Actualidad Internacional

Maduro no será invitado a toma de posesión de Lacalle Pou en Uruguay


El presidente electo de Uruguay, Luis Lacalle Pou, determinó que en su ceremonia de asunción de mando, que se llevará a cabo el 1° de marzo, no estén presentes los presidentes de Cuba, Miguel Díaz-Canel, de Nicaragua, Daniel Ortega, así como Nicolás Maduro.

De acuerdo con el futuro canciller, Ernesto Talvi, la decisión se adoptó porque ninguna de esas naciones “es una democracia plena”, dijo Talvi tras una reunión que mantuvo con el futuro mandatario uruguayo.

El funcionario agregó que la decisión se tomó con base en el artículo 1° de la Carta Democrática Interamericana de la Organización de Estados Americanos (OEA) que reza: «Los pueblos de América tienen derecho a la democracia y sus gobiernos la obligacion de promoverla y defenderla. La democracia es esencial para el desarrollo social, político y económico de los pueblos de América».

Guaidó a la espera

Según informa el diario local El Observador, se espera que una de las primeras medidas que tomará el nuevo Gobierno de Lacalle será declarar que para Uruguay, Venezuela vive «bajo una dictadura». En este sentido, Taivi anticipó que reconocerán a Juan Guaidó como presidente de la Asamblea Nacional de Venezuela, aunque todavía no hay información oficial acerca de si será invitado al acto de posesión.

Asimismo, las nuevas autoridades no aceptarán a un nuevo embajador nombrado por Guaidó, como sí lo han hecho otros países latinoamericanos.

Del mismo modo, se espera que el futuro Gobierno se retire del llamado Mecanismo de Montevideo, iniciativa conjunta entre Uruguay y México, que busca encontrar una solución a la crisis venezolana. Además, Ernesto Talvi puntualizó que su país permanecerá en el Grupo de Contacto Internacional, liderado por su país junto con la Unión Europea, ya que consideran que es lo suficientemente representativo y ha logrado avances.

Por otra parte, la situación con respecto a Bolivia está en estudio, y evalúan si invitar o no a la presidente interina, Jeanine Áñez.

Puertas abiertas

Mientras tanto, otro de los objetivos de la futura administración uruguaya es proyectar una imagen atractiva para los migrantes de la región, especialmente cubanos y venezolanos.

“Creo que Uruguay tiene una divina oportunidad para radicar familias. Uruguay siempre ha sido un país de brazos abiertos para países que están expulsando a su gente, básicamente venezolanos, cubanos y de otros lugares de América Latina», afirmó Lacalle Pou. “Estamos seguros que Uruguay se convertirá en un país no solo para invertir, sino para que vengan familias extranjeras», añadió.

En este sentido, el Gobierno que empezará a ejercer funciones ejecutivas desde el primero de marzo, implementará un conjunto de medidas orientadas a flexibilizar las normas para obtener la residencia en el país.

Con información de El Observador de Uruguay.

Fundado hace 24 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Cerrar