Opinión Nacional

Represión fascista

El tte coronel ha venido imponiendo gradualmente un perverso capitalismo de Estado militarizado. Se trata de un proyecto que implica la imposición de un pensamiento único, la intolerancia a la pluralidad, el aniquilamiento o “pulverización” a la disidencia política, la agudización de la explotación laboral y un retroceso hacia situaciones de dominación desnuda.

Muestra de ese militarismo repugnante ha sido la represión contra los estudiantes que protestaban en los alrededores del CNE en rechazo al proyecto de Reforma Constitucional. Tan infausta agresión fue realizada por efectivos de la Policía Metropolitana (PM), Guardia Nacional (GN), de la DISIP, y miembros de las hordas chavistas ante la mirada celestina del Viceministro de Seguridad Ciudadana Tarek El Aissami.

Asqueante fue escuchar a un desvergonzado Pedro Carreño quien en un discurso plagado de patrioterismo facho, llegó al extremo de afirmar que los estudiantes habían realizado una especie de emboscada para agredir a los funcionarios policiales y militares que custodiaban la marcha. Que los integrantes de la PM y GN “arriesgaron sus valiosas vidas en favor de la paz de la República” y que merecían una felicitación por su “»patriótico» comportamiento”. Pero más burdas resultaron las falsedades de Tibisay Lucena quien condenó el “intento de asalto a la sede del Poder Electoral” y las tergiversaciones de William Lara quien denunció un “supuesto intento de secuestro de las autoridades del CNE”, por parte de los estudiantes. Es la clásica táctica totalitaria de adulterar la realidad y luego de su falsificación, difundir las distorsiones como verdades. Escuchar sus falacias fue retrotraernos al discurso ya trillado, palabras más, palabras menos, del tte coronel. Nos preguntamos ¿Será posible sargento Carreño, que unas fuerzas entrenadas para sofocar las voces del descontento y la protesta, y capacitadas para matar al “enemigo”, pueden ser garantes de la paz ciudadana? ¿Cuándo será que la Sra. Lucena entienda de una vez por todas que los saltantes al CNE no son otros más que, ella misma y su combo de rectores rojo-rojitos, quienes han cometido toda clase de fechorías burlando así la fe de los venezolanos? ¿Hasta cuando el Goebbels tropical de William Lara, repetirá que los miembros de PM, GN, y DISIP, así como integrantes de sus bandas armadas son una legión de “ángeles pletóricos de bondad descendidos del cielo” para proteger a la Patria, pero en especial a los estudiantes marchistas?

La sociedad venezolana vive hoy la represión y el terror propio de los proyectos totalitarios de corte fascista. Es la represión que se realiza con la intención de enseñar la feroz musculatura policiaco-militar del régimen, para desalentar y aterrorizar a la disidencia política. Además, para generalizar en la población un sentimiento de indefensión ante el poder. Se trata de establecer el control social mediante la represión y el miedo, en nombre de una falsa revolución redentora.

Un silencio miserable ha sido el denominador común de los miembros de esa mal llamada izquierda (acomodaticia y cínica) que hoy apoya al bonapartismo del tte coronel. Su condición de mujiquitas gobierneros los hace olvidar los días en los cuales muchos de ellos criticaron, con sobrada razón, las prácticas represivas de los gobiernos adecos y copeyanos. Sin embargo hoy son portavoces de un mutismo sepulcral. Estos cipayos se escudan cobardemente en la excusa inmoral de que la condena de estos excesos beneficiaría a los enemigos del proceso, entiéndase, a la disidencia política. Incurren en una suerte de justificar cualquier acción oprobiosa del régimen, para no importunar al Yo el supremo. Lo que realmente hay en ellos es una aquiescencia cómplice amamantada con las dádivas provenientes de los enormes recursos de la renta petrolera. Han sacrificado su ideología y su honestidad en el altar del pragmatismo grotesco y nauseabundo.

Ni el terror, ni la mentira pueden dominar eternamente a una sociedad. La represión y el totalitarismo tienen que ser derrotados. Y van a ser derrotados.

Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te puede interesar
Cerrar
Botón volver arriba