Opinión Nacional

¿Hasta cuándo?

¿Hasta cuándo los venezolanos viviremos en este clima de sangre, de asesinatos sin asesinos, de homicidios sin fiscales, de delitos sin jueces?…

¿Hasta cuándo un pueblo que había vivido en un clima de cordialidad y hermandad va a dirimir sus diferencias a insultos, a palazos, a balazos?

Coincido con quienes dicen que aún cuando no se sabe quiénes son los autores materiales de los asesinatos de la Plaza Altamira, el autor intelectual es el verbo cargado de odio, de divisiones, de rencor, del Presidente de la República, que ha calado profundamente en algunos de sus seguidores, y que aderezado con licor, y apoyado con armas de fuego, ha vuelto a producir muertes de inocentes. De inocentes venezolanos que ejercían su derecho de protestar y de expresarse libremente.

¿Hasta cuándo la Fuerza Armada va a seguir sin ejercer su influencia ante un régimen, supuestamente “democrático”, que reiterada y sistemáticamente ha violado la Constitución, escudándose en una “institucionalidad” que no existe, porque en Venezuela las instituciones están destruidas? ¿Hasta cuándo estas cosas terribles seguirán pasando?

¿Hasta cuándo el Fiscal General de la República va a permanecer indiferente a tantas muertes?… ¿Es que no se ha paseado por el hecho de que también se peca por omisión?

¿Hasta cuándo el Defensor del Pueblo va a seguir siendo el defensor del régimen? ¿Es que no habrá pensado que los muertos tienen familias ante quienes tiene que responder?

¿Hasta cuándo los “comandos tácticos” van a seguir con la táctica de armar vándalos para que disparen contra sus compatriotas?

¿Hasta cuándo los venezolanos vamos a soportar que nos gobiernen personas con dobles discursos, que dicen una cosa y hacen otra, que manejan de forma magistral el maniqueísmo, para hacerle ver a un pueblo que aún cree en ellos, precisamente por ignorancia, que lo que está bien está mal y viceversa?

¿Hasta cuándo llevaremos una vida de zozobra, pensando que cada vez que marchemos puede haber francotiradores apuntando nuestras cabezas?

¿Hasta cuándo tendremos en la oposición que llegar a soluciones como los paros, para llamar la atención de un gobierno ciego y sordo ante nuestros legítimos reclamos?

¿Hasta cuándo tendremos que esperar porque se lleve hasta sus últimas consecuencias la investigación de los hechos de abril?

¿Hasta cuándo viviremos escenas como la que vivimos en la noche del viernes en Altamira?

¿Hasta cuándo soportaremos que una violencia importada se imponga como una nueva manera de ser?

¿Hasta cuándo se va a imponer como sentimiento la desesperanza?

¿Hasta cuándo vamos a llorar muertos por la democracia, la paz y la libertad?… ¡Hugo Chávez no se merece ni los heridos ni los muertos que ha habido, ni se merece un herido más, ni un muerto más!

¿Hasta cuándo vamos a llevar en nuestros corazones este dolor de patria? Hermann Escarrá, un par de horas después de los nuevos asesinatos de Altamira, desde la tarima, recordó las palabras del gran poeta peruano César Vallejo en Los Heraldos Negros:

“Hay golpes en la vida, tan fuertes… ¡Yo no sé!
Golpes como del odio de Dios; como si ante ellos,
la resaca de todo lo sufrido
Se empozara en el alma… ¡Yo no sé!

¿Hasta cuándo?

Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te puede interesar
Cerrar
Botón volver arriba