Deportes

¡Hasta siempre ‘D10S’! Diego Armando Maradona falleció a los 60 años

El deporte mundial está de luto. Hoy a los 60 años falleció el exfutbolista argentino, Diego Armando Maradona, de un paro cardiorespiratorio según reseñaron medios locales, tras sufrir una fuerte descompensación.

Se pudo conocer que el episodio se llevó a cabo en su domicilio situado en el barrio San Andrés de la localidad de Tigre. A pesar de que varias ambulancias se desplazaron a su hogar para prestarle ayuda, no pudieron evitar el fatídico incidente.

“El Pelusa” venía recuperándose de una cirugía de un hematoma subdural hace poco más de 15 días, sin embargo la preocupación y angustia de sus familiares y cuerpo médico veía dado por los fuertes síntomas de abstinencia que habría presentado luego.

Tal era la preocupación de su doctor de cabecera, Leopoldo Luque, que pidió a todo el entorno que rodeaba al mítico exjugador, trabajaran en unión para lograr su recuperación. Lamentablemente no fue así.

Luque resaltó los cambios de ánimo que tenía Maradona, todo ello producto de la abstinencia. “Esto se debe al consumo que ha tenido toda su vida. Vemos una reacción de sudoración, de ira, y la catalogamos como abstinencia”, manifestó en su momento el galeno.

 El hasta hoy técnico del Gimnasia y Esgrima de La Plata, equipo con el que estuvo a lo largo de 20 partidos y con el que ganó siete encuentros, empató cinco y perdió ocho, tomó la decisión de recluirse a finales del mes de octubre en una clínica de la ciudad bonarense de La Plata tras presentar un cuadro de anemia, deshidratación y un bajón anímico como consecuencia de una fuerte depresión. Tras realizarse los chequeos, se le diagnosticó el hematoma subdural del cual fue operado con éxito.

Así comenzó todo

El 30 de octubre de 1960 en la humilde localidad de Villa Fiorito, situada en la provincia de Buenos Aires, nació uno de los máximos referentes del fútbol mundial, Diego Armando Maradona, mejor conocido como “El Pelusa”.

Desde muy temprana edad dio muestra del talento innato que poseía en el manejo del balón y las habilidades que tenía en la cancha, esto le permitió debutar con apenas 15 años con el conjunto de Argentinos Junior, equipo de Primera División, el 20 de octubre de 1976.

Tal fue el alto nivel competitivo que mostró desde sus inicios, que tuvo la oportunidad de jugar en los equipos más emblemáticos de su país, tales como el Boca Junior y el Newell’s Old Boys de Rosario.

Poco a poco fue conquistando no solo el corazón de los fanáticos, sino también fue sumando adeptos, quienes disfrutaban de su juego, tanto así que de Argentina pasó a jugar en el fútbol europeo, primero con el Barcelona y luego con el Nápoles, donde se consagró como la leyenda que vivirá por siempre.

Diego Armando Maradona, además del gran nivel deportivo que siempre mostró como jugador, no puso evitar estar lejos de la polémica. Su último paso por Europa fue como futbolista del Sevilla, luego de ser suspendido por dopaje.

Diego Armando Maradona

Trayectoria de calibre

A lo largo de 21 años (1976-1993),  “El Pelusa”, deleitó a propios y extraños con su agilidad con el balón, no en vano logró jugar 679 partidos y sumó 345 goles, siendo el Nápoles con el conjunto con el que más estuvo (siete años) , mientras que el Newell´s Old Boys fue con el que menos jugó, dado que solo disputó cinco encuentros en 1993.

Sus primeros pasos los dio de la mano del equipo Argentinos Juniors, desde 1976 hasta 1980, aglutinando así 166 encuentros y 111 dianas anotadas. Tal fue el engranaje que logró con el equipo, que para rendirle tributo, el estadio en el que juegan lleva su nombre.

El 22 de febrero de 1981, marcó otro hito para Maradona, dado que fue la fecha en la que debutó con el Boca Junior y lo hizo enfrentando al Talleres de Córdoba. Este partido quedó 4-2 a favor del conjunto de “El Pelusa”, quien además anotó dos tantos. Con el Boca vio acción a lo largo de 40 juegos y sumó 28 dianas, además de ser campeón Metropolitano en 1981.

Tras ser cedido al Barcelona FC, debutó el 4 de septiembre de 1982 ante el Valencia. Con los azulgrana se embolsilló una Copa de la Liga y una Copa del Rey. En su último partido con los culés, no pudo evitar la derrota ante el Atlhetic de Bilbao, justamente en la disputa de la final de la Copa del Rey. Con el equipo catalán sumó 38 anotaciones en un total de 58 partidos.

Sin embargo el Nápoles se convirtió en el equipo de sus amores. Allí debutó el 16 de septiembre de 1984 ante el Verona, equipo que terminó llevándose el triunfo 3-1.

Cada día el talento de Diego Armando Maradona se perdía de vista, tanto así que en la temporada 1986-1987 logró conquistar el primer Scudetto de su carrera, un hecho que logró repetir en la temporada 1989-1990. Otros de los títulos que se adjudicó con el equipo italiano fueron la Copa Italia (1986-1987), la Supercopa en 1990 y la Copa de la UEFA en la temporada 1988-1989. En marzo de 1991 dijo adiós al Nápoles, con una derrota ante el Sampdoria. Un total de 259 partidos y 115goles, fueron los registros que dejó en el conjunto italiano.

Luego llegó al Sevilla en 1992, equipo con el que jugó apenas 29 encuentros y anotó ocho goles. Sus últimos partidos lo disputó con el Newell’s en 1993, con apenas cinco partidos sin goles.

Consagración con la Albiceleste

Con la Selección Nacional de Argentina, Diego Armando Maradona terminó de convertirse en un “D10s”, dado que a lo largo de 16 años en los que vio acción con la Albiceleste, no solo logró convertirse en campeón mundial en la cita de México 86, sino que escribió su nombre en los libros dorados de la historia del fútbol, tras anotar el considerado mejor gol de todos los tiempos, al que llamaron “la mano de Dios” ante Inglaterra en el Mundial de Italia 90 donde tuvo que conformarse con el subcampeonato.

Personaje polémico

La etapa más oscura de su carrera fue signada por los casos de dopaje. El 17 de marzo de 1991 fue suspendido por vez primera, luego que su muestra de orina presentara restos de cocaína tras finalizar el partido que el Nápoles dio cuenta del Bari 1-0. Esa sanción se extendió a lo largo de 15 meses y pudo volver a jugar el 30 de junio de 1992.

Otro episodio tristemente célebre que vivió “El Pelusa” se desarrolló el 25 de junio de 1994 en el Mundial de Estados Unidos, donde nuevamente dio positivo, pero esta vez a la sustancia efedrina, la cual estaba prohibida por la FIFA.

Maradona fue duramente cuestionado por los vínculos y amistades que logró hacer con figuras políticas vinculadas a la izquierda de Latinoamérica como por ejemplo Hugo Chávez, Nicolás Maduro, Evo Morales, Fidel Castro, Néstor Kirchner, entre otros.

De jugador a entrenador

Luego de una fructífera carrera, Diego Armando Maradona, no quiso desvincularse del futbol, es por ello que tomó la decisión de probar como entrenador. Justamente en el año de 1994 debutó como estratega del Deportivo Mandiyú de Corrientes, allí estuvo al frente de 12 partidos, logró un triunfo, seis empates y cinco derrotas. Luego pasó al Racing Club, el cual dirigió 11 encuentros, de los cuales ganó dos, empató seis y cedió tres.

Luego de un buen rato sin ver acción, llegó el momento de cumplir otro sueño, estar al frente de la Selección Argentina entre los años 2008 y 2010, dirigió 24 encuentros, de los cuales ganó 18 y perdió seis.

En los años 2011 y 2012 dirigió el Al Wasl de Emiratos Árabes Unidos y luego hizo lo propio entre 2017 y 2018 en el Al Fujairah.

Entre 2018 y 2019 llegó a la segunda división de México para tomar las riendas de Dorados de Sinaloa, con lo que ganó 20 encuentros, empató nueve y perdió otros nueve.

Maradona Gimnasia y Esgrima La Plata Fútbol Argentino

Su último cargo fue con el Gimnasia y Esgrima de La Plata. Como entrenador dejó una efectividad de 55,16 %.

Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba