Opinión Nacional

Sobre política y el estado pirata de Chávez

Un buen político no es necesariamente un buen candidato, tampoco tiene que ser necesariamente un gran un líder popular, pero, por supuesto, si un buen político reúne estas dos condiciones, sería una bendición para su gente, porque seguramente sería su gobernante. La política y lo político, no es la politiquería que la ha arrastrado a los límites más bajos de la valoración humana, por causa de gente inescrupulosa que se han aprovechado de ella, para robar, engañar y empobrecer a la gente; la política es una actividad orientada a alcanzar el poder como medio para lograr valores como la democracia, el bien común y la justicia social.

Es una tragedia el nivel de rechazo de la gente hacia la política, poniendo en riesgo la libertad, y dejándola en manos de quienes ocupan los espacios de la política con discursos anti políticos. Claro, existen sociedades que por experiencias nefastas, hoy en día, le dan a la política su verdadero valor e importancia, para la consolidación de las democracias.

El poder en Venezuela ha sido asaltado por mentirosos que jugaron con la pobreza y carencias de los venezolanos, pero también, por el marcado desinterés colectivo hacia lo político.

Aquí estamos padeciendo el terrible impacto de ser una sociedad que despreciamos a la política, sin percatarnos que la dejamos en manos de quienes la han usufructuado para hacerse de todas nuestras riquezas; porque la política busca proveer condiciones para la calidad de vida, la libertad, la educación, la democracia y el desarrollo social, pero también puede ser aprovechada por gente inescrupulosa, que hacen y deshacen con los bienes públicos, ante la ceguera de sociedades desinteresadas y alejada de los asuntos públicos y políticos.

El país salió a votar en 1998 por un cambio, pero se usaron esos votos, a la política y a la democracia, para desmontar a la misma democracia y caer en una inhumana transición, donde el hombre pasa a un segundo plano, ante la primacía de un modelo de estado y sociedad socialista, que tratan de imponernos, ante el desinterés colectivo, a lo político.

Guste o no, la política está en la vida de todos porque está en todas las relaciones sociales. El ser humano no es Robinson Crusoe , ni puede desarrollarse en medio de un naufragio social, al contrario, el hombre es un ser social y necesita de la sociedad, por eso aporta y recibe, para poder desarrollar plenamente su vida.

En Venezuela estamos padeciendo las consecuencias de habernos alejado de la política y de lo político, descuidando y dejando el estado y los bienes públicos, los de todos, bajo la administración y uso, de los enemigos de la democracia.

Coordinador de formación
y Gerencia Política
COPEI partido Popular/Zulia

Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te puede interesar
Cerrar
Botón volver arriba