Opinión Nacional

Y ahora la criminilización de los Sindicatos

¿Cual es la esencia de ese socialismo del siglo XXI que descalifica los gremios llamándolos mafias, vagos que cobran sin trabajar, sin oficio?. ¿Qué desconoce los contratos colectivos firmados y llama a las aspiraciones a superarse de los trabajadores, ser una conspiración contra la revolución?. ¿Cómo pudiéramos calificar a un Presidente que amenaza con lanzar las Fuerzas Armadas a los trabajadores que se atrevan a paralizar una Empresa del Estado, ya que sería un atrevimiento contra su persona?.

Eso que llama el Presidente Socialismo es sólo un discurso personal para justificar la libre voluntad de disponer de un Estado, de sus instituciones, de las empresas privadas, y ahora de los sindicatos. En pocas palabras su objetivo es erigir un Estado inmensamente rico con un pueblo miserablemente pobre, al que pueda sojuzgar por el estómago y la miseria, sólo bajo la esperanza de esperar las dádivas revolucionarias del caudillo. Esa historia no es nueva ya todos la conocemos allende los mares.

¿Por que es un delito que un trabajador de las Empresas Polar tenga un salario mínimo de 2.200 bs. F. y promedios superiores a 4.500 Bs. F. mensuales, o que los trabajadores del Metro aspiren en su contrato a salarios de 3.000 Bs.F. o que los trabajadores de Sidor hayan obtenido en su último contrato de 2008 un salario básico de 3.000 Bs, F?. ¿Que espera el Presidente que los trabajadores ganemos todos salario mínimo y adicionalmente la cesta ticket pagada sólo a las empresas de mas 20 trabajadores?.

Por favor, el cinismo presidencial no tiene límites cuando señala como exageradas las peticiones de los trabajadores del Metro o del aluminio, amenazando que ese aumento se los donará a las madres del barrio, o a Mercal o las misiones, pretendiendo descalificar las aspiraciones de superarse a todo trabajador que sacrificadamente obtuvo una carrera profesional y labora largas jornadas para echar adelante a su familia. Igualar a todos por debajo no es revolución, ni socialismo, es sólo el abuso de manejar a su antojo la chequera del presupuesto nacional, así enfrente pueblo contra pueblo.

¿Por qué el Presidente no revisa los sueldos de sus ejecutivos?. Empezando por el mismo quien se ufana en donar su sueldo de 2.000 bs. Fuertes, pero no publica que maneja una partida secreta a capricho de 950.000 bs. Fuertes anuales, en criollo 500 millones de dólares, o que el Presidente de PDVSA, quien a la vez es Ministro de Energía y Minas, devenga salarios de 60.000 bs. Fuertes, o que los magistrados del Tribunal Supremo tienen ingreso de 40.000 bs. F., o el Directorio del CNE con ingresos superiores a 30.000 bs. F., mas 7 meses de utilidades y “bonos de producción” cuatrimestrales de 10.000 bs. F.

Lo que existe en la mente presidencial y su entorno de gerentes antiobreros es acabar con los sindicatos y los contratos colectivos, para así manipular y desmovilizar a los trabajadores. Lo que desconoce este régimen es que la conciencia laboral no ha podido ser destruida, son instituciones que se formaron tras 7 décadas de sangre, sudor y lágrimas de centenas de dirigentes sindicales y millones de trabajadores, no dispuestos a traficar con la condición de vida ante una cúpula militar disfrazada de ideales socialistoides para alargar su agonía en el poder.

MovimientoLaborista

Fundado hace 24 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Cerrar