OpiniónOpinión Nacional

Valores Humanos Para Vivir

Desde 1972, soy un estudioso de los Valores Humanos Para Vivir. Cuando estudiaba ingles en Washington DC,  antes de ingresar al Instituto Tecnológico de Gas en Illinois (IGT), USA, del IIT de Chicago, a estudiar un post grado en Licuefacción de Gas Natural, junto a un grupo de ingenieros empleados de la entonces Corporación Venezolana del Petróleo. Esto, dada la decisión de CVP., de construir en Venezuela una probable Planta de Licuefacción de Gas Natural en el Edo. Zulia – la cual jamás se construyó por falta de reservas suficientes de gas natural -, proyecto esté en el cual supuestamente seriamos parte del personal que contribuiría con su diseño, desarrollo e instalación.

Debido a un ejercicio en Valores Para Vivir, que nos solicitó la profesora de inglés que hiciéramos los estudiantes de la clase, el cual consistía en ordenar 10 valores escogidos al azar según su importancia que un grupo de estudiantes de variadas nacionalidades diera a éstos, entre los cuales destacaban las nacionalidades; árabes, japoneses, y latinoamericanos. Durante la presentación de los resultados del ejercicio, observe que en promedio, los japoneses daban extrema importancia a la Honestidad, y la colocaban en los 3 primeros lugares de la lista. Por otra parte, los venezolanos y demás naciones participantes, la colocábamos en los últimos lugares de la lista.

Desde ese momento, decidí estudiar algo más en profundidad, el significado  sobre los Valores Para Vivir.  Encontré una referencia en Internet, que consistió en un Estudio de la ONU, identificado como Valores para Vivir: Un Programa Educativo (VPVPE) el cual surgió de un proyecto internacional empezado en 1995 por Brahma Kumaris, para conmemorar el cincuentenario de las Naciones Unidas. Llamado «Compartir nuestros valores para un mundo mejor», este proyecto centró su atención en los 12 valores universales. El tema -adoptado de un principio del preámbulo de la Carta de las Naciones Unidas- fue «Reafirmar la fe en los derechos humanos fundamentales, en la dignidad y en el valor de la persona humana…». Valores para Vivir: Un Programa Educativo se creó como parte de «Compartir nuestros valores para un mundo mejor». La guía -que proporcionaba la declaración de los 12 valores básicos, ofrecía una perspectiva individual para crear y mantener un cambio positivo y que facilitaba talleres y actividades de grupo- contenía una pequeña sección de actividades de clase sobre los valores.

De esos 12 Valores Para Vivir, escogí el de la Honestidad, para promocionarlo preferencialmente, puesto que es uno de esos valores insignia del cual debemos ocuparnos y aprender a interpretarlo bien, puesto sin ese valor, una persona pudiera estar a la deriva en la vida.

Pensando en los Valores Humanos Para Vivir, que de la futura Venezuela, que debería lograrse masivamente en la población, me permito publicarlos entre los miembros de mi lista de distribución, para que al menos piensen en estos y decidan en que podrían contribuir a difundirlos, enseñarlos, y aprenderlos si este es el caso. Enseñanza en Valores es algo que definitivamente debe hacerse en paralelo, con los estudios normales que hace cada persona en la vida para educarse y aspirar a ser un mejor ciudadano y tener éxito en la vida.

Soy de la opinión, de que los Valores Humanos Para Vivir, deberían ser incorporados a la educación primaria y secundaria e incluso en la universitaria. Entiendo que existe polémica sobre esta iniciativa, y no todos las naciones están trabajando con la ONU en incluir su programa de mejoras en Valores en éstas. Algunos piensan que la enseñanza en valores corresponde solo a las familias y religiones, lo cual, desde mi punto de vista es absurdo. Si se desea mejorar la calidad global de los ciudadanos de un país; la educación formal y la educación en valores deberían ir agarrados de las manos.

Por razones que todos conocemos, existen muchos países a la cabeza delincuencial en el mundo, tal es el caso de Latinoamérica, donde ocupamos los mayores índices delincuenciales a nivel mundial. Por otro lado, tenemos a los países escandinavos, con los mejores indicadores en educación, progreso, sueldos y productividad en el trabajo, con índices de criminalidad mucho más bajos que los nuestros.  Eso no es casualidad ni suerte.

Con una criminalidad y corrupción desbordada y tan galopante como la que existe en Venezuela y en Latinoamérica en general, es deber de todo ciudadano, influyente o no, en contribuir con su granito de arena, para intentar revertir estas cifras. Quizás los actuales residentes y nativos de América, jamás verán a Latinoamérica dar un giro de 180 grados respecto a estos resultados. No obstante, lo que se persigue es contribuir de alguna forma con nuestras naciones y aportar soluciones, para mejorar, aun cuando estas mejoras sean insignificantes.  Lo importante por ahora, es crear el hábito en cada uno de los latinoamericanos de mejorar en todos los sentidos y conductas. De recibir alguna demanda, estaría dispuesto a enviarle al solicitante, los restantes Valores Para Vivir.

Los 12 valores a los cuales me refiero son los siguientes: AMOR, COOPERACIÓN, FELICIDAD, HONESTIDAD, HUMILDAD, LIBERTAD, PAZ, RESPETO, Y RESPONSABILIDAD, SENCILLEZ, TOLERANCIA, UNIDAD.

Anexo lo indicado “HONESTIDAD”:

Los comentarios, textos, investigaciones, reportajes, escritos y demás productos de los columnistas y colaboradores de analitica.com, no comprometen ni vinculan bajo ninguna responsabilidad a la sociedad comercial controlante del medio de comunicación, ni a su editor, toda vez que en el libre desarrollo de su profesión, pueden tener opiniones que no necesariamente están acorde a la política y posición del portal
Fundado hace 24 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te puede interesar

Cerrar
Botón volver arriba
Cerrar