Actualidad Internacional

Biden firma decretos en materia migratoria y buscar apartar las políticas de Trump

Una de las órdenes crea un grupo de trabajo que tendrá como objetivo reunificar a los menores que fueron separados de sus padres tras cruzar la frontera entre EE. UU. y México bajo el Gobierno de Trump

El nuevo jefe de la Casa Blanca muestra de nuevo su disposición de dejar de lado las políticas de su antecesor en el cargo. Y es que el presidente de Estados Unidos, Joe Biden, firmó este martes tres decretos en materia migratoria, con el objetivo de acabar con algunas de las «contraproducentes» medidas adoptadas por el expresidente Donald Trump, un paquete de medidas que incluye la creación de una comisión para dar con las familias de los niños separados en la frontera entre EE. UU. y México en 2018, a consecuencia de la política de «tolerancia cero» de la antigua Administración.

«No estoy haciendo una ley nueva, estoy eliminando las malas políticas«, apuntó Biden durante la firma de los decretos en el Salón Oval de la Casa Blanca, en un evento en el que estuvo acompañado por la vicepresidenta Kamala Harris y el recién confirmado secretario de Seguridad Nacional, Alejandro Mayorkas.

Las medidas

En primer lugar, el jefe de Estado firmó una orden que crea un grupo de trabajo que tendrá por objetivo reunificar a los menores que fueron separados de sus padres tras cruzar la frontera bajo el Gobierno de Trump.

«Vamos a deshacer la vergüenza moral que infringió a nuestra nación la administración previa, que literalmente -no de manera figurada- arrancó a niños de los brazos de sus padres en la frontera, sin siquiera un plan para reunificarlos«, manifestó el mandatario.

El grupo trabajará con representantes de las familias afectadas y aliados en los países del continente para encontrar a los padres de los menores que todavía siguen bajo custodia del Gobierno.

La separación de miles de familias inmigrantes que atravesaron la frontera con México sin documentos fue una de las decisiones más controvertidas de la Administración de Trump, que se valió para ello de la denominada política de «tolerancia cero«, anunciada en abril de 2018, aunque esta práctica comenzó como un programa piloto en julio de 2017.

Abordando las causas

Otra de las decisiones aborda las causas de la migración y para ello se crea un marco regional. La iniciativa plantea trabajar con la sociedad civil, los organismos internacionales y los Gobiernos de Norte y Centroamérica, en especial de El Salvador, Guatemala y Honduras, para atender la migración.

La estrategia también apunta a fortalecer los sistemas de asilo y la capacidad de reasentamiento en los países de Centroamérica, así como restaurar y fortalecer el sistema de asilo en Estados Unidos.

Además, ordena al Departamento de Seguridad Nacional (DHS) que revise el programa Protocolos de Protección a Migrantes (MPP, en inglés), también conocido como «Permanezcan en México«, por el cual más de 60.000 solicitantes de asilo fueron devueltos a ese país para esperar por su proceso.

Finalmente, la tercera orden ejecutiva busca revisar «de arriba a abajo» todas las medidas recientes aprobadas por el Gobierno de Trump que han «establecido barreras» al sistema legal de inmigración, en especial la norma conocida como «carga pública«, destinada a penalizar a los inmigrantes por el uso de beneficios públicos.

Según Biden, esta orden «restaura la fe en el sistema de inmigración» y fortalece la inclusión de los nuevos estadounidenses.

Mayorkas, la carte fuerte en materia de migración

Uno de los hombres clave para llevar a cabo este plan es el cubano-estadounidense Alejandro Mayorkas, que fue confirmado este martes por el Senado como el nuevo secretario de Seguridad Nacional de Estados Unidos.

Mayorkas, quien nació en La Habana en 1959, de donde salió un año después junto a sus padres y su hermana con destino a Estados Unidos, se desempeñó como subsecretario del Departamento de Seguridad Nacional (DHS) entre 2013 y 2016.

Como secretario de seguridad Nacional, Mayorkas tendrá la responsabilidad de sacar adelante la ambiciosa reforma que Biden presentó al Congreso en su primer día al frente de la Casa Blanca, que ofrece un camino a la ciudadanía a cerca de 11 millones de indocumentados residentes en el país y es considerada la principal promesa de campaña del presidente demócrata.

Histórico Buttigieg

Entretanto, el Senado estadounidense respaldó este martes el nombramiento de Pete Buttigieg como secretario de Transporte, lo que lo convierte en la primera persona abiertamente gay en ocupar un puesto en el gabinete de Gobierno de Estados Unidos.

El exalcalde de South Bend (Indiana), quien fue uno de los aspirantes a la candidatura presidencial demócrata para las elecciones del pasado año, había sido nominado por el entonces presidente electo, Joe Biden, el 16 de diciembre pasado.

En esa ocasión, al ser presentado formalmente por Biden en Wilmington (Delaware) como su elegido para ocupar la cartera de Transporte, el joven político reivindicó su homosexualidad y el hecho de poder expresarla abiertamente.

En el Departamento de Transporte, Buttigieg se enfrenta al reto de reconstruir la deteriorada infraestructura pública del país, después de que en las dos anteriores Administraciones, las de Donald Trump (2017-2021) y Barack Obama (2009-2017), fracasaran sus ambiciosos proyectos de inversiones en este sector.

Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba