Opinión Nacional

LA “OPOSICIÓN” debe bailar pegado

Cada vez que hay una confrontación abierta, “justa y razonable” entre la oposición y el régimen, los foros de opinión tienden a deformar la realidad contigua. Los chavistas parecen apoderarse de estos foros, lanzando los mismos argumentos intimidatorios; saldrán los motorizados y quemarán a Caracas, los barrios bajarán. Son los testimonios manidos de siempre, para que esa oposición temerosa dirija sus esfuerzo a comprar comida y a enconcharse en sus casas, pasando el objetivo central de la lucha a un segundo plano, como lo es ahora la defensa de la libertad de expresión, no consintiendo el cierre de Radio Caracas Televisión.

En repetidas oportunidades hemos dicho que la oposición murió, cuestión que sostenemos, y murió desde el mismo día en que Hugo Chávez le quitó la autonomía al CNE y le convirtió en un obsecuente instrumento del régimen, obturando una salida democrática. No contamos con una oposición, pero sí con una disidencia amplia, mayoritaria, que podría convertirse en vanguardia de las luchas sociales cuando asuma su rol histórico. Apartándose de las banalidades circunstanciales y de los aproveches creados por el Gobierno para conservarlos silenciados.

Venezuela se halla en la encrucijada de mantenerse libre o de ser sometida al comunismo, es el momento de mayor tensión desde que el Presidente ocupó el poder. Estando amenazada con una reforma constitucional que, terminará de dar al traste con el sistema democrático y su tradición republicana. Son tiempos sórdidos para los venezolanos acostumbrados a vivir en libertad, pudiendo aún defendernos de esa sordidez, retomando las luchas como deben ser.

La coyuntura actual vuelve a ser favorable para la disidencia, nadie puede ignorar que la clausura de Radio Caracas será el golpe final contra la libertad de expresión. Los países democráticos protestan contra la medida, llegando las señales de todas partes. De consumarse, se hallará la deslegitimación de Hugo Chávez, de sus “apegos” democráticos y pudiera ser el comienzo de su derrumbe, si la gente comprende se trata del tránsito de una democracia hacia una dictadura. La mirada inasible y complaciente de los venezolanos no puede continuar ante esta seria coacción, no hay ninguna recompensa valedera, ni amenaza para que los empleados públicos y comerciantes mantengan su afinidad con un régimen ominoso. La disidencia debe pronunciarse. Tocándoles “bailar pegado” en el futuro, cuando es el colectivo quien está en juego, ningún beneficio particular pudiera justificar la impasibilidad ante la dictadura. Debemos estar preparados una vez más, para esas salidas inesperadas que nos depara la política mutante de este Gobierno. Nada ni nadie sustituirán en la tradición hogareña a RCTV, es la visión compartida de la familia y un medio de comunicación. Aunque los cotilleos se arrecien en las publicaciones y foros de opinión sobre la posibilidad cada vez más lejana de una salida negociada, esta contingencia sorprendería a todos, cuando ya Chávez nombró a la nueva directora de la ulterior “empresa”. De manera que, nuestras energías deben rebosar y no decaer. Las decisiones en el oficialismo serán una nueva fullería dirigida a esa disidencia a la cual ellos tanto han escarnecido.

La situación interna del chavismo no es boyante, ni atraviesa sus mejores momentos, la incorporación al PSUV es delusoria, las purgas se arrecian cotidianamente y los seguimientos se redoblan entre ellos. Quienes salen del Gobierno en algunos casos se convierten desde afuera en los quinta columna de él, y procuran ablandar más a la oposición “oficialista”. El chavismo sin Chávez existe, sin que todavía se le pueda identificar públicamente. Palmariamente, el caso RCTV es una impronta más para acercarse o alejarse de Hugo Chávez, pero sigue estando lejos un rompimiento intestino. La disidencia venezolana debe establecer sus objetivos reales y no ficticios, de lo contrario el futuro seguirá siendo “rojo, rojito”.

Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te puede interesar
Cerrar
Botón volver arriba