Opinión Nacional

Un nuevo sainete: “Aquí huele azufre …”

Durante su ultima aparición sainetesca ante la Asamblea General de la ONU, el tte coronel ha puesto en evidencia una vez más uno de sus rasgos más distintivos de su gobierno autoritario, el discurso personalista descalificador y camorrero, aderezado con una sistemática distorsión de la historia y la verdad. Humberto Eco señala que uno de los elementos del proto-fascismo es la aparición de una versión del nuevo-lenguaje Orweliano, lo cual él denomina como el lenguaje de “eterno fascismo”, cuyo propósito es producir “un vocabulario empobrecido, y una sintaxis elemental cuya consecuencia es limitar los instrumentos para el razonamiento crítico y complejo”.

La perorata del tte coronel ante la Asamblea General de las Naciones Unidas, estuvo llena de lo que Renana Brooks ha llamado “lenguaje ideológicamente vacío”, que se nutre de las deformaciones históricas, de lo fantasioso y de visiones fundamentalistas. En su retórica fanática, belicista e intolerante el tte coronel también empleó el componente religioso-eclesial, en un intento sugestivo de que cualquier “afirmación suya” es el resultado de su comunión directa con Dios, y que por supuesto, no puede ser confrontada por comunes mortales. Recurrió a un lenguaje Maniqueo: del eje bien y del eje mal, de la claridad y la oscuridad, de Dios y el diablo, de patriotas y antipatriotas. Su discurso plagado del mayor absolutismo, le permitió la demonización de todos aquellos que sostienen opiniones disidentes a su “verdad oficial”. Curiosamente “Mr Danger Bush” utilizó un discurso del mismo tenor y vacío doctrinal en su intervención ante ese mismo forum. Ambas piezas discursivas imitan “El Mundo Pésimo” del maestro Orwell (1984), donde el Ministro de la Verdad decía mentiras y el Ministro del Amor acostumbraba a torturar a la gente.

La tergiversación y el engaño han sido dos elementos importantes del discurso político de todos los gobiernos anteriores. Sin embargo, la épica descrita por el tte coronel en su discurso en la ONU rebasó cualquier comparación con el pasado. Es insólito escuchar al tte coronel describirse así mismo como un anticapitalista, cuando ha promovido políticas que expanden el bienestar corporativo de las trasnacionales energéticas, y brinda beneficios a los nuevos y viejos ricos. Afirmar que “Ningún presidente ha hecho más por los derechos humanos como yo lo he hecho”, no deja de causar indignación, cuando organizaciones internacionales como Amnistía Internacional, Human Rights Wath, el Centro para los Derechos Constitucionales y organizaciones nacionales como COFAVIC y PROVEA han acusado a la administración Chávez de cometer sistemáticas violaciones a los derechos humanos. Autocalificarse como un luchador por la paz, no pasa de ser una parodia de mala calidad cuando ha extendido el concepto de guerra para incluir no los objetivos orientados de defensa, sino también para disciplinar a la sociedad civil, e inyectar la ideología del militarismo como la base principal de la política. Acompañado todo esto por el incremento formal de la represión discursiva y material como un intento por disminuir la capacidad crítica de venezolano. Tal retórica evoca la lógica Orwelliana de “guerra es paz, libertad es esclavitud, y la ignorancia es fortaleza”.

Como toda mala pieza teatral, al final del espectáculo el tte coronel solo se quedó con los servilistas y aduladores de oficios, su enjambre de agentes de seguridad y los tarifados estadounidenses Danny Glover y Charles Barron. Su obsesión por transformarse en líder de los subdesarrollados parece estar cada día mas distante, como bien señalara el ex-presidente del Brasil José Sarney, “aunque le sobra petróleo, le falta biografía”

Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te puede interesar
Cerrar
Botón volver arriba