OpiniónOpinión Nacional

¡Venezuela después del 5!

Pudiéramos decir 4, 5, 6, 7 y hasta 12, para marcar pautas y decir cualquier vaciedad; pareciera que se ha convertido en cultura entusiasta del venezolano nominar fechas. Así decimos el 4F, el 5 y 6, del 7 al 12, el 4  de mayo¸ en fin, solo son pautas para el recuerdo y para la vivencia. Nos hemos acostumbrado a la perfidia pregonada por supuestas personalidades; y creemos que todo actor en un espectáculo puede decir sandeces como orador o político, considerado o tomado su decir por verdad de Perogrullo; sin embrago, nuestra consigna es: ¡Nada es verdad por solo serlo, sino que hay que ver de quien viene y quién la pregona, porque nadie es poseedor de la verdad!

En el título nos referimos al 5E reciente, cuando se instaló la nueva Asamblea Nacional, ilegítima para unos e ilegal para otros, lo que ha creado una duda razonable que requiere ser aclarada. Lamentablemente, quieren aclararla neófitos de oficio o sabios de postura, que se fundamentan en la opinión emitida por un prócer que se autoproclamó presidente o jefe de grupo o equipo, seguido por muchos “versados” expositores, que llaman opositores o guías de oposición. Sin embargo, no se le pide ni siquiera fe de vida, por lo que no sabemos ni su nacionalidad ni el origen de su mentira.

¿Es ilegítima o ilegal la Asamblea Nacional instalada el pasado 5? Es obvio que sobran “opinadores” que así lo expresan y hasta afirman que esa ilegitimidad o ilegalidad está en la Constitución porque lo dijo un diputado de la fracción “flakes” de la misma Asamblea. Surge aquí la duda razonable, ¿será verdad?

Hay muchos, que ya lo asumen como victoria del comunismo la supuesta (aún no probada) derrota de Trump en USA y hay quienes ya comenzaron a llorar porque se va a transformar en otra Venezuela y perdemos la esperanza de que vengan las tropas invasoras a acabar con el régimen “de Maduro”, “porque este no sale con votos”; “por ello, no hay que votar”, y se inventa cualquier excusa, la principal: “que la ¿Oposición? nunca ganará con este CNE porque tiene el fraude preparado”. Por ello se abstiene, Entonces nos preguntamos, ¿la abstención ilegitima el proceso electoral?

 Por desgracia, como hemos dicho, Venezuela ha vivido un perverso y rancio militarismo, que los hemos calificado de sinóptico desde el inicio de la república, después de su separación de la Gran Colombia. Militarismo que ha convivido por mucho tiempo y por conveniencia política, resurgido en el pasado reciente (décadas de la incursión castro-comunista); que a decir de versados historiógrafos del modernismo, ayudó a consolidar la democracia luego de la derrota del guerrillerismo “intelectual” comunista, venida a menos y depauperada, por los seguidores del «comandante eterno” promotor del morboso y estúpido “socialismo del siglo XXI”. Ese de la “revolución que vino para quedarse”, pero que sin gases, bombas ni virus, logró la mayor decadencia económica que haya conocido el mundo cívico y civilizado. Hoy, esa perversión se incrementado con la estupidez opositora de opositores, que inventaron el fraude y la abstención.

Con lo que ocurre en USA, aquellos que quieren compararlo con Venezuela, les recordamos que, en la VII Cumbre Iberoamericana, Magaret Thacher, la famosa «Dama de Hierro», con su férrea característica conque acostumbró al mundo, (mas al Tercero que al Primero), refiriéndose al futuro de América Latina expresó, con o sin sarcasmo, pero con el adorno (¿será posible?) de una sonrisa: “Bajo las condiciones adecuadas, Brasil puede ser muy, muy próspero. Venezuela y el resto de los países productores de petróleo también, salvo Colombia, que vive sumergida en la violencia. Así que no desesperen”. “Ustedes son dueños de su propio destino. Nosotros podemos ayudarlos y mostrarles cómo hacemos las cosas, pero es su decisión la que llevará adelante la democracia”.

No hay otra, somos nosotros los que podemos y debemos cambiar el rumbo tomado por la Venezuela chavista (socialista del Siglo XXI). Somos hijos del país mas rico del mundo. Si tenemos invasión de otros países “vivianes”, no es porque nos dominan, sino porque muchos venezolanos han sido apoderados de la desidia holgazana, y siguiendo la orientación de neófitos no  luchan con las armas democráticas para recuperar el poder político, sino que con su gran mayoría esperan que vengan otros libertadores.

No hagamos realidad lo dicho por el historiador estadounidense Robert N. Burr, “En los Estados Unidos generalmente se da por sentado que las naciones de América Latina son especies inferiores de Estados, que legítimamente caen bajo la influencia de los Estados Unidos; que existen, primariamente para dar cuerpo a su política exterior, contribuir a su defensa y estar al servicio de su economía”.

@Enriqueprietos

Los comentarios, textos, investigaciones, reportajes, escritos y demás productos de los columnistas y colaboradores de analitica.com, no comprometen ni vinculan bajo ninguna responsabilidad a la sociedad comercial controlante del medio de comunicación, ni a su editor, toda vez que en el libre desarrollo de su profesión, pueden tener opiniones que no necesariamente están acorde a la política y posición del portal
Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Un comentario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te puede interesar
Cerrar
Botón volver arriba