Salud y Bienestar

Día Mundial Sin Tabaco: Cómo mejora la salud al dejar de fumar

Cada año el 31 de mayo, la Organización Mundial de la Salud (OMS) y sus asociados, promueven el Día Mundial Sin Tabaco, para concienciar sobre los efectos nocivos y letales del consumo del cigarrillo y de la exposición al humo que genera, con el objetivo de reducir su este vicio.

El tabaco, en cualquiera de sus presentaciones, es la principal causa prevenible de muerte en el mundo. Según explica el doctor Juan Saavedra, Gerente General de la Sociedad Anticancerosa de Venezuela, en el 2017 fallecieron 4.250 personas por cáncer de pulmón, erigiéndose esta enfermedad como la segunda causa de muerte en hombres y la tercera en mujeres.

Vale resaltar, que más de la mitad de los casos de cáncer de pulmón están relacionados con el consumo de tabaco, y lo mismo ocurre con casi la mitad de los casos de enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC).

Pero además de ser uno de los principales factores de riesgo de cáncer de pulmón en la Región de las Américas, y de causar y agrava una amplia gama de enfermedades pulmonares, fumar también desarrolla problemas en la vista como la degeneración macular asociada con la edad, condición ocular responsable de la mayor cantidad de personas ciegas en el mundo mayores de 55 a 60 años.

Asimismo, el cigarrillo es también un detonante de problemas asmáticos, especialmente en adolescentes que fuman o en niños hijos de padres fumadores, quienes son más propensos a tener infecciones respiratorias. En las embarazadas, tiene un efecto en el crecimiento del feto o en los primeros años de vida del bebé.

En este sentido y con el objetivo de que mas personas se unan a esta campaña, Analitica.com presenta una lista de  algunos de los beneficios para la salud que comienzan a notarse casi inmediatamente después de dejar este vicio.

A los 20 minutos de dejarlo: La presión arterial y el ritmo del pulso bajan a la normalidad.

A las 8 horas de dejarlo: Los niveles de monóxido de carbono en la sangre se normalizan.

A las 24 horas de dejarlo: Mejora la circulación y la función pulmonar, disminuyendo asi el riesgo de un ataque cardíaco.

A las 48 horas de dejarlo: Comienzan a regenerarse la terminaciones y los sentidos del olfato y el gusto empiezan a normalizarse.

De 2 semanas a 3 meses: Se hace mas fscil caminar ya que mejora la circulación. Los pulmones trabajan mejor y las heridas sanan más rápidamente.

De 1 a 9 meses: Mejoran los síntoma ocasionados al tabaquismo como la tos, congestión nasal, fatiga, y dificultad respiratoria.

Al año: Tendrá un 50 % menos de riesgo de cardiopatía coronaria.

A los 5 años: Disminuye un 50 % el riesgo de padecer cáncer de boca, garganta, esófago y vejiga.

A los 10 años: Los riesgos de morir por cáncer pulmonar son cerca de la mitad de aquellas personas que aún fuman.

Fundado hace 23 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Cerrar