OpiniónOpinión Nacional

Quiénes somos

Somos los hijos de los libertadores, del ejército que luchó a caballo cruzando Los Andes para liberar cinco naciones. Somos el espíritu del hombre y la mujer guerrera, que jamás será pisoteado por el yugo de la opresión, que nació para ser libre y que nadie nunca podrá dominar.

Somos aquellos que luego de la devastación de la guerra federal lograron reconstruir este país, que tras más de cincuenta mil muertos, tierras productivas arrasadas, siete millones de cabezas de ganado perdidas y una deuda pública ascendió a cincuenta y ocho millones de pesos, una fortuna para la época, nos levantamos y dijimos; ¡NO nos rendimos!

Somos los mismos que tras haber entrado con casi tres décadas de retraso al siglo veinte, nos convertimos en uno de los países más modernos de Latinoamérica. Vimos morir a un hombre en el poder tras gobernar nuestra nación como si se tratará de su finca. Un hombre que encarceló y que persiguió a una juventud que lejos de rendirse, se convirtió en la generación que nos traería la democracia. Sí, tuvimos a Juan Vicente Gómez durante veintisiete años, pero al año siguiente tuvimos al frente de la sanidad del país a un hombre como Arnoldo Gabaldón, un medico venezolano que no solo  acabó con la malaria que diezmaba la población venezolana, sino que rompió todos los esquemas nacionales e internacionales de la época estableciendo un legado aun sigue presente.

En nuestras venas corre sangre de los venezolanos que pusieron fin a una de las dictaduras militares más férreas del siglo XX. Un régimen que nadie imaginaba podía terminar. Somos la descendencia  de quienes dejaron sus vidas en los calabozos de la seguridad nacional, de aquellos que se organizaron desde la clandestinidad burlando la represión y se comunicaban con panfletos derrotando la censura.

Somos también reflejo de la más pura solidaridad, de la que se expresa cada vez que vivimos momentos difíciles, como la tragedia de Vargas de 1999. Donde nos unimos golpeados por el dolor y la tragedia, donde fuimos capaces de pararnos y secarnos las lágrimas para ayudar a nuestros hermanos afectados. Con mucho, con poco, con la viva voz de la hermandad, de los valores más genuinos que nos definen, aunque traten de decirnos que hoy somos otra cosa.

Somos millones que hoy estamos en las calles ¿Por qué entonces pensar que será distinto? ¿Por qué esta vez no vamos a poder? Si alguien tiene algo que temer son los opresores, este pueblo está decidido a no vivir un día más en dictadura y a escribir sus propias páginas de historia. No hay duda que ganaremos y le diremos nuevamente al mundo de lo que somos capaces, le diremos ¡Somos Venezuela!

Los comentarios, textos, investigaciones, reportajes, escritos y demás productos de los columnistas y colaboradores de analitica.com, no comprometen ni vinculan bajo ninguna responsabilidad a la sociedad comercial controlante del medio de comunicación, ni a su editor, toda vez que en el libre desarrollo de su profesión, pueden tener opiniones que no necesariamente están acorde a la política y posición del portal
Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te puede interesar
Cerrar
Botón volver arriba