Opinión Nacional

Hacer caminos es duro

Hacer caminos es duro. Construir vías alternas que vayan más allá de los
modelos populistas aplicados en nuestro país raya en lo utópico. La ausencia
de capacidad analítica que permita relacionar los elementos que se observan
de la realidad concreta, es uno de los factores que interviene en las
respuestas de las masas. La pasión que genera la oferta populista para
encantar a esa masa, incide en la conducta irreflexiva del colectivo. Más
puede la pasión que la virtud, cuando se carece de autoestima. Además, la
pasión enciende los instintos más bajos del ser humano, obligándolo a
permanecer en los niveles más elementales de su línea evolutiva como especie
del universo. Este tipo de conducta masiva indica que la cultura y la
educación son las variables que intervienen en el comportamiento de los
pueblos, para aferrarse a la dependencia improductiva y a la obtención de
ingresos sin trabajarlos. Por eso digo que es bastante difícil instaurar un
modelo de país próspero, cuando el estímulo del voto es un asunto netamente
clientelar. Cuando no existe la cultura, ni la educación en los pueblos,
éstos son vulnerables al encantamiento que genera el bozal de arepa. Triste
es presenciar que todavía falta mucho para que el pueblo madure en su
conciencia. Se requiere de infinita perseverancia para enseñar a pensar al
pueblo. De inducirlo a relacionar lo que observa, para que saque sus propias
conclusiones. De capacitarlo para que pueda discernir y sepa cuando se le
está manipulando. De enseñarlo a crecer para que pueda ejercer las virtudes
de la democracia.

Por mi parte, si entrar a analizar la Batalla de Carabobo que libró el
Presidente el pasado 30J, no confío en los resultados que obtuvo el MDD.

Estoy convencido que su verdadera votación fue mucho más elevada. No
obstante, al MDD no se le podía permitir espacios de poder. Por eso se le
mantuvo relegado a tan solo el 1% del total electoral. Pero, eso no ha sido
motivo ni de desmoralización, ni de consolación. Todos los estados en donde
existe el MDD han ratificado su disposición a reiniciar la lucha. Será bajo
otras expectativas y dentro de los parámetros del modelo clientelar que
continuará desarrollando el gobierno. Cuatro grandes áreas de trabajo
constituyen el regreso de todos a la construcción del movimiento: acción
política, acción social, formación y organización.

Primero, la acción política que buscará en el corto plazo solicitar la
realización de un referéndum popular, de acuerdo a los artículos 5, 70 y 71
de la Constitución Bolivariana, para que se cumpla con el conteo manual de
los votos. Esto obedece a la gran incertidumbre que han arrojado los
resultados electorales del pasado 30J.Para alcanzar este objetivo se
requiere recoger 1.200.000 firmas a nivel nacional. Segundo la acción social
que tendrá dos vertientes. La primera vertiente es el trabajo con la ONG que
se va a formar, para acudir a los organismos internacionales que financian
programas de contenido social en países en vías de desarrollo. La segunda
vertiente es el trabajo en la asociación civil que fomentará el cuido y
vigilancia por los derechos humanos. Tercero, el área de formación que tiene
por meta impulsar el trabajo del Centro de Estudios e Investigación (CEI),
cuyas actividades podemos agruparlas en tres módulos de eventos. Módulo de
capacitación, por medio de la activación de la Escuela de Cuadros. Módulo de
investigación, cuya principal tarea será la de preparar el primer Congreso
Ideológico. Y el módulo de estudios prácticos, para formar promotores que
generen un trabajo productivo. Finalmente, la cuarta área de trabajo será
la organizativa. Ésta, se enmarca dentro de su fundamental tarea que es la
realización de las asambleas populares en los diferentes estados, para
elegir a las autoridades del movimiento. Sobre las áreas de trabajo
discutiremos en la próxima reunión de la Dirección Política Nacional (DPN)
que celebraremos el sábado 12 de agosto. Ocasión propicia también para hacer
una intensa reflexión sobre los resultados electorales en toda Venezuela.

Asi empezaremos de nuevo. Otro amanecer, entre tantos que me ha tocado
despertar. Nuestro destino está ligado a la búsqueda permanente. Quizás su
llegada al fin del camino no es como lo imaginamos. Quizás no es el poder
como lo conocemos de manera práctica. Hay otras formas de realización tan
importantes como el ejercicio del mando. Hay otras vías que impone el
trabajo social que nos obliga a revisar la mejor manera de servir al país,
por una causa de transformación nacional. En el MDD la descubriremos o la
inventaremos. Sea cual sea, lo que sí es un hecho es que construiremos
caminos que van a revolucionar a Venezuela.

[email protected]

Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te puede interesar
Cerrar
Botón volver arriba