Economía

Alza petrolera: Avance de la crisis energética mundial

No hay duda de que el petróleo marca la pauta en el mercado energético mundial, desde un sentido histórico hace diez años, el barril de crudo costaba US$10. En las últimas semanas ha llegado a cotizarse en el mercado a US$135 y su impacto lo vienen sintiendo tanto consumidores como empresas y las economías de países ricos y pobres.

En la actualidad el avance progresivo de los precios del petróleo ha venido presionando de una u otra manera el incremento de los demás rubros en los distintos países, ya que en algunos casos los costes de transporte o de realización de materias primas dependientes del combustible fósil hacen necesario el aumento del precio de los productos con el fin de poder subsanar esos gastos, existen casos como Bruselas en Bélgica donde hoy el costo de una bolsa de papa es de unos US$3.

Es decir, un 4% más que el año pasado. Esto, a pesar de una caída del 24% en el valor de la papa. El gobierno descubrió que esto era resultado del alza del combustible para los transportistas. La misma historia se repite en otras partes de la Unión Europea, donde el incremento en el precio de los alimentos alcanzó el 6% en abril.

Algunos estados demuestran esfuerzos por controlar el alza petrolera internacional en su mercado interno, y por tanto regulan el precio del combustible dentro de su jurisdicción en un tope establecido por ellos, casos como el de China, India y Perú donde el gobierno subsidia el restante del precio internacional a partir del costo fijado por ellos es sus países, deben pagar a las petroleras externas a cambio de precios preferenciales que le emitan un valor más bajo, aunque sin duda las empresas de petróleo nacionales de estos países están reportando perdidas en sus balances ya que el precio del petróleo está muy por arriba del precio al que se vende dentro del país, lo que, en naciones tan populosas como China e India significa que el gobierno debe gastar mucho más en subsidios.

También juegan un rol importante casos claros como el de los USA con 260 millones de habitantes que consume el 25% de la producción mundial de petróleo, inclusive más que China con 1350 millones, además del alto costo que le significa a los consumidores la gasolina en ese país, y no solo allí pasa, puesto que gran parte del oriente del mundo esta adoptando este voraz ritmo de vida, claro con la acotación del gran numero de población que esta región representa, Es sin duda este un paso desenfrenado que llevamos hacia una explosión social por concepto de energía, que si además se le agrega los altos índices del valor del barril de petróleo ante el aumento y disminución de la producción, la oferta y demanda, se hacen insostenibles e inestables la economías de muchas naciones generando profunda insatisfacción general dentro de la población de muchos estados.

Ahora resulta que en los casos privilegiados de exportadores como Venezuela donde el litro de gasolina apenas representa algo como 3 centavos de dólar, en comparación a su más cercano vecino Colombia donde se comercializa a partir de 30 veces mas sobre ese costo, se facilita el ingreso de la ganancia neta tanto para el patrimonio publico como para el dinero circulante en el publico, hecho que influye sistemáticamente en el crecimiento de la economía, el incremento petrolero es un alto beneficio para este país y para los demás miembros de la OPEP, pero va en detrimento de la estabilidad política, económica y social de la comunidad mundial.

Ahora bien, hay que tomar en cuenta que la energía es el motor del planeta, sin ella todo entraría en un franco estancamiento en su conjunto, lo que afectaría indiferentemente en un daño colateral a todos sin importar si se es importador o exportador del crudo, por ello, no debe resultarnos extraño pensar en las alternativas que poseemos, existe un mercado emergente de energía en los biocombustibles, etanol, en la energía eólica, en el gas natural comprimido, etc. Por ello ante el eventual agotamiento de un recurso no renovable como el petróleo en un futuro cercano, producto de este ritmo incesante de consumo de energía en el que nos dirigimos, quizás sea hora de prepararnos para asumir un cambio de dirección que permita desde otro punto de vista abastecer y controlar efectivamente la necesidad energética global.

Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba