Opinión Nacional

Ante esto… ¿Permanecerá en silencio—como Pío Doce—la Conferencia Episcopal Venezolana?

El Papa Católico, Benedicto Décimo Sexto visitó el pasado domingo 28 de mayo de 2006, el lugar donde funcionó en Polonia, durante el atroz régimen de Adolph Hitler, el campo de exterminio nazi de Auschwitz—donde fueron sometios a las más horribles torturas y atrocidades; y después asesinados, más un millón y medio de hombres, mujeres y niños, por el solo hecho de ser judíos y allí—según el periódico de Roma La Repubblica preguntó: “Dios, porqué permaneciste en silencio” y según el periódico alemán Berliner Zeitung: “Donde estaba Dios”; añadiendo que el Holocausto fue la obra de “un grupo de extremistas fanáticos”.

Esa última expresión suya, ha generado fuertes protestas de las comunidades judías de diferentes países del mundo, indicado que ésta pretende exculpar al pueblo alemán—del cual Benedicto es originario—de su muy activa y pública participación en la persecución y odio hacia los judíos—que ha sido una atroz característica milenaria de la Iglesia Católica y a la cual el anterior Papa, Juan Pablo Segundo trató de ponerle fin—pero con lo que Benedicto parece no estar de acuerdo.

Importantes voceros judíos han dicho que Benedicto ha debido preguntar más bien porqué el Papa Pío Doce (1939-1958) permaneció en silencio ante el Holocausto, ya que durante la locura nazi del pueblo alemán, la Iglesia Católica no dijo ni pío—y algunos de sus sacerdotes ayudaron a oficiales nazis a escapar hacia Argentina, Chile, Uruguay y Paraguay después de finalizada la Segunda Guerra Mundial.

La misma pregunta de Benedicto; es una atrocidad. Porque: ¿Qué intentó Benedicto con esa pregunta? ¿Justificar la atroz conducta del Papa Pió Doce insinuando que se comportó igual que Dios ante el Holocausto?.

Los venezolanos deben exigirle a la Conferencia Episcopal de Venezuela—que explique porqué no ha reaccionado ante estos hechos y si el Cardenal Urosa Sabino; y los Obispos y Vicarios Apostólicos de Venezuela, también van a permanecer en silencio ante esta velada actitud antisemita de Benedicto, como lo hizo el Papa Pío Doce durante su reinado.

Y el gobierno de Venezuela, está obligado a observar y analizar cual va a ser la actitud de la Iglesia Católica en Venezuela ante este inaudito comportamiento de su máximo jerarca, antes de ceder a sus indebidas presiones para que la educación pública de los niños, adolescentes y jóvenes adultos de nuestro país, sea encargada a sus sacerdotes.

Los medios de comunicación deberían buscar a los miles de venezolanos descendientes de los sobrevivientes del Holocausto que arribaron a nuestro país a bordo de los barcos Caribia y Köenigstein y fueron recibidos con los brazos abiertos por familias de Puerto Cabello y Valencia, durante el gobierno del General Eleazar López Contreras, y que han estado contribuyendo a nuestro desarrollo desde entonces, para conocer lo que piensan sobre esta atrocidad de Benedicto Décimo Sexto.

Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te puede interesar
Cerrar
Botón volver arriba