Actualidad Internacional

Rusia reafirma su tutela sobre Abjasia y Osetia del Sur con la firma de tratados bilaterales

El jefe del Kremlin, Dmitri Medvedev, firmó el martes con las regiones separatistas georgianas de Abjasia y Osetia del Sur sendos tratados de amistad y cooperación que regulan la colaboración política, militar y económica entre las partes, informó la agencia Interfax.

De este modo, tras reconocer la independencia de ambas regiones, Rusia crea ahora la base para el controvertido estacionamiento de 3.800 soldados rusos en cada una de ellas.

Rusia considera una tarea clave garantizar la seguridad en los dos «nuevos Estados», dijo Medvedev. Las fuerzas de combate rusas tendrán la tarea de evitar «nuevas aventuras militares» por parte georgiana.

«Los documentos que firmamos prevén que nuestros países emprenderán en conjunto las medidas necesarias para repeler amenazas a la paz (…) y oponernos a actos de agresión», dijo Medvedev tras una suntuosa ceremonia de firma en el Kremlin.

«Nos brindaremos unos a otros todo el apoyo necesario, incluyendo el apoyo militar», añadió el presidente ruso, quien advirtió de que una agresión por parte de Georgia desencadenaría «una catástrofe de escala regional».

Medvedev firmó los tratados con el líder de Osetia del Sur, Eduard Kokoity, y el de Abjasia, Sergei Bagapsh.

La UE, conciliadora
Mientras, el presidente de la Comisión Europea, José Manuel Durão Barroso, dejó claro en Bruselas que Europa no ejercerá ninguna presión adicional para forzar la salida de Rusia de las regiones separatistas.

Las negociaciones con la Unión Europea sobre un tratado de asociación y cooperación, dijo Barroso, continuarán siempre que los soldados rusos cumplan su compromiso de abandonar el resto de territorio georgiano.

«En la cumbre de la UE del 1 de septiembre se decidió que las negociaciones con Rusia no continuarían en tanto que los soldados de Moscú no se retiraran de sus posiciones en Georgia, a excepción de Osetia del Sur y Abjazia», puesto que ya estaban allí antes, dijo Barroso tras reunirse con el jefe de gobierno lituano, Gediminas Kirkilas.

Antes del surgimiento del reciente conflicto el 7 de agosto, menos de 500 soldados rusos se encontraban en Osetia del sur como parte de una tropa de paz que también incluía fuerzas georgianas. En Abjasia, la cifra estaba limitada a un máximo de 2.500 soldados. Pero tras el conflicto, Rusia reconoció a las regiones separatistas como estados independientes y anunció que establecería de forma permanente 3.800 soldados rusos en cada región.

La OTAN vuelve a respaldar a Georgia
La firma de los acuerdos por parte de Rusia se produce un día después de que el secretario general de la OTAN, Jaap de Hoop Scheffer, que llegó el lunes a Tiflis para crear una comisión OTAN-Georgia con el fin de contribuir a reforzar la seguridad georgiana, asegurara que «ningún país que no sea miembro de la OTAN podrá impedir el ingreso de Georgia en la Alianza».

Frente a la afirmación de Dmitri Medvédev de que el ingreso georgiano en la OTAN sería «intolerable» para Rusia, Scheffer defendió la integridad territorial de Georgia, instó a Moscú a revocar su reconocimiento de las independencias de las separatistas Abjasia y Osetia, y afirmó que «ningún país tiene el derecho de cambiar las fronteras».

También insistió en que los ministros de Exteriores aliados son los que tienen la última palabra y decidirán en la cumbre de diciembre próximo si invitan a Georgia al Plan de Acción para la Adhesión (MAP, siglas en inglés), considerada la antesala para el ingreso.

Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba