OpiniónOpinión Nacional

Primarias y otros desafíos

Desde hace ya algunos meses el mundo político de la oposición ha comenzado a discutir sobre el gran evento que representa la elección presidencial del 2024.  Varios temas abonan esa discusión. Entre otros, la selección de precandidatos, los métodos para validarlos y la selección de partidos y agrupaciones políticas dispuestas a participar en forma unitaria en la campaña. La cuestión crucial es, qué mecanismo utilizarán para la selección del candidato, teniendo en cuenta que la tendencia que prevalece es hacia una candidata o candidato único respaldado por una plataforma de partidos coaligados. 

Respecto al método, las primarias acaparan la atención general.  Evidentemente, es un método idóneo de compromiso entre electores y postulantes que funciona bien en países donde el pueblo a través del tiempo lo ha adoptado y convertido en tradición de respeto de sus resultados. No es el caso en nuestro país.  Aquí, durante la experiencia de cuarenta años de democracia, los partidos políticos adoptaron la partidocracia, un método de selección de candidatos presidenciales intrapartido, escogidos por la dirigencia sin la consulta de sus adherentes.  No obstante, esta práctica confirió seguridad y confianza por su respeto del juego democrático. Así, al final de cada ciclo presidencial, seguía una transición política tranquila, como ocurre en los países de gran tradición democrática.  Es de notar, sin embargo, que en algunas experiencias del pasado reciente hubo candidatos de reconocida solvencia, pero de poca caballerosidad, que no reconocieron el veredicto de la contienda a la que habían convenido, negándose así a reconocer al ganador del evento, aunque este haya sido realizado en un proceso transparente. De estos actos indignos nace la desconfianza del pueblo hacia sus líderes actuales y ésta constituye parte de la brecha que se ha abierto entre el pueblo y el liderazgo político.  

Así, perdida la estructura tradicional de los partidos, se requiere entonces buscar una nueva fórmula provisional de organización para la selección del candidato(a) único, entendiendo que estamos en una situación atípica, de transición a la normalidad pre-Chávez.   Ese es pues uno de los grandes desafíos que las fuerzas políticas de oposición deben resolver a la brevedad. Pero antes de llegar a esa etapa, lo más difícil será vencer la incertidumbre que causa la diversidad de puntos de vista dentro del numeroso grupo de organizaciones políticas dispuestas a proponer candidatos. La clave la encontrarán en los encuentros y diálogos de buena fe que al final irán decantando las opiniones hasta que las ideas coincidan para sacar a la luz lo que el electorado deberá reconocer como las agrupaciones políticas que representan la verdadera oposicion.  Pero para ello, se requiere hablarle al pueblo con la verdad en la mano pues un discurso populista no hará más que ampliar la desconfianza de un electorado confuso, perturbado, segregado de la vida política nacional y desanimado por el deplorable comportamiento de quienes pretenden ser sus representantes. Representantes que, a decir de R. Rodríguez Mudarra, …… “Desprecian al pueblo aliado. Se ponen de acuerdo en convocar elecciones primarias sin consulta alguna con los que han venido haciendo oposición a fondo…. Entendido esto, considera útil ir a primarias por un candidato único y al respecto afirma que …. lo avalo; pero para ello debe haber un comando libre de sospecha. Esta reflexión, altamente pertinente nos conduce a un nuevo desafío, cómo llegarán los partidos a formar una coalición que sea aclamada por todos como la oposicion única y verdadera.  En este sentido, el analista Gonzalo Gonzales sostiene igualmente que …”las primarias abiertas son, en las presentes circunstancias, el mejor método para seleccionar la candidatura presidencial de la oposición democrática por la ausencia de un liderazgo reconocido por todos” . Efectivamente, la ausencia de un ”liderazgo reconocido por todos” deja al pueblo en la mitad del camino y confundido con la pluralidad de oposiciones, sin orientación para poder distinguir entre la verdadera y la falsa oposición. Al respecto,  Armando Martini Pietri describe así este preocupante dilema …..la falsa oposición tiene como misión hacerse de la dirección de organizaciones en la que se infiltran, disponiendo asignación de recursos y logística, que incluyen tolerancias para actuar de forma agresiva, efectiva, que lo califica como líder capaz. Ahora con primarias, que en realidad son legitimadoras de liderazgo, para que sea el ciudadano, ya que ellos ni quieren ni pueden, el que escoja la nueva dirección política de una verdadera oposición. A larica reflexión que proponen estos analistas, no que olvidar La receta de Harvard para Venezuela: coalición democrática, tolerancia y paciencia, propuesta por Humberto Briceño León.

Por lo visto, el escenario electoral del 2024 no luce nada previsible, sin embargo, pese a las numerosas dudas sobre la metodología, todo parece indicar que serán las primarias el método que al final será adoptado. Entre tanto, nada impide explorar otros métodos de consulta para solicitarle al pueblo sus ideas y participación en la reconstrucción del país. En este sentido y en mi calidad de votante, propongo que se estudie la aplicación de una versión de primarias inédita, menos traumática que las primarias abiertas, pero más enriquecedora porque permite una estrecha relación entre los candidatos y los electores, versión que se aproxima a lo que propone Nelson Chitty La Roche, con su pregunta, por qué no unas ¿primarias abiertas, con doble vuelta???????

  Al respecto, propongo un plan en cinco etapas:

1)Formación de un grupo de trabajo compuesto por miembros de las Academias, de Colegios profesionales, de Universidades, de los sindicatos y de la sociedad civil y claro, de la coalición de partidos políticos adherentes al principio de candidato único, etc.;

2) Preparación por el grupo de trabajo de un cuestionario con las ideas de lo que se considere como el PAIS QUE QUEREMOS;

3) Presentación del cuestionario al pueblo para su consideración y contribución de sus ideas respecto al país en que él quisiera vivir;

4) Regreso del cuestionario al grupo de trabajo arriba mencionado quien resumirá el contenido y con esa materia prima procederá al diseño de un plan país, un verdadero programa definitivo de gobierno;

5) Validación del candidato único.  Una vez terminada la formulación del programa de gobierno, los precandidatos que haya propuesto la coalición de partidos deberán defenderlo ante el pueblo en un verdadero careo televisado en al menos tres debates hasta que, por eliminación por votación por Internet según el reglamento que se apruebe, se llegue al candidato único nacional que defenderá el programa de gobierno de la oposicion en la elección presidencial.  

Material de consulta

R. Rodríguez Mudarra. ¿Dónde encontrar el Frente Opositor? ¿Las primarias? El Nacional, agosto 3, 2022

Gonzalo González. Comicios presidenciales y elecciones primarias. El Nacional, agosto 3, 2022

Armando Martini Pietri. Alguna oposición: tan falsa como estancada. El Nacional agosto 5. 2022

J. Gerson Revanales. Las primarias (1).  El Nacional, agosto 3, 2022

Humberto Briceño León. La receta de Harvard para Venezuela: coalición democrática, tolerancia y paciencia, El Nacional agosto 6, 2022

Nelson Chitty La Roche, Cuidado con errar de nuevo, por favor. El Nacional, junio 3, 2022

El sistema de partidos en Venezuela: una historia para aprender – Dialnet (unirioja.es)

El Sistema Político Venezolano (uned.es)  

–.Who can vote in the Tory leadership contest? How voting in the Conservative leader works and rules explained – inews.co.uk

[email protected]

@kuikense

Los comentarios, textos, investigaciones, reportajes, escritos y demás productos de los columnistas y colaboradores de analitica.com, no comprometen ni vinculan bajo ninguna responsabilidad a la sociedad comercial controlante del medio de comunicación, ni a su editor, toda vez que en el libre desarrollo de su profesión, pueden tener opiniones que no necesariamente están acorde a la política y posición del portal
Fundado hace 26 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Un comentario

  1. Ciertamente de lo que se habla últimamente en nuestro país, y que está en la palestra de noticias nacional es las elecciones primarias de la oposición para la escogencia de un candidato unico.

    Actualmente, hay una polémica entre partidos políticos sobre el método a usar y definir quien será el árbitro encargado de organizar tales comicios. Al parecer hay opiniones encontradas entre grupos de oposición, en donde algunos «confían» en el CNE de Maduro y otro grupo de opositores que se oponen, y entre las que destaca la Sra. María Corina Machado, líder del movimiento VENTE VENEZUELA, que propone una alternativa bastante coherente y aceptable entre la gran mayoría de personas que apoyan su propuesta de organizar tales elecciones sin el mencionado arbitro electoral, con una metodologia verdaderamente democratica y transparente de elección.

    Definitivamente es un gran reto que afronta la oposicion actualmente, puesto que el lider opositor que está hasta el momento, el señor Juan Guaido, carece de credibilidad, liderazgo y apoyo debido a ese desgaste y frustacion colectiva de la poblacion venezolana al no ver resultado tangibles de las promesas hechas de dicho lider desde que asumió, por mayoria de la verdardera oposicion, la figura de Presidente interino de Venezuela.

    Este es un gran reto para la oposición venezolana de reivindicar su liderazgo, puesto que para nadie es un secreto, que desde que asumió Chávez la presidencia, ya venían en decadencia los partidos políticos de tradición gracias a las malas gestiones de esos liderazgos anacrónicos, errores garrafales y la falta de renovación de dichas estructuras desde las bases, siendo esto aprovechado por el partido de gobierno para tomar ventaja de ello.

    Lamentablemente, y hay que decirlo, desde la presidencia de Chávez y posteriormente desde que asumió Nicolas Maduro, la oposición política, y principalmente la población que quiere un cambio, han sufrido un desgaste enorme debido a esas causas que citaba por las frustraciones de no ver una salida pacífica por la vía electoral, cosa que el mismo régimen de Maduro ha sabido aprovechar por ese control absoluto y secuestro de las instituciones del estado. Añadiendo a esto, el mismo régimen ha comprado la conciencia de algunos políticos para crear partidos de falsa oposición que contribuyan a crear confusión y desesperanza en el electorado, y que sin duda, han hecho mella en la credibilidad y confianza del elector, y a su vez generar debilidad, división y temor de los verdaderos partidos políticos de oposición. Una jugada magistral que el régimen ha venido puliendo y perfeccionando con el pasar del tiempo, gracias al amedrentamiento, control de los medios de comunicación, hostigamiento, encarcelamiento y persecución de algunos políticos y lideres de oposición que han optado por el exilio, y que sin duda ha contribuido en el debilitamiento y detrimento de los partidos de oposición.

    Sin duda, esta elección de un candidato único entre las coaliciones políticas de oposición, y que aun sobreviven en Venezuela, es una situación atípica y novedosa, como Ud. lo ha mencionado, que se presenta como opción electoral de cambio, para los que tienen fe, de que la vía para sacar a Maduro del poder es por la vía electoral a pesar de la desconfianza del órgano rector electoral.

    Ya para concluir, la oposición política real tiene grandes retos con esta elección venidera, con todos los obstáculos que se presentan en un país donde no hay democracia. Entre esos retos esta la reivindicación del liderazgo político, recuperación de la confianza y credibilidad en la población con argumentos valederos, con un discurso novedoso y realista, sin demagogias, con propuestas convincentes a corto y mediano plazo, y que ayuden a renovar la esperanza del venezolano de ver una verdadera salida política y pacífica para frenar las calamidades sociales y económicas que afronta Venezuela.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Te puede interesar
Cerrar
Botón volver arriba