Opinión Nacional

Gonzalo hablo claro

«Cuando un amigo se va queda un espacio vacío, que no lo puede llenar la llegada de otro amigo…” Alberto Cortez

El día domingo de la semana pasada recibí una llamada telefónica al ver la pantalla de mi teléfono móvil me doy cuenta que era Gonzalo Pérez Hernández, un gran amigo al quien me unen muchos años de amistad, pero mi sorpresa fue grande cuando al escuchar al hilo telefónico no era el Gonzalo habla claro, sino su esposa Maruja quien me dice entre llantos, llena de un profundo dolor, que había fallecido su esposo Gonzalo. Quien tenía varios meses padeciendo de una penosa enfermedad y que ese día domingo se nos fue Gonzalo Pérez Hernández. Quien fue presidente del partido MIN Unidad, y falleció a los 75 años de edad. Este gran hombre tuvo una larga e intachable trayectoria en el mundo de la política, siendo en cuatro oportunidades diputado del extinto Congreso de la República y dos veces candidato presidencial. Gonzalo junto con Renny Ottolina crean el MIN un partido que nace con una iniciativa por las aspiraciones presidenciales, con ideas de una democracia participativa, como fundamento inicial en la vía del perfeccionamiento de la misma, a través de acciones orientadas al rescate de los valores morales y espirituales del ciudadano venezolano que se enfocaba para las elecciones de 1978. Con una gran meta nacional que se constituyera en garantía de una movilización poblacional participativa en el logro de la misma. En una Nación, como meta nacional a largo plazo, el transformar a Venezuela en una verdadera potencia agrícola, debidamente tecnificada, por la revisión de la actual orientación de la reforma agraria y a la creación de nuevas estructuras de producción agropecuaria, sin perjuicio de los derechos del trabajador agrícola y por el contrario estructurar sistemas que permitiera una mayor capacitación para el manejo de la moderna tecnología de esta industria biológica. Pero esto nunca se pudo llevar acabo por la muerte de Ottolina en un accidente aéreo.

Gonzalo tomo las riendas del partido después de la muerte de Renny Ottolina y logra ser electo diputado, desde el curul del Congreso lucha contra la corrupción que se veía en esa época, él fue denunciador de varios casos emblemáticos, entre ellos: RECADI; Los Jeep de José Ángel Ciliberto y Blanca Ibañez, que se utilizaron en la campaña interna de Acción Democrática para favorecer a los adeptos del pre candidato presidencial Octavio Lepaje; de igual modo denuncio el uso indebido de la partida secreta del Ministerio de Relaciones Interiores en el desvió y malversación de fondos que presuntamente realizó Carlos Andrés Pérez hacia Nicaragua; también alzo su voz para denunciar las presuntas cuentas mancomunadas entre Cecilia y CAP. Y hasta critico en forma pública al Gobierno de Chávez en su comienzo con el robo de bienes públicos en su cuestionado plan social Bolívar 2000, así como el Fondo Único Social. A Gonzalo muchos políticos de la rancia cuarta república no lo querían porque que él lucho por acabar la corrupción de aquellos gobernantes quienes fueron los culpables de llevar a Chávez a la presidencia por esas actitudes corruptas.

Gonzalo durante su trayectoria política lucho por la recuperación de los valores morales venezolanos a través de una política conducente a la recuperación y formación de los recursos humanos, mediante la implementación simultánea y convergente de cinco acciones fundamentales como son: Educación, Instrucción, Vivienda, Salud y Formación de nuevas actitudes que permitan rescatar al hombre y la concreción del orgullo nacional. Por eso los adecos, copeyanos y masistas no lo entendieron. Hasta Gonzalo se abrió en buscar la unidad entre todos los políticos opositores del país, el MIN adopta el símbolo de los lentes de pasta que utilizaba Renny y el mismo; este será el emblema distintivo de la organización hasta el 4 de octubre del 2005 cuando es reemplazado por la palabra “Unidad” en letras blancas. Gonzalo en esta época fue quien busco unas morochas en las elecciones parlamentarías, pero Henry Ramos retiro las candidaturas a diputados. Sin pensar el daño que le podía venir al país por ese hecho garrafal. El mismo Gonzalo les advirtió a los fulanos líderes del daño que les venía al país sino rectificaran el retiro de las candidaturas y estos le hicieron caso omiso a esa advertencia. Más bien la cúpula de los más partidos se unieron a la locura del Ramos.

En la elección presidencial del 2006 Gonzalo en representación del MIN-UNIDAD le dio el apoyo a Manuel Rosales, en la búsqueda de la unidad entre todos los políticos de la oposición, pero perdió Rosales y Gonzalo siguió en su lucha política, sin parar caminando por todo el país en contra del cierre de RCTV, las amenazas constantes a Globovisión, a El Nacional, a El Universal y en contra de la reforma constitucional del 2007, donde se logró la primera derrota electoral de Hugo Chávez Frías, pero la derrota del tirano llevo a que los partidos opositores se les subieran los humos a la cabeza y en las elecciones regionales del 2008 por esto deciden imponer a los candidatos desde Caracas y la oposición obtiene un triste resultado producto de una mezquindad política, por estas imposiciones que se vuelven aparecer actualmente en la Mesa de la Unidad Democrática quien es mi criterio esta manejada por unos malandros a quienes el mismo Gonzalo crítico y con los cuales estuvo en desacuerdo por muchas cosas que se hizo en la MUD, bajo las influencias y bendiciones de los dueños de cascarones vacíos de los partidos AD, COPEI, PRIMERO JUSTICIA, PODEMOS, ABP entre otras organizaciones. Hasta el mismo Gonzalo le mando una carta a Ramón Guillermo Aveledo, dando un voto de desacuerdo y disconformidad en representación del movimiento de integridad nacional ante las decisiones tomadas por la mesa de unidad democrática en materia de selección de los candidatos y candidatas de la alternativa democrática a la asamblea nacional y al parlamento latinoamericano, donde manifestó su desacuerdo ya que dichas selecciones no se apegaban al reglamento acordado y discutido en la MUD. El mismo Hernández en su carta como representante del partido MIN dejaba constancia de nuestro VOTO DE DESACUERDO Y DISCONFORMIDAD, por estas razones solicito la rectificación urgente de las injusticias cometidas y el restablecimiento de los acuerdos, los cuales han servido de soporte al proceso unitario con la finalidad de ejercer el Derecho a elegir de quienes nos representaran antes, durante y después de las elecciones y garantizar la mayor motivación, participación y defensa activa del voto, en la realización de un proceso de elecciones primarias en todo el país, tal como lo establece nuestra Constitución y el Reglamento aprobado por la MUD se determina la realización de elecciones primarias, de no alcanzarse el consenso al 31 de marzo, entonces, tal como y es el caso a la presente fecha en la gran mayoría de los estados no se había logrado dicho consenso. Nunca se quiso saber de esa carta de protesta de Gonzalo dirigida a la MUD porque Ramón Guillermo Aveledo en su astucia política y zorro viejo en la materia de componenda política busco las mil y una forma de tapar el error cometido. Pidió a Manuel Alejandro Pérez Soto quien le entrego la carta de Gonzalo que la guardara por el bien de la oposición y de la unidad que tenían muchos problemas internos, que no era el momento por el fracasó en que cayó la MUD en los diferentes estados del país donde sacaron a los mejores como David de Lima, Presbítero Pedro Freites, Narciso Urbaneja, Pastor Heydra, Froilán Barrios, Manuel Isidro Molina, Carlos Melo, Ángel Cacique, Iván Colmenares, Alberto Galíndez, Luis Lipa, Pedro Rondón, Jesús Fernando González Cazorla, Enrique Mendoza, los cuales exigían la realización de elecciones primarias para todas las listas y circuitos, propuesta que lógicamente fue rechazada. Que si esa carta salía al público se podía caer la unidad. Ahora dicha carta está en mi poder gracias que mi amigo Gonzalo me la envió días antes de entregársela al Aveledo (la carta está abierta al público interesado.)
Gonzalo hablo claro al decirle a muchos las verdades que a algunos no le gustaron, pero… se nos fue el amigo Gonzalo Pérez Hernández el gran político de la historia venezolana y nos dejó un vacío que nunca lo vamos a cubrir. Se el dolor de su señora Maruja Pujals de Pérez, su hija Glenda Pérez y su nieto Sebastián Pichardo Pérez. Quienes estuvieron a su lado en los últimos días de su vida. Y a quienes envió mis más profundas palabras de condolencia, solo les puedo decir: Que dios les de la fortaleza y la visión de asumir su dolor por la pérdida de ese gran ser humano que era Gonzalo Pérez Hernández; “Gonzalo hablo claro”…

Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Un comentario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba