Opinión Internacional

Obama vs. Fox News

Primer acto: Glenn Beck, comentarista de la cadena de televisión Fox News, con un bate de béisbol en la mano. Segundo acto: Se dirige a la cámara, da un paso. Tercer acto: Inicia una representación de una sangrienta y sádica escena de la película “Los Intocables” en la que el protagonista, Robert de Niro en el papel de Al Capone, le destrozaba la cabeza a uno de sus rivales.

Beck afirma en cadena nacional, que el Chicago de los años veinte gobierna hoy en Washington; hace referencia a la época de Al Capone. Beck está convencido que el gobierno de Obama es de corte maoísta, por lo que debe considerarse una amenaza latente para la estadounidenses e invita a todos a tomar un bate y defender el país.

Convertido en un emblema para movimientos radicales anti-Obama, Beck y su último libro se han convertido en un fenómeno político cada día más popular, atraen a una sociedad sumida en la peor crisis económica, desencantada del “fenómeno Obama” que vivió el país hace más de un año, todos empiezan a aglutinarse en medio de desesperación, empiezan a señalar a un culpable: Barak Obama.

La cadena Fox, a través de sus múltiples noticieros, se ha encargado de reproducir constantemente en televisión, radio e internet las amenazas, reclamos llenos de cólera y racismo en sus programas, afirmando incluso que “Obama no es americano”.

El contraataque de la Casa Blanca no se ha hecho esperar, llamado “Reality Check” se ha encargado de desmentir las afirmaciones de Fox. La respuesta del gobierno la ha encabezado Rahm Emanuel, jefe de gabinete que ha declarado “la Fox no está en el negocio de la información» sino “una marca ideológica”. Los acercamientos de miembros de su gabinete con Roger Aiels, presidente de la cadena Fox, no han sido favorables para el gobierno. Sin embargo la ultra derecha ha encontrado una figura presidenciable, se trata del propio Aeils, quien ha podido aglutinar a empresarios y políticos, quienes han formado el frente más crítico hacia la administración de los Estados Unidos.

Sin embargo el choque de intereses no se delimita a la cadena Fox, la semana anterior, Jay Leno dijo en su propio espacio en NBC: «Es realmente impresionante. Obama ha ganado un Premio Nobel de la Paz. Irónicamente, su mayor gesta como Presidente hasta el momento es ganar el Premio Nobel de la Paz».

Entre amenazas de muerte que rebasan las que cualquier otro presidente haya recibido jamás, empresarios aliándose con políticos de extrema derecha, Obama recibe noticias menos alentadoras fuera de casa; Iraq y Afganistán, los dos frentes abiertos que le ha dejado su antecesor se recrudecen día con día. Octubre es ya el mes con mayor número de estadounidenses muertos en Afganistán, 22 bajas mortales en 48 horas, lo que eleva la cifra en lo que va de mes a 55, el récord desde el comienzo del conflicto, hace ya ocho años.

En Iraq las cosas no son diferentes, el lunes 26 dos coches bomba que tenían por objetivo edificios gubernamentales dejaron ayer al menos 132 muertos y más de 520 heridos en el centro de Bagdad, un atentado que el Gobierno atribuyó a la red terrorista Al-Qaeda y a miembros del partido Baath del ex dictador iraquí Saddam Hussein.

La precaución de Obama en política externa e interna ha sido traducida por medios y opositores en tibieza e indecisión. Aunque varios ciudadanos estadounidenses siguen esperando por el cambio prometido por Obama, han entendido que la coyuntura económica y la herencia de una administración plagada de corrupción e ineficiencias no han ayudado a tomar el camino que Obama hubiera deseado.

Personalmente, espero que los estadounidenses no se vean influenciados por propaganda que difunde intolerancia y odio, propaganda que enjuicia y descalifica sin mayor reparo, simplemente por tener un color diferente, una ideología que no se comparte, propaganda que aprovechando la desesperación por encontrar un empleo o mejores condiciones de vida, incita a tomar bates de beisbol y a salir a la calles a defender lo que ellos piensan que debe ser el “establishment americano”, y todo el trasfondo de intereses que puede existir detrás de esto.

Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba