OpiniónOpinión Nacional

– Quejadera + Calle

Tenemos ya dieciséis años quejándonos del desastre que ha sido esta revuelta comunista. Nos quejamos de la inseguridad y esta continua. Nos quejamos de la falta de alimentos y medicinas (las colas) y cada día la situación es peor. Nos quejamos de la inflación que rompió el record mundial y sigue creciendo. A una autocracia, para llamarle fino a esta dictadura, no le importa que el país sea un desastre, sus ciudadanos las víctimas y ellos los victimarios. Lo que les importa es mantener el poder político y los beneficios económicos que mantenerse en el poder les garantiza vía corrupción. Quienes legislan contra esto si no se controla la Asamblea? Quienes defienden los derechos humanos del ciudadano si el Defensor obedece al régimen? Quién acusa a los delincuentes si la Fiscalía no es autónoma sino obediente? Quién hace justicia cuando se violan Constitución y leyes si el T.S.J. no tiene autonomía? Quién garantiza tener un árbitro electoral (C.N.E.) que sea imparcial y permita conocer la voluntad del pueblo Soberano? Después que pasan las elecciones la quejadera es descomunal. Este escenario se viene repitiendo durante estos dieciséis años de revuelta que manejó como democracia participativa la autocracia totalitaria que el régimen impuso. ¿Vamos a seguir con la misma quejadera que ha demostrado ser insuficiente para lograr el cambio que todos necesitamos?

Si queremos regresar a una verdadera democracia, como la que vivimos durante cuatro décadas y es parte de la cultura del venezolano, tenemos que quejarnos menos y trabajar por la Venezuela que queremos para nuestros hijos. En democracia es la voluntad del Soberano, el pueblo, quien decide lo que quiere y no la de un solo ciudadano como ha sido en los últimos años. Esta voluntad el pueblo puede manifestarla de dos maneras: Con elecciones transparentes o concentrándose en las calles de manera pacífica pero masiva y contundente que es un derecho constitucional como lo es también ir a votar. Este año tenemos elecciones para elegir una nueva Asamblea, las encuestadoras más serias anuncian que el 80% de los venezolanos no apoya al régimen con tendencia a subir, y solo el 20% quiere que el país siga como va con tendencia a bajar. Entonces lo que procede es el rescate de la Asamblea por la vía electoral y una vez rescatada regresar al estado de derecho, respetando la Constitución y la autonomía de todos los poderes públicos.

Por supuesto que para que esto sea posible se necesita que la voluntad expresada por los venezolanos en esas elecciones sea respetada y declarada por el C.N.E. con absoluta y total transparencia. Si la práctica parcializada del C.N.E. para favorecer al régimen se repite, como en anteriores ocasiones, entonces será el propio árbitro electoral quien estaría convocando al Soberano a manifestar su voluntad a través de una protesta, pacifica pero masiva, en las calles para expresar así su voluntad. Pongámosle fin a tanta quejadera y preocupación y vayamos todos a expresar nuestra voluntad en las urnas electorales o en las calles convertidas en una enorme urna y así manifestarla.

Correo: [email protected]

Los comentarios, textos, investigaciones, reportajes, escritos y demás productos de los columnistas y colaboradores de analitica.com, no comprometen ni vinculan bajo ninguna responsabilidad a la sociedad comercial controlante del medio de comunicación, ni a su editor, toda vez que en el libre desarrollo de su profesión, pueden tener opiniones que no necesariamente están acorde a la política y posición del portal
Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba