad personal, y culmina en la legal posesión de bienes producto de su esfuerzo y su trabajo responsable.

Somos incrédulos ante las promesas utópicas, enraizadas en la apreciación de los siempre presentes vicios humanos. Renunciamos el descartar los tradicionales arreglos sociales. Tenemos preferencia por los cambios orgánicos y evolutivos en oposición a los cambios que obedecen a doctrinas o teorías superadas por la historia. Creemos en un nuevo pacto que tenga como prioridad al orden republicano, representativo y federal. Un nuevo pacto que permita vivir con bienestar y libertad.

*Es Presidente del Movimiento Republicano MR

Fundado hace 24 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te puede interesar
Cerrar
Botón volver arriba